Cultura

Esta película tiene violencia, sexo y humo

Investigadores británicos piden clasificar los filmes con escenas de fumadores para evitar que los niños sean vulnerables a sus efectos psicológicos

Redacción Central |

Investigadores británicos piden clasificar los filmes con escenas de fumadores para evitar que los niños sean vulnerables a sus efectos psicológicos

Los científicos de la Escuela de Ciencias Orales y Dentales de la Universidad de Bristol, Inglaterra, están pidiendo clasificar las cintas con escenas de fumadores en la misma categoría restrictiva que se aplica a aquéllas que muestran escenas de sexo o violencia.

Los investigadores, que publican sus resultados en la revista Thorax, entrevistaron para el estudio a 5.000 jóvenes de 15 años.

Los encuentros personalizados estaban diseñados para analizar la influencia potencial de algunas de las 360 películas estadounidenses más taquilleras que fueron estrenadas entre 2001 y 2005, incluidas «Spider-Man», «Bridget Jones» y «The Matrix», —todas ellas presentan a actores fumando—.

Los resultados revelaron que los adolescentes que vieron la mayoría de estas películas que mostraban personajes fumando mostraron 73% más probabilidades de haber probado un cigarrillo que aquellos que recibieron menos exposición en el cine. Y los primeros mostraron también 50% más probabilidad de ser fumador en el momento de la entrevista.

Como se sabe que el tabaquismo de una persona está influenciado por factores como los hábitos de fumar de los padres y amigos, los investigadores también estudiaron los antecedentes sociales de los adolescentes. E incluso tomando en cuenta estas variables, los participantes tenían 32% más probabilidad de haber probado un cigarrillo, revela el estudio.

«Vimos una relación lineal entre los adolescentes fumadores y el número de películas que habían visto que mostraban actores fumando» afirma la doctora Andrea Waylen, quien dirigió el estudio.

La profesora también señala que «más de la mitad de las películas presentadas en el Reino Unido que mostraban actores fumando estaban clasificadas como UK15 (15 años o menores), así que los niños y adolescentes claramente se ven expuestos a ello». Por lo tanto defiende que es necesario elevar esta clasificación a UK18 (mayores de 18 años), la misma clasificación para películas que muestran escenas de sexo y violencia, porque con esto se reducirán las tasas de tabaquismo entre los jóvenes.

Los investigadores han pedido al Consejo Británico de Clasificación de Películas (BBFC) que lleve a cabo esta medida «para proteger a los niños de imágenes particularmente perjudiciales».

La BBFC, por su parte, respondió a los autores del estudio que sus regulaciones son «proporcionadas, toman en cuenta la evidencia disponible sobre efectos perjudiciales, y reflejan los claros deseos del público».

«Fumar es un importante asunto de salud pública y hemos consultado extensamente al público sobre esto» afirma David Cooke, director de la BBFC.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Agencias)

también te puede interesar