Cultura

Ruinas de Machu Pichu abren nuevamente al público

La ciudad de piedra del Perú volvió a ser visitada tras más de dos meses de clausura obligada por los daños causados por las lluvias a la ruta de acceso

Susan Sarandon
Ruinas de Machu Pichu abren nuevamente al público. | Internet

Redacción Central |

La ciudad de piedra del Perú volvió a ser visitada tras más de dos meses de clausura obligada por los daños causados por las lluvias a la ruta de acceso

El santuario inca de Machu Picchu fue reabierto con la actriz Susan Sarandon como invitada estelar, tras más de dos meses de clausura obligada por los daños causados por las lluvias a la ruta de acceso.

La artista norteamericana entró en la ciudad de piedra construida en las montañas de la región sur andina de Cusco, junto al ministro de Comercio Exterior y Turismo, Martín Pérez, y otras personalidades.

Los primeros visitantes arribaron previamente por vía férrea, en autovagones, a Aguas Calientes, pueblo ubicado al pie de la montaña sobre la que se yergue la hermosa ciudadela, y donde hubo un acto festivo de bienvenida.

Pérez indicó que ingresaron sólo entre 800 y mil turistas, cifra que se irá incrementando hasta la normal, de dos mil 500 a tres mil por día. Saludó el hecho que una actriz de renombre mundial como Sarandon sea la madrina de la reapertura de Machu Picchu, luego que el acceso ferroviario desde la ciudad de Cusco mil 165 kilómetros al sur este de aquí- fue parcialmente rehabilitado.

La línea férrea fue destruida en varios tramos por deslizamientos e inundaciones causadas por las lluvias en enero pasado, situación que dejó aislados durante varios días a más de cuatro mil turistas, en su mayoría extranjeros, en Aguas Calientes.

Los visitantes fueron entonces evacuados por un puente aéreo de helicópteros, en una operación de vaios días realizada sin accidentes.

Según el Observatorio Turístico del Perú, las pérdidas del turismo por el cierre de Machu Picchu pueden llegar a 400 millones de dólares y la destrucción causada por las lluvias en la región de Cusco generó pérdidas por 236 millones.

La vía férrea Cusco-Machu Picchu ha sido sólo parcialmente rehabilitada, pues hay un tramo pendiente, el que los viajeros recorren en autobuses, hasta abordar un autovagón que los lleva a Aguas Calientes.

Las autoridades indicaron que la vía férrea y el servicio de tren a las ruinas estarán normalizados en las próximas semanas.

también te puede interesar