Ciencia y Tecnología

Gran hallazgo en la Amazonía

Los expertos descubrieron fósiles de siete especies de cocodrilos que habitaron la Amazonía peruana hace 13 millones de años

Fósiles en Perú
Equipo trabajando en la preparación de protección de yeso en colecta de huesos fósiles a orillas del río Itaya, área de Iquitos, Perú | Pública | Andy Wyss

Redacción Central |

Un grupo de investigadores peruanos, norteamericanos y europeos descubrió en un yacimiento fosilífero de la Amazonía peruana siete especies de cocodrilos que habitaron hace 13 millones de años.

El hallazgo, divulgado en la revista Proceedings of the Royal Society B, contribuye al entendimiento de la gran diversidad amazónica, ya que muestra la mayor concentración de especies de que se haya tenido evidencia en la historia de la Tierra.

“Hemos descubierto ese momento especial en que el ecosistema de humedales alcanzó su pico en tamaño y complejidad, justo antes de su desaparición. Coexistían caimanes de todos los linajes, desde los arcaicos con hocicos anchos hasta los de dientes globulares”, subrayó el encargado del Departamento de Paleontología de Vertebrados del Museo de Historia Natural de la Universidad Mayor de San Marcos (Perú), Rodolfo Salas-Gismondi.

Destacan los expertos que antes de que la cuenca del Amazonas acogiera el río, este sitio, al noreste de Perú, presentaba un ecosistema de humedales en el que se incluían pantanos, lagos, bahías y ríos, además de abundancia de recursos como moluscos y caracoles, lo que favoreció la existencia de una gran biodiversidad.

El conservador de la Colección de Mamíferos Fósiles del American Museum of Natural History y uno de los autores de la investigación, John Flynn, destacó la importancia del hallazgo debido a que el lugar es actualmente un bosque tropical y la oportunidad de encontrar rocas antiguas y fósiles es muy limitada.

Así que cada vez que se consigue una ventana especial, como estos depósitos de mega-humedales fosilizados con tantas especies nuevas y peculiares, puede proporcionar conocimiento sobre los ecosistemas antiguos, acentuó.

Entre las especies descubiertas en esta exploración –que data de más de 10 años– se encuentran tres especies de caimanes, entre ellas el Gnatusuchus pebasensis, que poseía una mandíbula en forma de pala para mover el barro y dientes globulares en la parte posterior.

Igualmente salieron a la luz los primeros restos fósiles del caimán enano Paleosuchus, con un hocico más largo y alto, como para capturar peces.

La investigación sugiere que con el nacimiento del sistema del río Amazonas, las poblaciones de moluscos declinaron y las especies de caimanes durófagos se extinguieron mientras otros con dietas variadas se diversificaron en los ecosistemas amazónicos modernos.

Actualmente solo seis especies de caimanes viven en la cuenca del Amazonas, aunque rara vez comparten el mismo hábitat.

también te puede interesar