Ciencia y Tecnología

Pérdida repentina de la audición puede afectar a menores y adultos

Una destaca especialista mexicana asegura que la causa de este súbito padecimiento puede estar originada por el estrés y la falta de descanso adecuado

Audición
Pérdida repentina de la audición puede afectar a menores y adultos |

Aurora Rondón |

Uno de los motivos de urgencia en la consulta de otorrinolaringología es la pérdida repentina de la audición que aunque afecta más a los menores, suele aparecer también en los adultos, una destaca especialista mexicana asegura que la causa de este súbito padecimiento puede estar originada por el estrés y la falta de descanso adecuado.

Estela Chávez Delgado, especialista del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) indicó que se trata de la pérdida repentina de la audición, en un sólo oído, que generalmente aparece más en personas de entre 12 y 20 años, aunque también ocurre en gente mayor.

Un resumen de los casos tratados en los últimos años, la lleva a afirmar que se trata del octavo motivo de consulta de urgencia otorrinolaringológica y ha encontrado que mientras los jóvenes la desarrollan como consecuencia de estrés, exceso de ejercicio y falta de descanso, en los adultos surge como consecuencia de afecciones crónicas, como diabetes e hipertensión.

El común denominador en el desarrollo de esta forma súbita de pérdida auditiva, es la interrupción de flujo sanguíneo a los vasos que irrigan estos órganos y que son más delgados que un cabello.

La otorrinolaringóloga del Hospital General de Zona (HGZ) No. 89 del IMSS en Jalisco, subrayó que aunque la sordera súbita es preciso tratarla en los primeros 15 días de su aparición, mucha gente acude al médico de manera tardía, luego de dos meses del inicio de los síntomas y eso disminuye el éxito en el tratamiento.

La enfermedad podría alcanzar el nervio auditivo sino se trata de inmediato, y cuando esto sucede, el daño es irreversible, señaló la especialista. Agregó que la recomendación es buscar lo antes posible atención médica, sobre todo en personas que tienen antecedentes familiares de sordera.

también te puede interesar