Ciencia y Tecnología

¿Posible antídoto contra el cáncer?

Experimentos demuestran que el virus de viruela bovina (JX-594) es capaz de atacar células cancerígenas, un logro sin precedente para la medicina Esta semana la revista Nature publica que un grupo de investigadores logró modificar un virus que, al inyectarse en el torrente sanguíneo, es capaz de atacar células cancerígenas en un procedimiento sin precedentes. […]

Virus
Esta semana la revista Nature publica que un grupo de investigadores logró modificar un virus que, al inyectarse en el torrente sanguíneo, es capaz de atacar células cancerígenas en un procedimiento sin precedentes. | Internet

Redacción Central |

Experimentos demuestran que el virus de viruela bovina (JX-594) es capaz de atacar células cancerígenas, un logro sin precedente para la medicina

Esta semana la revista Nature publica que un grupo de investigadores logró modificar un virus que, al inyectarse en el torrente sanguíneo, es capaz de atacar células cancerígenas en un procedimiento sin precedentes.

Durante las pruebas el virus atacó sólo a los tumores sin tocar el tejido sano cuando fue inyectado a 23 pacientes en el marco de un experimento a pequeña escala.

Los científicos indicaron que algún día estos hallazgos podrían «transformar verdaderamente» las terapias.

Al divulgarse la información, algunos oncólogos afirmaron que el uso del virus mostró una «promesa real».

La utilización de virus para atacar al cáncer no es un concepto nuevo, pero hasta la fecha tenían que ser inyectados directamente en los tumores para evadir el sistema inmunológico.

Para la ocasión los científicos modificaron el virus de la viruela bovina, que es ampliamente conocido porque se usa en la vacuna contra la viruela.

El virus, denominado JX-594, depende de una vía química, — común en algunos tipos de cáncer, —para poder multiplicarse.

Fue inyectado en diferentes dosis en la sangre de 23 pacientes con cáncer que había hecho metástasis en varios órganos.

De los ocho pacientes que recibieron la mayor dosis, siete experimentaron una multiplicación del virus en los tumores, pero no en el tejido sano.

La infección provocada previno que los tumores crecieran por un tiempo en seis pacientes. Sin embargo, el virus no les curó del cáncer.

En todo caso los pacientes solo recibieron una dosis del virus, debido a que el experimento fue diseñado para probar que no era dañino.

Ahora se cree que el virus podría ser usado para tratamientos contra células cancerosas en altas concentraciones.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Agencias)

también te puede interesar