Ciencia y Tecnología

Nueva propuesta para la ecología en los mares de Barents y Kara

El gobierno de Rusia valoran sacar submarinos de propulsión nuclear sumergidos en esos mares

Submarino de propulsión nuclear
Gobierno de Rusia valoran sacar submarinos de propulsión nuclear sumergidos en en los mares Barents y Kara. | Internet

Redacción Central |

El gobierno de Rusia valoran sacar submarinos de propulsión nuclear sumergidos en esos mares

Para garantizar el buen estado ecológico en los mares de Barents y de Kara podrían ser elevados dos submarinos de propulsión nuclear sumergidos uno en el mar de Barents en 2003 y otro en el Golfo Stepánovo en 1989, anunció el primer subdirector general de la corporación nuclear rusa Rosatom, Iván Kamensky.

«En un futuro próximo se decidirá el levantamiento o entierro final de los submarinos, el B-159, sumergido en el mar de Barents en 2003 a una profundidad de 248 metros y el K-27, hundido en 1989 a una profundidad de 33 metros en el Golfo Stepánovo, cerca de la Nueva Tierra», informó.

La declaración fue realizada por Kamensky durante la Conferencia Internacional sobre el Ártico, que se lleva a cabo a bordo del rompehielos Yamal.

Según el funcionario, el asunto debe solucionarse en 2012 y, aunque el gasto de la operación es considerable, la decisión que se tome podría evitar problemas futuros de contaminación nuclear en los mares donde se encuentran los barcos. Ahora la radiación nuclear en esos lugares cumple con la norma, subrayó.

El directivo agregó que ambos submarinos tienen dos reactores con combustible y, si se toma una decisión sobre el destino final de las naves, entonces será necesario decidir cómo y con qué hacer esta delicada operación.

Teniendo en cuenta la experiencia del levantamiento del submarino nuclear Kursk, contamos con la plena capacidad de realizar este tipo de operaciones. Sobre todo porque los barcos están en aguas poco profundas, señaló.

En cuanto al submarino nuclear Komsomolets, que se hundió en el Mar de Noruega en 1989, es muy probable que se quede para siempre donde está debido a la profundidad en la que se encuentra (1.685 metros), aseguró Kamensky.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Agencias)

también te puede interesar