Salud

¡A nadar se ha dicho!

Beneficios de la natación

natación
Beneficios de la natación |

B. García |

Está comprobado que 45 minutos de actividad física diaria, junto con una dieta equilibrada y saludable, es el mejor estilo de vida para poder mantenerse en forma, saludable y tener una actitud mental positiva. Todo esto también lo puedes lograr con la natación.

-La natación ayuda a entrenar todos los músculos del cuerpo. Esto se debe a que en la actividad se usan todos los músculos del cuerpo, así que si nadas una suave braza o estilo mariposa, obtendrás un entrenamiento de cuerpo completo.

-Ahorra tiempo: Está comprobado que debido a que el ejercicio se realiza bajo el agua, es posible ahorrar algo de tiempo. Nadar hace que su cuerpo trabaje más duro, por lo que 30 minutos de ejercicios en una piscina equivale a unos 45 minutos fuera de ella.

-También entrena tus pulmones No solo los músculos están recibiendo un buen entrenamiento, también tu sistema cardiovascular.

-Nadar fortalece los pulmones, así como el corazón, de hecho, es tan bueno para ti que los investigadores comparten que incluso puede reducir el riesgo de muerte, lo que nos lleva al siguiente punto…

– Reduce el riesgo de muerte. En comparación con las personas inactivas, las personas que nadan regularmente tienen aproximadamente la mitad de riesgo de muerte por problemas de salud. Es decir, que al nadar no solo ejercitas, sino que además de eso, obtienes unos años más de vida.

-Elimina el estrés y te ayuda a relajarte. Nadar de forma regular puede disminuir los niveles de estrés, ayudar a reducir la ansiedad y la depresión y mejorar los patrones de sueño. Pero no te asustes, sentir los beneficios mentales de la natación solo requiere nadar ligero, no es necesario un entrenamiento rígido para obtener este beneficio. Es posible hacerlo solo por esparcimiento.

-Reduce el riesgo de enfermedades. Además de ser una excelente forma de ejercicio cardiovascular, nadar solo 30 minutos a la semana puede ayudar a prevenir enfermedades del corazón, accidentes cerebrovasculares y diabetes tipo 2.

-Ejercicio sin sudor. Si no disfrutas de los ejercicios que te hacen sudar y te dejan todo pegajoso, nadar puede ser una gran opción para ti, pues nunca te sentirás sudado, ya que por mucho que entrenes el agua que te rodea te está refrescando constantemente y no permitirá que sudes.

Mel/Bga

también te puede interesar