Salud

Música clásica para problemas cardiovasculares

Estudios realizados por la Fundación Española del Corazón revelaron la influencia positiva que logra sobre el corazón escuchar esta música

oykqbuwx
Música para el corazon |

Redacción Central |

Especialistas de la Fundación Española del Corazón determinaron que la música clásica puede beneficiar la calidad de vida de los enfermos cardiovasculares, pues tiene la capacidad de modificar el ritmo cardiaco, así como aliviar el dolor y mejorar la vitalidad, y la salud mental.

Ya la música clásica se empleaba para la relajación, pero ahora estudios científicos revelaron que las personas con angina de pecho que escuchan música clásica dos veces al día durante un mes aumentan la percepción de calidad de vida más de 20 puntos respecto a quienes la padecen y no la escuchan.

Los científicos realizaron un test de calidad de vida a 60 pacientes, de 45 a 65 años de edad, que presentaban angina de pecho. El test incluía aspectos como el rol emocional, la función física, el dolor, la vitalidad.

Una mitad de los pacientes agregó a su tratamiento la audición de un disco de 22 minutos de música clásica, dos veces al día, a diferencia de la otra mitad.

Luego se les volvió a aplicar el test, y los pacientes que habían escuchado música mejoraron muchísimo sus resultados.
Regina Dalmau, cardióloga del Hospital Universitario La Paz de Madrid y miembro de la Fundación Española del Corazón, explicó que “la música tiene efectos sobre las emociones, que a su vez se traducen en cambios biológicos como la disminución de hormonas de estrés, la reducción de la frecuencia cardiaca o la reducción de la presión arterial”.
Los investigadores de la Fundación del Corazón también han destacado que el estrés sostenido activa el sistema nervioso simpático con lo que aumenta la presión arterial y la frecuencia cardiaca, se eleva la demanda de oxígeno del corazón y por tanto son mayores las probabilidades de riesgo cardiovascular.

Entonces la música clásica, cuyas propiedades de relajación han sido comprobadas, “puede ser de gran utilidad tanto para la prevención primaria de las enfermedades cardiovasculares como para la prevención secundaria (es decir, de quienes ya tienen problemas cardiovasculares), siempre junto al tratamiento prescrito por los especialistas”, señaló Dalmau.

también te puede interesar