Opinión

Obama no da muestra de cumplirle a Puerto Rico

El Gobernador Luis Fortuño y el Comisionado Residente, Pedro Pierluisi, maniobran esta semana en Washington para tratar de superar el muro de desinterés que protege al Presidente Barack Obama de tener que cumplir ahora su promesa electoral de resolver el caso colonial de Puerto Rico

Puerto Rico
Obama no da muestra de cumplirle a Puerto Rico. | Internet

Redacción Central |

La frialdad en el Congreso ha sido tal que el pequeño aunque influyente Partido Independentista Puertorriqueño le ha recomendado a Fortuño que no se confíe demasiado en la palabra de Obama y convoque – como medida de presión- un referéndum en Puerto Rico para que el pueblo reclame de Estados Unidos “alternativas no coloniales”.

Hasta ahora, el escollo principal en el proceso es la poderosa congresista boricua Nydia Velázquez (D-NY), quien preside el Caucus Congresional Hispano y aparenta tener las manos llenas con un tema puertorriqueño muy distinto al problema colonial.

El bloque de 24 congresistas que preside Velázquez se concentra en buscar una estrategia de apoyo al Presidente Obama si éste decide nominar para el Tribunal Supremo a la puertorriqueña Sonia Sotomayor , asunto que ha llenado la agenda de trabajo del grupo. Esa designación, que daría al Tribunal Supremo su primer magistrado hispano en la historia, podría enfrentar oposición de sectores de derecha por el historial “moderado” de la actual juez de apelaciones y miembro de la Sociedad Filosófica de EEUU.

Desde antes, sin embargo, Velásquez –quien está tan cerca de Obama que viajó con él en el “Air Force One” a la Cumbre de las Américas- ya había dado muestras de no estar muy interesada en impulsar ahora el espinoso asunto. Ni siquiera atendió el asunto cuando seis puertorriqueños fueron arrestados por intentar cantar una canción patriótica en las graderías del Congreso para reclamar el fin del coloniaje, una operación en la que tuvo un papel destacado el Movimiento Independentista Nacional Hostosiano.

El desinterés quedó demostrado el martes pasado cuando Pierluisi no pudo lograr tan siquiera que Velásquez recibiera una copia de su propuesta para atender el caso de Puerto Rico , objetivo que había anunciado públicamente. Eso no amilanó al Comisionado, quien intentaría este jueves un nuevo acercamiento a Velásquez y adelantó que en algún punto “la reunión se va a dar y el proyecto se va a radicar con el apoyo de gran parte del liderato”.

“No tengo duda de que llegará al pleno este año y el desenlace dependerá de la voluntad de la mayoría”, agregó Pierluisi, cuyas gestiones son reforzadas esta semana por la llegada del Gobernador Fortuño a la capital de EEUU.

La agenda de desatar ya un proceso de descolonización enfrenta escollos por igual en Puerto Rico, donde el opositor Partido Popular Democrático ha pedido que el tema se deje sobre la mesa hasta que haya un consenso político. A eso, Pierluisi insiste en que cuando vean su propuesta se darán cuenta que tiene los elementos necesarios para que sea respaldada por todos los sectores de Puerto Rico y EEUU.

El autonomista PPD ha ido más lejos e intentó evitar que el PIP fuese certificado como partido por la Comisión Estatal de Elecciones, a pesar de que desde el mes pasado esa formación política había obtenido más de 100,000 firmas de electores, lo que sobrepasa el requisito legal. No fue sino hasta después de que el PIP acudiera a los tribunales que la CES aprobó su inscripción.

Las piedras en el camino no han logrado detener al PIP, que en la Cumbre de Trinidad logró que el Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega , denunciara el caso colonial de Puerto Rico. Ahora el PIP enfila su estrategia hacia el objetivo de que el asunto se incluya como tema separado en la agenda de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas el año próximo.

Pero los autonomistas tienen también sus propios problemas para desarrollar una estrategia única, en especial por la difusión de informes en medios de prensa sobre el posible retorno a la jefatura del ex gobernador Aníbal Acevedo Vilá, que recientemente fue absuelto de cargos de corrupción en un caso en el Tribunal de Distrito de EEUU. La posibilidad de una lucha interna dura entre los autonomistas está muy presente pues, por un lado, Acevedo Vilá sigue teniendo la capacidad de galvanizar sus seguidores pero por el otro, la mayoría de sus doce presuntos cómplices se declararon culpables y decenas de empresarios y funcionarios terminaron admitiendo hechos delictivos, muchos luego de obtener acuerdos de inmunidad.

En la otra cara de la Moneda, Acevedo Vilá tampoco ha demostrado contar con los oídos de la Casa Blanca y ni siquiera el apoyo que le dio la poderosa congresista Velásquez ha logrado que el Departamento de Justicia destituya a la fiscal de distrito de EEUU, Rosa Emilia Rodríguez, a quien el ex mandatario le imputa tener una agenda política en su contra. Por el contrario, en la fiscalía de EEUU en San Juan todo continúa como de costumbre.

Acevedo Vilá ya ha efectuado una actividad de recaudación de fondos y sus seguidores planifican otras dos. Además, viajó a Washington en gestiones personales en busca de fuentes de ingreso, pero acompañado de su relacionista público y se difundió que podría cabildear para los autonomistas en contra de la propuesta del Comisionado Pierluisi.

El PPD, mientras tanto, bajo la presidencia del legislador Héctor Ferrer, tiene un comité para elaborar su propia estrategia para defender el actual régimen autonomista, denominado Estado Libre Asociado.

El nuevo jefe partidario ha iniciado además un sistema férreo de control financiero y una revisión de todos los documentos, en la que se incluye la época bajo la jefatura de Acevedo Vilá en la que se produjeron denuncias todavía no aclaradas sobre el misterioso Club 99 Internacional de México, que supuestamente trató de cobrar un cheque falso del PPD por más de $853,000. Ferrer ha advertido que si bien hasta ahora no han aparecido documentos sobre esa empresa, si encuentran algo “no voy a tapar a nadie”.

también te puede interesar