Nicaragua

Rosario: Nos convocamos a unirnos como misioneros de paz todos los días

Desde la fe nos convocamos como familia nicaragüense a trabajar todos unidos para reencontrarnos con buen corazón, destacó

ROSARIO-2da-DE-PRINCIPAL
Vicepresidenta de la República, Compañera Rosario Murillo |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La Vicepresidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, hizo un llamado a unirnos como misioneros de paz todos los días.

Es posible, indispensable, real e imprescindible reconocer la ruta de seguridad, encuentro, trabajo y paz y recorrerla todos juntos, Dios no se equivoca, Dios es justo, Dios nos promete para Nicaragua cielos nuevos y tierras nuevas, afirmó.

A través de los medios del poder ciudadano, destacó que la energía y el corazón de todos vibrando con amor, en nombre de Jesús, nos reunirá para seguir construyendo victorias.

Subrayó que en esta tierra sagrada, que es la casa de todos, cada día es más alto el clamor de paz, reconciliación, diálogo y justicia.

Cada día se elevan más las voces a Dios para que recuperemos la tranquilidad, seguridad y normalidad en nuestras vidas, acotó.

La Coordinadora del Consejo de Comunicación rememoró que hemos tenido 11 años de paz y estamos encaminados a recuperar a través del diálogo, encuentro de saber escucharnos, esa paz, tranquilidad y seguridad en la que nos habíamos acostumbrado a vivir.

Lamentó los más recientes actos de violencia en Granada promovidos por la derecha, así como la tragedia de la niña de 10 años de edad que fue violada.

En esa localidad fueron afectados no solo edificios públicos y la alcaldía, sino una cantidad de negocios, mercados y puntos de venta de comerciantes extranjeros que han puesto su confianza y sus recursos en función del pueblo nicaragüense, a todos ellos les pedimos que mantengan su esperanza puesta en Nicaragua porque son negocios que dan trabajo, atraen el turismo y brindan servicios a la ciudad de Granada, manifestó.

Insistió en que nos habíamos acostumbrado a vivir con tranquilidad y seguridad.

Lo que no perdemos nunca es la fe y por eso desde la fe nos convocamos como familia nicaragüense a trabajar todos unidos para reencontrarnos con buen corazón, a desterrar el odio, manifestó.

Indicó que puede ser que se esté perdiendo la seguridad porque vivimos en la zozobra de la delincuencia y el crimen organizado que ha azotado nuestro país, pero la fe no la perdemos.

Vamos a recuperar esta Nicaragua de bendición, oración, que debe ser de bendición y victoria, la mayoría de nicaragüenses nos hemos congregado en Comisiones de Paz en todo el país a trabajar con vocación como misioneros de paz, nos sobra la capacidad de amar, de comprometernos como hermanos a vivir como familias, señaló.

Valoró que Nicaragua se mueve en medio de las grandes dificultades hacia la paz, el reencuentro, el diálogo y hacia adelante, “hacia cielos nuevos y tierra nueva”.

Nosotros creyentes llenos de fe, fortaleza y fuerza espiritual sabemos que el nombre de Dios no se pronuncia en vano, que vamos adelante, hacia cielos nuevos y tierra nueva porque así lo promete el Señor y porque así lo clama el pueblo y las familias de Nicaragua, indicó.

Rosario aseguró que queremos reencontrarnos con esa paz y practicar el amor cristiano todos los días, desde el perdón, la reconciliación y la disposición de unir los corazones para que Nicaragua siga siendo este país sagrado y bendito, que es la casa de todos y que todos amamos.

abc/ele

también te puede interesar