Nicaragua

Nicaragüenses preparados y capacitados ante fenómenos naturales, afirma la compañera Rosario

La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía subrayó que el temblor de este viernes demostró la preparación de la población

Compañera Rosario Murillo
Compañera Rosario Murillo |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El sismo de 5.2 grados, en la escala de Richter, que sacudió en la mañana de este viernes a Managua, la capital, dejó como aspecto positivo que los nicaragüenses están preparados y capacitados para salvar la vida ante fenómenos naturales, afirmó la Compañera Rosario Murillo.

La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía destacó que la capital del país fue azotada por un fuerte sismo, con daños menores que serán resueltos de inmediato y que puso a prueba a todos los organismos del país vinculados con la protección de la población ante fenómenos naturales, así como a toda la ciudadanía, incluidos los niños en las escuelas.

Al respecto apuntó que se pudo apreciar que la población supo lo que debía hacer en cuanto sintió los primeros movimientos del sismo, con un abandono ordenado de cada centro de trabajo, de las instituciones e incluso de las escuelas, porque hasta los niños están capacitados para salvar la vida, que es lo más preciado.

Asimismo, destacó como los organismos que tienen sus tareas especializadas en estos casos se pusieron en función de tomar los datos correspondientes y responder a los medios de comunicación, como la radio y la televisión, para informar a la población y recordar las medidas que deben tomar, lo cual se hizo con mucha prontitud, con el tiempo necesario.

Los compañeros del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales y los del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres actuaron enseguida, así como la Policía Nacional, los Bomberos, los ministerios, las instituciones y todo aquel que debía cumplir una acción para garantizar la vida de la población.

La Compañera Rosario expresó satisfacción, porque se puede vivir ahora con más tranquilidad al saber que la población está preparada, capacitada para actuar ordenadamente, con conocimiento tras sentir los primeros movimientos, que surgen de forma imprevista, por lo que siempre debemos estar alertas.

No obstante, recomendó continuar con las prácticas ante los distintos desastres naturales, porque ahora estamos convencidos de lo útil que ha sido la realización de las prácticas, ensayos y los ejercicios efectuado mediante simulacros, porque así podemos salvaguardar la vida, lo más preciado del ser humano.

Sobre los daños señaló que solo se han reportado una fisura en la pared de una escuela y un muro afectado en otra escuela, los cuales se resolverán a la mayor brevedad. No hubo víctimas humanas y esto es algo que complace.

La Compañera Rosario subrayó que si bien todo salió como debía suceder, es conveniente mantenerse alerta, no confiarse, seguir haciendo ejercicios en las comunidades y prepararse también en cada vivienda, porque las salidas deben estar siempre despejadas y todos los miembros de la familia deben saber lo que es necesario hacer en cada tipo de fenómenos naturales, porque no siempre se actúa igual.

Señaló que falta poco para la Semana Santa y que la población debe estar alerta, vigilante, pero sin romper la rutina diaria y cumplir con el programa familiar para ese período.

 

también te puede interesar