Nicaragua

Salario mínimo se ha incrementado un 146 por ciento en cinco años

Esto demuestra el propósito estratégico del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional en el crecimiento económico con generación de trabajo y reducción de la pobreza

Redacción Central |


Esto demuestra el propósito estratégico del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional en el crecimiento económico con generación de trabajo y reducción de la pobreza

Un incremento del 146 por ciento ha experimentado el salario mínimo en Nicaragua durante los últimos cinco años, según un reporte difundido por El Pueblo Presidente.

Así, la Comisión Nacional de Salario Mínimo elevó para finales del 2012 el monto de los trabajadores a 3,449 córdobas, lo que significa un aumento palpable de 2,047 córdobas con respecto al salario mínimo promedio de 1,402 que regía en el año 2006.

Esto demuestra el propósito estratégico del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional en el crecimiento económico con generación de trabajo y reducción de la pobreza, así como la seguridad alimentaria de las familias nicaragüenses.

Los sectores que experimentaron una mayor alza en los salarios mínimos en mayor medida fueron la construcción y establecimientos financieros (C$3,143 con el 156%), comercio, restaurantes y hoteles (C$2,576 con el 156%), minería (C$2,522 con el 156%)) y pesca (C$2,135 con el 156%).

El sector agropecuario observó un incremento de C$1,404 (162%), mejorando las condiciones de vida del sector rural. Desde el 2010 se incrementó la lata de café a C$27.00 y la norma por alimentación en C$30.00, por cuanto no hubo negociación para la cosecha 2011-2012 y se dejó a la libre negociación de trabajadores y productores, llegando incluso a pagarse la lata bajo este libre mercado hasta en C$ 50.00 en dicha cosecha.

Además, se prohibió el trabajo infantil y se establecieron mejoras en las condiciones de trabajo.

Por otro lado, el informe señala que las zonas francas registraron un crecimiento de C$1,893 (128%) con el objeto de garantizar la competitividad. El convenio de estabilidad laboral firmado en las Zonas Francas incluye la promoción de políticas sociales encaminadas al apoyo integral a las personas trabajadoras de este sector, incluyendo el proyecto de viviendas sociales y la creación de comisariatos, garantizando la estabilidad laboral y beneficios adicionales a 81,115 trabajadores.

A pesar de que se ha mantenido de manera sostenida los incrementos en el salario mínimo, el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional apunta a seguir dictando políticas que mejoren el poder adquisitivo de los trabajadores y trabajadoras en relación con la cobertura de la canasta básica.

también te puede interesar