Nicaragua

Daniel desmontó argumentos de Estados Unidos para suspender dispensa Waiver

William Grigsby, director de Radio La Primerísima, señaló que el Daniel dejó claro que la decisión es puramente política

William Grigsby, director de Radio La Primerísima
La suspensión de la dispensa Waiver para continuar la ayuda financiera a Nicaragua es puramente política y el presidente del país, comandante Daniel, desmontó el sábado pasado los endebles argumentos esgrimidos por el gobierno estadounidense para tal acción, cuando en realidad se trata al temor del exitoso modelo económico de nuestra nación, afirmó William Grigsby, director de Radio La Primerísima. | el19digital

Redacción Central |

William Grigsby, director de Radio La Primerísima, señaló que el Daniel dejó claro que la decisión es puramente política

La suspensión de la dispensa Waiver para continuar la ayuda financiera a Nicaragua es puramente política y el presidente del país, comandante Daniel, desmontó el sábado pasado los endebles argumentos esgrimidos por el gobierno estadounidense para tal acción, cuando en realidad se trata al temor del exitoso modelo económico de nuestra nación, afirmó William Grigsby, director de Radio La Primerísima.

Durante una comparecencia este lunes en el programa Revista en Vivo, el analista político señaló que el argumento de falta de transparencia fiscal es tan endeble que no existe nada que lo sustente y que Nicaragua nunca ha perjudicado al país norteño, por el contrario Estados Unidos sí ha hecho daño en nuestra nación, lo cual ha sido sancionado en el Tribunal Internacional de La Haya, que sancionó a Washington a pagar 17 mil millones de dólares a Managua.

No obstante, sí puede ocurrir que Washington tome como suyos los intereses de la oposición nicaragüense, lo cual a la larga le podrá ser muy perjudicial, porque localmente ella no tiene ni liderazgo ni posiciones políticas sólidas que defender.

Grigsby considera que la real situación es el modelo económico que desarrollan los países miembros de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de América, ALBA, que tienen una eficaz lucha contra la pobreza y un programa de desarrollo económico, así como un progresivo bienestar de la población.

A este posible ejemplo de modelo económico alternativo es al que teme Estados Unidos y los sectores más reaccionarios de los gobiernos imperiales.

Asimismo señaló que esta suspensión de la dispensa no se puede ver como un hecho aislado, sino como parte de una serie de acciones que se realizan contra los países miembros del ALBA, que han ocurrido acciones para desestabilizar el país y que se prevean cambios de gobierno, como ha ocurrido con acciones en Venezuela, Bolivia, Ecuador y más recientemente en Paraguay, donde se produjo un golpe de estado mediante las normas constitucionales creadas por los sectores más reaccionarios del país suramericano.

Los argumentos técnicos que hubiesen podido existir, resaltó, fueron negados por recientes comprobaciones hechas por el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, con personas especializadas en la búsqueda de alteraciones y errores económico-financieros.

Por el contrario, ellos expresaron que Nicaragua goza de una buena salud económica.

Subrayó que con estas medidas Estados Unidos es el que más va a perder, porque Nicaragua lleva una eficaz lucha contra las drogas y el narcotráfico, estupefacientes que su destino final es para el consumo el país norteño, con el consecuente daño que hace en la población, especialmente en los jóvenes, las cuales podrían afectarse por falta de recursos.

Destacó que Nicaragua cumple rigurosamente el pago de indemnizaciones a los estadounidenses que fueron dueños de empresas en Nicaragua, las cuales fueron nacionalizadas tras el triunfo de la Revolución Sandinista, en 1979.

Incluso la gran mayoría de los que quedan son de origen nicaragüense nacionalizados en Estados Unidos y que salieron huyendo por ser criminales de la dictadura de Anastasio Somoza.

La población norteamericana, apuntó, debe sentirse indignada por mantenerla comparada con tales asesinos y señores que se robaron millones de este país centroamericano, que lo dejaron en la miseria.

El analista reiteró que esta nueva situación no tiene un fundamento técnico apreciable, por parte de Estados Unidos, sino un argumento totalmente político.

también te puede interesar