Nicaragua

Denunció Daniel exclusión de Cuba de la mal llamada Cumbre de las Américas

En la Plaza de la Revolución de Managua, el presidente Daniel Ortega reiteró la solidaridad de Nicaragua hacia la Revolución Cubana, denunció el secretismo en torno a la Cumbre, explicó los motivos de su ausencia en la cita continental, habló de los territorios ocupados en el área por los Imperios yanqui (Puerto Rico) y británico (Islas Malvinas) y dijo no ver un cambio en el discurso del Imperio para con América Latina. También envió un saludo al Comandante Tomás Borge

Daniel Ortega Saavedra
El Presidente de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, denunció este sábado la exclusión de la hermana República de Cuba de "la mal llamada Cumbre de las Américas” que se inició este sábado en Cartagena de Indias, Colombia, así como el secretismo y la censura que se ha impuesto sobre la misma. | César Pérez

Redacción Central |

En la Plaza de la Revolución de Managua, el presidente Daniel Ortega reiteró la solidaridad de Nicaragua hacia la Revolución Cubana, denunció el secretismo en torno a la Cumbre, explicó los motivos de su ausencia en la cita continental, habló de los territorios ocupados en el área por los Imperios yanqui (Puerto Rico) y británico (Islas Malvinas) y dijo no ver un cambio en el discurso del Imperio para con América Latina. También envió un saludo al Comandante Tomás Borge
» Discurso de Daniel en sesión especial del Encuentro de Solidaridad con Cuba

El Presidente de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, denunció este sábado la exclusión de la hermana República de Cuba de “la mal llamada Cumbre de las Américas” que se inició este sábado en Cartagena de Indias, Colombia, así como el secretismo y la censura que se ha impuesto sobre la misma.

“No podemos llamarle Cumbre de las Américas. En todo caso estamos frente a un encuentro que podemos llamar Cumbre de Cartagena”, expresó el mandatario nicaragüense durante la sesión especial del Encuentro de Solidaridad con Cuba realizada en la Plaza de la Revolución de Managua, donde reiteró la solidaridad de Nicaragua hacia la Revolución Cubana.

Daniel señaló que todos los pueblos latinoamericanos se encuentran en la Cumbre “manifestándose a favor de la participación de Cuba, que al final de cuentas no es ningún favor a Cuba, sino un derecho arrebatado que se la estaría reconociendo”.

En el acto, en el que estuvieron presentes la vicepresidenta del Instituto Cubano de Solidaridad con los Puebos (ICAP), Alicia Corredera y el embajador de Cuba en Nicaragua, Eduardo Martinez Borbonet, el presidente Daniel explicó los motivos que lo llevaron a no asistir este fin de semana a la Cumbre de Cartagena de Indias.

Para eso, Daniel recordó parte de su discurso en la edición anterior, celebrada en Puerto España. En aquella ocasión, el Comandante Sandinista dijo: “En esta Cumbre, que me niego a llamar Cumbre de las Américas, estamos presidentes de la mayoría de los países, pero hay dos grandes ausentes, uno, Cuba, cuyo delito ha sido luchar por la soberanía de los pueblos, prestar solidaridad sin condiciones a nuestros pueblos, y por eso se le sanciona, se le castiga, se le excluye y por eso no me siento cómodo en esta Cumbre, siento vergüenza de estar participando con la ausencia de Cuba.”

“¿Con qué cara puedo yo aparecerme a esa cumbre después de haber dicho esto?” preguntó.

“Es el momento para que los Estados Unidos, todos los asesores del presidente Obama, escuchen a la América Latina unida”, en la que mandatarios “de las más diversas ideologías, desde los más conservadores hasta los más revolucionarios, todos coinciden en que Cuba deberá estar presente o no habrán próximas cumbres mal llamadas de Las Americas’”.

Daniel afirmó que el presidente estadounidense “plantea nuevas relaciones con América Latina”, y “dice que no hay que estar anclado en el pasado”, pero ve “a los Estados Unidos totalmente anclados en el pasado, queriendo dictar quien llega y quien no a esas cumbres, queriendo decidir la docilidad con premios y la rebeldía con castigos. No vemos un cambio, no lo vemos en el discurso de Obama”.

El presidente Daniel dijo estar seguro que “los gobernantes de Estados Unidos y Canadá no hablan ni por el pueblo norteamericano ni por el canadiense, sino por el principio de dominación”, ya que “no quieren ver” los cambios en América Latina.

“Estoy seguro de que la inmensa mayoría del pueblo norteamericano y canadiense darían su voto a favor de que Cuba esté presente en todas estas reuniones”, afirmó Ortega, e invitó “al presidente Obama y al primer ministro de Canadá, que viven queriendo darnos lecciones de democracia, a que sometan a consulta con sus pueblos la decisión sobre si invitar a Cuba a las cumbres. Con eso, al mismo tiempo se liberarían de la carga que les imponen el lobby anticubano y la derecha estadounidense”.

Secretismo, el plato fuerte

El líder sandinista denunció también el secretismo y la censura que se ha impuesto sobre esta Cumbre con el fin de no poner en evidencia la pérdida de hegemonía de Estados Unidos en América Latina y el Caribe.

“Esta es la primera cumbre que se convierte en una cumbre secreta, censurada para los pueblos, censurada para el mundo, porque la decisión ahí fue impuesta, lógicamente, porque se iban a tratar temas en donde se iba a poner en evidencia que la aislada no es Cuba, sino que es el imperio el que está aislado”, expresó Daniel.
Recordó Daniel que ahí también se discute el tema de las Islas Malvinas, “un territorio ocupado por el Imperio Británico” lo cual no es extraño en un imperio, ya que “aquí mismo tenemos a Puerto Rico ocupado”.

Daniel destacó la posición de distintos países de América Latina y el Caribe, que han manifestado que esta debe ser la última Cumbre sin la participación de Cuba, o no habrán más cumbres en el futuro.

Daniel recordó que las mal llamadas Cumbres de las Américas se constituyeron durante una etapa en la que la correlación de fuerzas en América Latina era favorable a los intereses de los EEUU, “donde se proponían amarrar de pies y manos a pueblos latinoamericanos a través de sus gobernantes”.

Sin embargo, la constitución de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), representó un duro golpe a la Doctrina Monroe “que es la que pretende imponer Estados Unidos”.

Derechos Humanos en EE.UU., una preocupación

El presidente pidió a los gobernantes de Estados Unidos y Canadá que “no vengan a darnos lecciones de democracia desde Cartagena de Indias”, agregando que “nosotros estamos muy preocupados por los eventos que suceden en los Estados Unidos”.

Daniel se mostró preocupado por como a la vista y paciencia de los medios de comunicación la policía reprime, enjuicia y garrotea a los que protestan en el la nación del Norte.

“Ah, pero ellos son los que reclaman por supuestas violaciones a los derechos humanos en nuestros países cuando tendrían que empezar por respetar los derechos humanos en sus propios países”, subrayó.

“Me siento representado por Evo”, afirmó Daniel

El comandante rememoró el último encuentro de la pasada Cumbre del ALBA en Caracas, a poco tiempo de la cumbre de la CELAC. Afirmó que la idea inicial de no asistir a la cumbre de Cartagena de Indias si Cuba no era invitada provino del presidente boliviano Evo Morales sin el conocimiento de Correa, que fue el que finalmente la hizo pública en la reunión, pero que los presidentes del ALBA no alcanzaron a discutir en profundidad el tema, ya que la agenda de esa cumbre trató sobre los temas económicos.

“Entendemos perfectamente la posición del presidente Correa y la respaldamos, claro que sí, y entendemos la posición de Evo (…) pero como no hubo tiempo de discutirlo, Evo está en la cumbre (…) Pero Evo está defendiendo a Cuba (…) y yo me siento representado”, dijo Ortega.

Daniel reconoció la firmeza del presidente Correa en su defensa de Cuba, y también al presidente boliviano, Evo Morales, “a quien le ha tocado la tarea mas difícil”, que era acudir a la cita de Cartagena.

Amor para Borge y su familia de toda Nicaragua

En su alocución, el Comandante Daniel envió un saludo al Comandante Tomás Borge Martínez. “Hasta el Hospital-Militar Alejandro Dávila Bolaños le hacemos llegar a Tomás y a su familia ese amor, ese cariño que le tiene este pueblo y que le tienen en particular la Juventud Sandinista 19 de Julio”, indicó.

Daniel recordó que esta sesión está en consonancia con el aniversario 51 de la Victoria de Playa Girón, en donde la sangre nicaragüense se unió con la sangre de Cuba, derrotando al imperio por vez primera en el continente.

Recordó que Estados Unidos usó a Guatemala y Nicaragua para invadir Cuba. En el caso nuestro, el dictador Anastasio Somoza facilitó a los mercenarios la Costa Caribe para su entrenamiento.

Esta fecha coincide también, de acuerdo a Daniel, con un aniversario más de la revolución Bolivariana del 13 de Abril, cuando el pueblo y el ejercito de Venezuela salieron a las calles para restituir en la presidencia al Comandante Hugo Chávez Frías.

también te puede interesar