Nicaragua

Terminan demolición de cuatro edificios en la vieja Managua

El trabajo de derrumbe de los cascotes de los inmuebles generó 24 empleos temporales por cada uno de ellos

Terminan demolición en la vieja Managua
Terminan demolición de cuatro edificios en la vieja Managua. | César Pérez

Redacción Central |

El trabajo de derrumbe de los cascotes de los inmuebles generó 24 empleos temporales por cada uno de ellos

Los primeros cuatro edificios de la Vieja Managua, que se encontraban en ruinas y que por muchísimos años albergaron aproximadamente a 100 humildes familias, fueron demolidos en un lapso de 49 días por el Cuerpo de Búsqueda y Rescate Urbano de la Dirección General de Bomberos (DGB).

El Sub Comandante Javier Amaya, encargado de la demolición dijo que el plan original fue reducir los escombros en 45 días, pero que hubo retrasos por cuestiones técnicas y el cansancio de los trabajadores. Pero podemos decir misión cumplida, aseguró.

Indicó que el trabajo de derrumbe de los cascotes de edificios generó 24 empleos temporales por cada edificio. El contrato consistió en que los trabajadores recibirían semanalmente 600 córdobas, alimentación, transporte y que todo el hierro que sacarán lo negociarán con las chatarreras.

El señor Silvio Rafael Muñoz Medrano, se dedicó a romper las paredes del edificio a punta de mazo. Dijo que el hierro que lograba recoger le garantizaba unos 250 córdobas diarios, adicionales a los 600 córdobas que le pagaban por sus servicios.

Aseguró que por el lapso de seis semanas tuvo un empleo que le permitió garantizar el sustento a su familia, mientras le aparecía una oportunidad definitiva.

Javier Fonseca, otro obrero, sostuvo que obtuvo aproximadamente 15 mil córdobas por el hierro que sacó. Esto ha significado mucho, porque me ayudó en la manutención de la familia. Cuando se termine el proyecto vamos a ver cómo le hacemos para seguir adelante.

El Sub Comandante Amaya expresó que derribar las ruinas fue una experiencia de gran aprendizaje, pero que lo más importante fue la iniciativa del gobierno de desaparecer el riesgo que representaba para las humildes familias, los edificios ante un fuerte sismo.

Sin embargo nos enfrentamos a una estructura muy fuertes, porque estaban bien diseñados y construidos. Los materiales que se utilizaron eran de calidad y en grandes cantidades, al punto que ya no se construye igual en estos tiempos y muchos no respetan el Código de Construcción.

Sólo la loza superior medía 35 centímetros de grosor, pero fue muy acertada la decisión, dijo el encargado de la demolición.

Explicó que en una próxima etapa se derribarán los edificios que están contiguos a la Cancillería de la República, para lo cual se propusieron un mes a partir de esta semana.

también te puede interesar

Nicaragua va por el oro en boxeo

Pugilistas profesionales apoyarán a los nuestros, quienes buscarán ocho títulos. La final se realizará este domingo en el Polideportivo Alexis...