Nicaragua

Daniel: Subsidio a tarifa eléctrica es posible por modelo Cristiano, Socialista y Solidario

Se extenderá todo el año por préstamo obtenido en el marco de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América

Redacción Central |


Se extenderá todo el año por préstamo obtenido en el marco de  la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América

El Presidente de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, anunció que el subsidio durante todo este año que impedirá el alza en la tarifa eléctrica sólo es posible bajo un modelo Cristiano, Socialista y Solidario como el de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) del cual forma parte Nicaragua.

El crédito gestionado por el mandatario con ese fin beneficioso para toda la población es a largo plazo y sin intereses, en el marco del ALBA, y  suficiente para mantener el mismo precio de la tarifa eléctrica a lo largo de este 2011, a pesar del incremento de los precios del petróleo a nivel internacional.

En días pasados el Gobierno había anunciado un subsidio a la energía, pero por un tiempo limitado. Hoy el mandatario nicaragüense anunció que dicho subsidio se mantendrá “por el tiempo que sea necesario”.

“Yo les puedo asegurar que he gestionado dentro de ese contexto de cooperación justa (del ALBA) créditos de largo plazo sin intereses, para que se pueda subsidiar la energía cuanto tiempo sea necesario este año”, manifestó el mandatario nicaragüense.

El Comandante Daniel explicó que este crédito está destinado a subsidiar el incremento en el costo de la tarifa eléctrica, pero que si se presenta una disminución de los precios del crudo, entonces ese capital se utilizará para otros programas socio-económicos, como por ejemplo la construcción de viviendas.

Este crédito, gestionado directamente por el Presidente de la República en el marco del ALBA, es sin intereses y a más de 20 años de plazo.

Daniel subrayó que esta es una medida tomada sabiamente pues con ello se protege el bolsillo de los trabajadores, se preservan los puestos de trabajo y sobre todo se evita la inestabilidad social, pues una política de no protección conlleva graves consecuencias sobre la economía del país.

“Solamente en el sector privado, productivo y comercial estamos hablando de 2.5 millones de trabajadores y trabajadoras, (por lo tanto) estamos defendiendo puestos de trabajo también”, apuntó.

Dijo que esta medida tiene un impacto positivo en el consumo, pues evita un encarecimiento de los costos de producción y por lo tanto de los precios al consumidor final.

Señaló que de no aplicarse esta medida se estarían echando para atrás todos los logros alcanzados durante todos estos años de gobierno en materia económica, sobre todo en un año electoral cuando se debe hacer todo lo posible porque esto no afecte el elemento económico.

“Si no tómanos esta medida sería un caos, y lo que queremos todos es estabilidad”, manifestó.

Dijo que a pesar de todo esto hay quienes se encargan de sembrar cizaña con respecto a este tema, pero que gracias a Dios el pueblo nicaragüense es un pueblo que tiene cada día más educación y cultura y no se deja engañar fácilmente.

Señaló igualmente que le gustaría ver que los grandes capitales nacionales y el mismo gobierno de los Estados Unidos o a la Unión Europea desembolsaran préstamos de este tipo para apoyar al pueblo nicaragüense con el subsidio a la energía.

“Si no hay energía un país se paraliza y eso fue lo que nosotros encontramos en el año 2007 cuando llegamos al gobierno, un país al borde del colapso total”, recordando que apenas asumido el poder el Frente Sandinista inmediatamente se comprometió con el proyecto del ALBA, al que catalogó como “un proyecto revolucionario”.

“Nosotros mismos no tenemos la capacidad de costearnos toda las instalaciones de energía que tenemos actualmente”, dijo.

Recalcó que el Alba se enmarca dentro de los principios de comercio e intercambio justo, la complementariedad, la solidaridad, el cristianismo y el socialismo.

“Esos son esos principios básicos que están establecidos en este proceso que estamos desarrollando en América Latina” y en los “gobiernos latinoamericanos que nos hemos organizado en el ALBA abriendo un nuevo espacio en el mundo frente al capitalismo salvaje”, manifestó.

también te puede interesar