Nicaragua

Grave nivel de contaminación en Río San Juan provocado por Costa Rica

Actividad agropecuaria del lado tico arroja sedimento, lodo y arena El nivel de contaminación presente en nuestro Río San Juan es importante y también es  una clara responsabilidad de Costa Rica además de  provocado, entre otras razones, por la actividad agropecuaria que desarrolla en el área junto a la vía fluvial. Elementos contundentes sobre el […]

Redacción Central |

Actividad agropecuaria del lado tico arroja sedimento, lodo y arena

El nivel de contaminación presente en nuestro Río San Juan es importante y también es  una clara responsabilidad de Costa Rica además de  provocado, entre otras razones, por la actividad agropecuaria que desarrolla en el área junto a la vía fluvial.

Elementos contundentes sobre el tema fueron aportados por Jaime Incer Barquero, destacado científico nicaragüense al comparecer en la revista En Vivo del Canal 4 Multinoticias.

Precisamente esa realidad existente en el Río es la mayor justificación para el trabajo que se realiza pues hay que eliminar el sedimento, lodo y arena del delta del río,  acumulado como consecuencia del arrastre del suelo, debido a faenas agropecuarias en el lado tico.

El científico expresó que Costa Rica no puede alegar que el dragado provoca alteraciones al medio ambiente, “cuando el gran destructor ha sido ese país y no a lo largo de 800 metros, sino de 200 kilómetros”.

Incer Barquero explicó que en la parte sur del Río San Juan de Nicaragua desembocan los ríos que vienen del centro de Costa Rica, de la meseta volcánica, escurriendo sedimentos, y que, aunque se trata de un proceso natural, ha sido acelerado por parte de los ticos.

Recordó que anteriormente en esa zona existían extensos bosques, los que fueron despalados para implementar la ganadería, el cultivo de bananos y cítricos.

El asesor presidencial para temas ambientales señala que más del 90 por ciento de la problemática sedimentaria es consecuencia de las acciones de Costa Rica, porque no han manejado correctamente  sus recursos, a pesar de que se autotitulan el país verde.

Se refirió además a que hace algunos años los ticos realizaron un dragado del ramal del Colorado, desviando las aguas hacia Costa Rica. “para chupar más agua del Río San Juan de Nicaragua y llevarlo al canal de El Tortuguero, un canal artificial, establecido entre la barra del Colorado y cerca de Puerto Limón”.

“Ha habido un proceso natural, pero también otro artificial, que ha sido más dañino que la tendencia de los suelos a erosionarse”.

Señaló que el desarrollo del noreste de Costa Rica a través de sus aplicaciones de agroquímicos, van al río y ejercen su efecto en la vida acuática, por lo que muchos peces que originalmente tenía el Río San Juan han ido desapareciendo. “Ha sido un factor destructivo de la fauna del San Juan”, agregó.

Más adelante, indicó que los mismos ambientalistas ticos demandaron al gobierno de Oscar Arias por permitir la minería a cielo abierto, que es altamente contaminante, debido al cianuro y mercurio, lo que terminaría de destruir el medio ambiente.

“La problemática ambiental planteada contra Nicaragua se puede revertir contra ellos, porque ha sido permanente y sus efectos han afectado al río y a la vida acuática”, agregó.

“La destrucción del bosque al noreste de Costa Rica hace ver que el amor a la ecología es de apariencia. Nosotros, al otro lado tenemos un bosque bastante primitivo, la reserva de biósfera Indio Maíz. Es un contraste ver del lado de Nicaragua bosques frondosos. Eso contradice lo que ellos dicen de que se han preocupado por la ecología en el Río San Juan”.

Incer Barquero explicó que la contaminación no se limita a nuestro Río San Juan, sino que también afecta al Lago Cocibolca.

Asimismo dijo que en la bahía de San Juan del Norte hay una barra, conformada por un cinturón de arena negra. “Las erupciones de los volcanes de Costa Rica, han llevado a los ríos esas arenas, y allí producen sedimentación”. Recordó que Costa Rica  señaló que nuestros volcanes han provocado eso, cuando todos los volcanes en Nicaragua están en la costa del Pacífico.

Recordó que el ecoturismo ha adquirido una gran dimensión y lo que estamos haciendo los nicaragüenses es defender uno de los recursos más valiosos que tenemos. “Es nuestro deber y derecho el proteger, conservar y manejar estas áreas”.

“El dragado es un derecho que nos concedió el tribunal de La Haya. Como parte del derecho soberano sobre el río es la capacidad de dragarlo y eso estamos haciendo, no estamos en contra de las leyes, simplemente estamos ejerciendo un derecho soberano”, concluyó.

también te puede interesar