Nicaragua

Máxima del fútbol: clave del mediocampo en Suráfrica

(Especial de PL para La Voz del Sandinismo)Durban, Se nos acaba la Copa Mundial de Fútbol y si todavía queda algún especio de reflexión, los especialistas comienzan a buscar explicaciones de lo sucedido en Suráfrica, donde la clave del mediocampo parece protagónica.

Redacción Central |

(Especial de PL para La Voz del Sandinismo)
Durban, Se nos acaba la Copa Mundial de Fútbol y si todavía queda algún especio de reflexión, los especialistas comienzan a buscar explicaciones de lo sucedido en Suráfrica, donde la clave del mediocampo parece protagónica.

Algunos se inclinan por la preponderancia del balompié ofensivo y el castigo a los seleccionados que siguen apegados a la defensa a ultranza. Puede ser, en los casos muy concretos de los vapuleados Italia y Francia, el campeón y subtitular arrasados.
Mezquinos también Grecia, Serbia, Suiza y hasta la propia Inglaterra en producción de goles, pero no así México, Estados Unidos, Ghana, Brasil y Costa de Marfil, que al menos intentaron siempre la fórmula de asedio a la portería rival.
Holanda tampoco es que fuera sensacional y Uruguay, con lo mínimo esta en cuartos de final. Claro que cuando pasen los años nadie se acordará del detalle de la mano de Luis Suárez y el penal fallado por el ghanés Asamoah Gyan.
El plato exquisito, sin embargo, se consagra a Alemania y en alguna medida más lejana, a España. Dos colosos europeos, exponentes del mejor fútbol del Viejo Continente en estos momentos, aún si la “Oranje” es a veces virtuosa.
Desde mi punto de vista, el centro del campo de la Mannschaft ha sido vital para su deslumbrante éxito en el torneo. Hay una construcción de juego que va desde la recuperación y contención (Schweinsteiger y Chedira), hasta la creatividad y el contragolpe.
Thomas Muller (20 años) por derecha y Mezut Ozil (22) del otro lado fueron fundamentales. Como decía el colega francés Pierre Menés, “no son geniales en nada, pero son buenos en todo”. Son veloces y con visión de campo.
España posee una plantilla de lujo que si bien no ha brillado como se esperaba, poco a poco encuentra su lugar. Xavi Hernández, Andrés Iniesta y Xabi Alonso, y luego Cesc Fábregas, quienes de algún modo validaron la cobertura ofensiva de David Villa.     La fallida Argentina nunca renunció a su filosofía de ataque en busca del gol como corresponde a un banda que encabezaron Lionel Messi que sigue siendo el mejor del mundo-, Gonzalo Higuaín y Carlos Tévez.
Sin embargo, el técnico Diego Maradona olvidó el papel de “alimentadores” de los volantes y apenas dio esa función neta a Javier Mascherano. El veterano Sebastián Veron se mostró interesante en sus actuaciones y luego fue olvidado.
Angel Di María se dedicó más a luchar por su gol que por distribuir el juego y apoyar en la contención. Todos los albicelestes querían marcar y se olvidaron de defender.
Lo mismo tal vez le ocurrió a Kaká con Brasil y en general a la canarinha, resentida por la ausencia de una verdadera manija en el mediocampo.

también te puede interesar

Compañera Vicepresidenta Rosario Murillo

Año 2018 UNIDOS EN VICTORIAS

La Prioridad de este Año, es, precisamente, el fortalecimiento de la Unidad Sandinista, y de la Unidad Nacional, para continuar librando todas las...