Nicaragua

Nuevos embajadores destacan importancia de revolución sandinista

También al comandante Daniel Ortega como líder de trascendencia internacional

Embajadores
Nuevos embajadores destacan importancia de revolución sandinista. | César Pérez

Redacción Central |

También al comandante Daniel Ortega como líder de trascendencia internacional

Los nuevos embajadores acreditados en Nicaragua que presentaron sus cartas credenciales al presidente Daniel Ortega destacaron la importancia en el escenario internacional de la revolución sandinista y de su líder, el  mandatario nicaragüense.

El embajador extraordinario y plenipotenciario de la República de Perú, Carlos Berninzón Devéscovi, expresó al líder sandinista sentirse emocionado por escuchar el himno de su nación en la Casa de los Pueblos, lugar donde aconteció el evento.

Posteriormente transmitió los saludos del mandatario del Perú, Alan García Pérez, “quien me ha encargado manifestarle el reiterado apoyo del pueblo y gobierno del Perú al proceso de desarrollo que usted encabeza en Nicaragua”.

Recordó que nuestra revolución cumple 30 años desde que expulsamos a una de las dictaduras “más nefasta y sangrienta de América Latina. La figura de Sandino adquiere talla mundial cuando bajo su nombre se aglutinan las fuerzas liberadoras contra la tiranía y la opresión, cuando gobernar para los pobres se convierte en la razón de ser de la política, cuando se rompen las cadenas colonialistas que antaño condicionaron la vida de nuestros pueblos”, expresó Berninzón Devéscovi.

“Señor presidente el Perú mira con atención los programas sociales que su gobierno despliega a favor de los más pobres, Hambre Cero, Usura Cero, Casas para el Pueblo, los hogares sustitutos, los comunitarios, los programas de alimentación y desarrollo rural entre otros, son ejemplos a tener en cuenta en nuestros países y es de justicia señalarlo”, agregó.

Asimismo señaló que “reconocemos el importante papel que cumple su señora esposa y primera dama, doña Rosario Murillo, como coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía para el Desarrollo y el Bienestar Social, es de admirar su vocación por los más pobres de Nicaragua”.

El diplomático peruano expresó que “el noble pueblo de Nicaragua y usted señor presidente tienen en el pueblo y gobierno del Perú una mano amiga, una mano solidaria que ya lo demostró cuando apoyó decididamente la revolución sandinista frente a la tiranía, el pueblo del Perú se siente solidario en su lucha contra la pobreza. Viva Nicaragua, viva Sandino, Viva Rubén Darío”, finalizó.

Daniel agradeció las palabras del embajador  Berninzón . Asimismo recordó el apoyo y solidaridad del pueblo y gobierno peruanos durante la guerra de agresión en la década de los ochenta.

El presidente Daniel señaló que el mandatario peruano, Alan García Pérez estuvo en nuestro país en 1987, cuando se promulgó nuestra Constitución Política.

El representante del Estado y pueblo de Palestina, Mohamed Ahded Karim Saadeht afirmó que “este día significa mucho para mí, ya que estoy presentando mis cartas credenciales como embajador de mi país ante un líder revolucionario que ama a su pueblo y ha luchado por su liberación y su bienestar y ha sido un aliado muy fuerte a nuestra causa”.

También le remitió los saludos del presidente Mahmud Abbas, “quien valora altamente las posiciones de apoyo y solidaridad que ha tomado Nicaragua en los foros y eventos internacionales. Me honra señalar que Nicaragua fue uno de los primeros países que ha reconocido a la OLP y abrió una embajada de Palestina y todos recordamos las relaciones históricas que los unían a usted con el presidente Yasser Arafat”.

El comandante Daniel Ortega Saavedra agradeció las palabras del embajador y expresó que el presidente Yasser Arafat libró hasta el último momento esa batalla,  la lucha del heroico pueblo de Palestina, “y tuvimos el honor de tenerlo aquí en Nicaragua y de encontrarnos con él en múltiples ocasiones ratificando siempre ese compromiso de lucha”

Por su parte el embajador extraordinario y plenipotenciario de la República de Panamá, Olimpo Aníbal Sáenz Marcucci, expresó que es la segunda vez que visita nuestro país. La primera fue por invitación del presidente Daniel, cuando cursaba sus estudios universitarios.

“Panamá y Nicaragua tienen una vieja historia y lazos fraternales”, señaló el diplomático, quien recordó que el primer contacto entre estas naciones fue por el año 1520, cuando Pedrarias Dávila, fundador de Panamá fue trasladado a Nicaragua “y lo primero que hizo fue mandar un contingente de indios nicaragüenses a trabajar a la ciudad de Panamá, donde ya no habían brazos suficientes para trabajar en la colonia”.

También recordó los lazos políticos. Durante la presidencia de José Santos Zelaya, uno de los asesores era un abogado panameño de nombre Belisario Porras.

El líder sandinista por su parte reconoció la solidaridad de Panamá cuando luchábamos por derrocar la tiranía somocista, ” la solidaridad excepcional de ese líder latinoamericano que luchó por la recuperación del canal de Panamá, el general Omar Torrijos, el que  visitó también nuestro país”.

El embajador de la República de Argentina, Jorge Telésforo Pereira, dijo que Nicaragua y Argentina están tan lejos geográficamente que causa alguna extrañeza encontrar similitudes y algunos encuentros históricos, “la personalidad y la lucha por la independencia de San Martín en Argentina, tienen su paralelo en la vida y la gesta del general Sandino. Ambos generales tuvieron en común un inmenso amor a la patria y a los pueblos americanos”, subrayó.

Pereira recordó que ninguno reclamó recompensa alguna por sus campañas victoriosas y señaló que también une a ambas naciones la común admiración por Rubén Darío.

también te puede interesar