Nicaragua

Ofensiva contra transmisor del dengue en todo el país decretó el MINSA

Falleció un menor afectado por dengue hemorrágico y se han registrado este año 374 personas contagiadas con las distintas variantes de la enfermedad

Redacción Central |

Falleció un menor afectado por dengue hemorrágico y se  han registrado este año 374 personas contagiadas con las distintas variantes de la enfermedad

El ministerio de Salud informó oficialmente del inicio de una ofensiva nacional preventiva contra las distintas variantes del dengue que, este año, ha contagiado a 374 personas, 16 de ellas con el tipo hemorrágico y provocó un fallecimiento.

Un menor de edad, originario de Managua,  murió precisamente de dengue hemorrágico, informó la directora del Sistema Local de Atención Integral en Salud (Silais), Maritza Cuan, quien anunció acciones en todo el país para evitar la reproducción del mosquito Aedes Aegpty.

Esa campaña de prevención contra el dengue se desarrollará casa por casa, en los 153 municipios de Nicaragua, dijo.

El dengue es una enfermedad vírica aguda que se caracteriza por la fiebre alta, cefalea intensa, dolor en los músculos, alteraciones del aparato gastrointestinal y erupciones en la piel, explicó.

Cuan hizo un llamado a la población para que mantenga y continúe con la limpieza de los recipientes destinados a acumular agua, donde se crían las larvas del mosquito que contagia la enfermedad.

Durante el 2008, el Ministerio de Salud registró 2 mil 295 casos sospechosos de dengue clásico y 205 de la variante hemorrágica, la forma más virulenta de la enfermedad, de los cuales 17 fueron confirmados, sin ningún fallecido, según cifras oficiales.

Durante 2007, se registraron 3 mil 300 casos sospechosos de dengue clásico y 378 de la variante hemorrágica, 147 confirmados y nueve fallecidos.

De acuerdo a un reporte del Banco Mundial,El cambio climático ha incrementado la propagación del dengue en los países latinoamericanos y el riesgo de contagio a nivel mundial podría aumentar a 60 por ciento para el año 2070.

En su “Informe sobre el desarrollo mundial 2010: Desarrollo y cambio climático”, el organismo multilateral aseguró que los cambios en la humedad y las temperaturas, provocados por el cambio climático,  amplifican esta amenaza.

Las variaciones de las condiciones climatológicas permiten que las enfermedades transmitidas por vectores (mosquitos), como el dengue, no sólo hayan vuelto a la región sino que se han expandido a nuevas áreas geográficas.

En Estados Unidos, Bolivia, El Salvador, Costa Rica, Guyana y Haití la propagación del dengue se elevó 100 por ciento, entre 1995 y 2007, favorecida por el aumento en la densidad de población, incremento de de las relaciones internacionales y del comercio, refiere el reporte.

Por su parte, Brasil, Venezuela, Perú, Honduras, Ecuador, Cuba y Belice han registrado cambios en la incidencia de esa enfermedad transmitida por la picadura del mosquito, de 10 al 100 por ciento. En Chile, Argentina, Uruguay y Paraguay se incrementaron los casos de una tasa de cero a cifras positivas, añade el estudio.

Mientras, en países como México, Guatemala, Nicaragua y Colombia el porcentaje de incidencia había disminuido en 100 por ciento, hasta 2007 el decrecimiento fue de sólo el 10 por ciento.

Para el año 2070, el estudio proyecta que el porcentaje de la población en riesgo de contraer dengue a nivel mundial se incrementará del 30 al 60 por ciento.

El informe, divulgado previo a las reuniones sobre cambio climático de diciembre próximo en Copenhague, afirma que las naciones más industrializadas -que en el pasado producían la mayor parte de los gases de efecto invernadero- deben ayudar a los países en desarrollo.

“Se trata de una crisis de la cual (los países en desarrollo) no son responsables y para la cual son los que están menos preparados. En ese sentido, es de vital importancia lograr un acuerdo equitativo en Copenhague”, dijo el presidente del Banco Mundial, Robert B. Zoellick.

El organismo urgió a una cooperación mundial para mejorar la eficiencia energética y desarrollar nuevas tecnologías porque dijo, las economías de bajo ingreso “asumirán la mayor parte de los costos derivados del daño del cambio climático”.

Muchos de los habitantes de los países en desarrollo viven con exposición física y condiciones económicas precarias, y su capacidad de adaptación financiera e institucional es limitada, se detalla en el informe.

Los casos confirmados de la gripe A en Nicaragua llegaron a  mil 711 y las muertes por la enfermedad se mantienen en siete, informó el Ministerio de Salud (Minsa).

De los casos confirmados, se ha dado el alta epidemiológica a  mil  586 pacientes, quienes ya no transmiten la enfermedad, y los otros 125 se mantienen bajo cuidado y tratamiento médico, señaló el Minsa en un boletín.

también te puede interesar