Festejan aniversario de nombramiento de Miguel Obando como Cardenal

Fue el primer centroamericano designado Cardenal por el entonces Santo Padre Juan Pablo II

Cardenal Miguel Obando
Festejan aniversario de nombramiento de Miguel Obando como Cardenal. El 19 Digital

Fue el primer centroamericano designado Cardenal por el entonces Santo Padre Juan Pablo II

Un 25 de mayo de hace 24 años, Su Eminencia Reverendísima Miguel Obando y Bravo, recibe de manos del entonces Santo Padre Juan Pablo II, el birrete que lo acredita como el primer Cardenal nacido en tierras centroamericanas.

Para celebrar tan grata fecha para la Iglesia Católica nicaragüense, la comunidad educativa de la Universidad Católica (UNICA), realizó un emotivo acto, donde asistieron estudiantes, docentes, sacerdotes y decenas de amigos del cardenal Miguel, que han estado junto al prelado en diversas etapas de su vida religiosa.

Fie realizado en el auditorio María Auxiliadora de la UNICA, también los asistentes pudieron ver una fotoexposición, de las imágenes donde el papa Juan Pablo II coloca el birrete cardenalicio a Su Eminencia Reverendísima.

Monseñor Eddy Montenegro, quien ha estado a la par del Cardenal por más de 30 años, recordó los principales momentos vividos en la plaza San Pedro en el Vaticano, precisamente cuando una delegación de al menos 30 nicaragüenses lo acompañó para ser testigo fiel de su nombramiento.

La envestidura de Su Eminencia como Cardenal se da en el año 1985, precisamente en la primera etapa de la revolución, cuando el imperialismo norteamericano apoya y financia una guerra contra el Gobierno Sandinista.

“Muchas aguas han pasado por el río, Nicaragua entera conoce su obra y lo que ha aportado para esta sociedad tan mariana, tan católica y tan luchadora”, dijo Monseñor Eddy en parte de su intervención donde esbozó un perfil de la figura del cardenal Miguel Obando y Bravo.

Destacó que ahora, algunos que dijeron ser amigos del Cardenal, lo atacan despiadadamente, por el hecho de contribuir a la Reconciliación del país.

“Se les ve la ponzoña, no la pueden esconder, y pobres de esos que se les llena de odio su corazón, pobres los que anidan veneno y no tienen paz en su ser interno”, señaló Montenegro.

A pesar de este pequeño grupo de nicaragüenses que destilan veneno y odio contra el Cardenal, Monseñor Eddy refrendó que centenares de miles lo admiran, lo quieren y lo respetan.

El Cardenal Miguel Obando y Bravo agradeció el homenaje que le realizaron y manifestó que a pesar de que sus detractores mantiene una campaña en su contra, él seguirá contribuyendo al proceso de Reconciliación que impulsa.

“Con la ayuda de Dios seguiremos contribuyendo a Nicaragua para que la paz que tenemos sea duradera. Es necesario que hagamos un esfuerzo por unirnos y sacar adelante a Nicaragua”, señaló el purpurado.