Nicaragua

Nicaragua devolverá seis toneladas de plaguicidas prohibidos

Ello forma parte de una campaña para reducir el uso de insecticidas y la contaminación de las principales fuentes de agua

Redacción Central |

Ello forma parte de una campaña para reducir el uso de insecticidas y la contaminación de las principales fuentes de agua

Nicaragua devolverá a sus países de origen seis toneladas de plaguicidas prohibidos, como parte de una campaña para reducir el uso de insecticidas y la contaminación de las principales fuentes de agua, se informó oficialmente.

Roberto Araquistáin, viceministro del Ambiente y Recursos Naturales, declaró a la prensa que en la lista de tóxicos que serán desechados se incluyen DDT, Gramoxone y Dodecacloro (Mirex) y otras peligrosas sustancias de la llamada “docena maldita”.

Explicó que la medida se fundamenta en la La Ley para la Regulación y Control de Plaguicidas, que autoriza y obliga a los importadores “a retornar al país de origen los productos y sustancias objeto del control y regulación”.

El funcionario dijo que se realizará un inventario sobre los plaguicidas almacenados en el país, muchos de los cuales “se encuentran en desuso y son una amenaza latente” para el ecosistema.

Asimismo, el Ministerio de Recursos Naturales trabaja para revisar el grado de contaminación de las 21 cuencas hidrográficas a fin de identificar la presencia de insecticidas, indicó.

Recientemente, el gobierno restringió la venta de Fosfina, usada para fumigar frijoles y conocida popularmente como “pastilla del amor” debido a que también se utiliza en suicidios.

Los plaguicidas comenzaron a utilizarse en América a mediados del siglo pasado para mejorar el rendimiento agrícola, siendo uno de los primeros el DDT (dicloro difenil tricloroetano), prohibido en Estados Unidos en 1972 por ocasionar graves daños a la salud.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), unos dos millones de personas enferman cada año por exposición directa a los insecticidas.

La llamada “docena maldita” incluye peligrosos tóxicos como Aldrin, Endrin, Toxafeno, Heptacloro y Lindano, prohibido en países latinoamericanos por causar cirrosis hepática y hepatitis crónica.

También figura en la lista el nocivo Dibromocloropropano DBCP, conocido como “Nemagón”.

también te puede interesar