Nicaragua

Candidatos a alcaldes comienzan puja en Nicaragua

La guerra por la alcaldía de Managua está planteada entre una figura de extracción humilde como Alexis Arguello y Eduardo Montealegre, representante de la burguesía

Redacción Central |

La guerra por la alcaldía de Managua está planteada entre una figura de extracción humilde como Alexis Arguello y Eduardo Montealegre, representante de la burguesía

Los candidatos a puestos electivos en los comicios municipales de noviembre de este año iniciaron la puja para atraer el voto que les asegure una victoria en medio acusaciones de incompetencia y corrupción.

Las principales fuerzas en disputa, el gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), de izquierda, y el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), derecha, ya presentaron sus candidatos a alcaldes, vicealcaldes y concejales en los 153 municipios en disputa.

Ahora se espera una etapa donde los aspirantes deben enfrentar el reto que implican las impugnaciones por incompetencia y sobre todo por cuentas pendientes con la justicia debido a casos de corrupción.

Por el lado de los liberales destaca la fórmula del ex candidato presidencial y actual diputado, Eduardo Montealegre, y el legislador Enrique Quiñones, para luchar por el control de la importante Alcaldía de Managua, un bastión para el asalto a la presidencia del país en 2011.

Para enfrentarlos, el FSLN eligió al ex tricampeón mundial de boxeo profesional Alexis Argüello, quien tiene colgada la etiqueta de favorito.

Según medios de prensa, el ahora político sandinista tiene el apoyo del 60 por ciento de los votantes y luego marcha bien alejado, con un 25 por ciento, Montealegre, a quien se acusa de haber participado en el mayor defalco al erario público en la historia de Nicaragua.

Para algunos observadores, la elección de Arguello, sin un historial en los asuntos públicos relevante, es un indicativo de que Montealegre tendrá serios tropiezos en su afán por llegar a la silla de la alcaldía de Managua e incluso pudiera ser inhabilitado políticamente.

La guerra por Managua está planteada entre una figura de extracción humilde como Arguello y un representante de una familia burguesa, Montealegre, quien lleva de compañero de fórmula a un ex somocista y miembro de la temible Guardia Nacional que enlutó al país antes de 1979.

también te puede interesar