Nicaragua

Movilizan efectivos para garantizar seguridad en los balnearios del Pacífico

La amenaza de un desastre natural como sismos, huracanes, erupciones volcánicas y tsunamis es permanente en Nicaragua

Redacción Central |

La amenaza de un desastre natural como sismos, huracanes, erupciones volcánicas y tsunamis es permanente en Nicaragua

La Defensa Civil del Ejército de Nicaragua movilizó a 3 000 efectivos para garantizar la seguridad de los paseantes en los balnearios del litoral Pacífico en caso de un desastre natural durante la Semana Santa.

El director de la Defensa Civil, coronel Oscar Pérezcassar, dijo que la amenaza de un desastre natural como sismos, huracanes, erupciones volcánicas y tsunamis (olas gigantes) es permanente en Nicaragua.

Los efectivos militares están listos para el desalojo de las playas ante una posible alerta de tsunami, agregó.

En 1992, una ola gigante azotó 40 localidades del litoral Pacífico de Nicaragua con resultado de al menos 134 muertos.

Los tsunamis que azotan Nicaragua de manera ocasional e imprevista se deben a maremotos (sismos submarinos) ocasionados por la colisión de las placas Coco y Caribe, explicó Pérezcassar.

Alrededor de millón y medio de turistas nacionales y extranjeros visitan durante la Semana Santa las playas del Pacífico en Nicaragua.

Si hubiera un maremoto, el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) emitiría la alerta a la Defensa Civil y al Sistema Nacional de Prevención de Desastres (Sinapred).

La alerta de tsunami ocurriría 45 minutos después de detectado el maremoto, dijo el jefe de la Defensa Civil.

Pérezcassar dijo al Canal 100 por ciento noticias que la Defensa Civil puso en marcha el programa “Tsunami” para la seguridad de los isitantes de balnearios. El litoral Pacífico de Nicaragua tiene 427 kilómetros de extensión.

La Defensa Civil tiene listos volantes en los que recomienda a los turistas que abandonen las playas y se internen en territorios altos a dos kilómetros de la costa si hubiera un sismo fuerte.

“En 2005, una tsunami (ola gigante) causada por un maremoto causó 300 000 muertos en Asia por desconocimiento de la alerta”, apuntó Pérezcassar.

Recordó que los 160 000 habitantes de 74 comunidades del litoral Pacífico y el millón y medio de veraneantes deben estar preparados

también te puede interesar