Nicaragua

Transporte público nicaragüense estrenará ómnibus en el 2008

El Compañero-Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, asistió a la ceremonia de otorgamiento de un préstamo de México para la adquisición del nuevo transporte

Daniel Ortega
Transporte público nicaragüense estrenará ómnibus en el 2008. | CCC

Redacción Central |

El Compañero-Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, asistió a la ceremonia de otorgamiento de un préstamo de México para la adquisición del nuevo transporte

El transporte público de Managua tendrá ómnibus nuevos a partir de 2008, gracias a un crédito otorgado por México, mientras los usuarios seguirán beneficiándose de la tarifa subsidiada que garantiza hoy el suministro de petróleo venezolano.

El anuncio lo hizo este martes el Compañero-Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, tras asistir a la ceremonia de otorgamiento del préstamo de la nación azteca, el cual será canalizado a través del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Los 26,3 millones de dólares permitirán al país centroamericano adquirir 350 unidades de transporte público.

El crédito será a 22 años de plazo, cuatro de gracia y un interés del 2,5 anual, según informó el representante del BCIE en Managua, Silvio Conrado, quien dijo que si se honran los plazos de pago, se podrán adquirir hasta 295 ómnibus adicionales.

Tras agradecer los términos del contrato, Daniel anunció además que una parte de la deuda será asumida por ALBANISA, una compañía creada por las estatales Petróleos de Venezuela y de Nicaragua (PDVSA y PETRONIC, respectivamente).

La empresa mixta se ocupa además del suministro de combustible venezolano que llega al país centroamericano a través de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), el proyecto integracionista que promueven también Cuba y Bolivia.

Una parte del diesel adquirido por Nicaragua en condiciones ventajosas de pago es utilizado para subsidiar el precio de pasaje, que se mantiene en 2.50 córdobas (unos 13 centavos de dólar), aunque el costo real ronda los 25 centavos de dólar), aseveró Daniel.

De acuerdo con el mandatario, el reto de las autoridades es evitar que se dispare el precio del pasaje con la llegada de los autobuses nuevos.

Daniel recalcó que la política de subsidiar con combustible venezolano al transporte público no beneficia a los dueños de las cooperativas de ómnibus, sino a los usuarios.

Aquí no se está subsidiando al busero (transportista), sino al nicaragüense de a pie, afirmó.

también te puede interesar