Nicaragua

Un Sistema de Salud que nos moviliza a todos

Palabras de RosarioBuenas noches hermanos, familias nicaragüenses que nos ven por Multinoticias Canal 4, que nos escuchan por la Nueva Radio Ya, Radio Sandino y otras emisoras que acompañan al pueblo en su camino hacia el Poder Ciudadano

Sistema de Salud
Rosario Murillo y Daniel Ortega. | Jairo Cajina

Redacción Central |

Palabras de Rosario
Buenas noches hermanos, familias nicaragüenses que nos ven por Multinoticias Canal 4, que nos escuchan por la Nueva Radio Ya, Radio Sandino y otras emisoras que acompañan al pueblo en su camino hacia el Poder Ciudadano

Hoy vamos a hablar de salud; de salud, que significa vida, alegría, fuerza, capacidad de disfrutar, de tener fortaleza física, mental y espiritual cada día, para enfrentarnos, con entendimiento y conocimiento a la vida.

Tener salud es sentirnos bien, tener equilibrio y optimismo para luchar con energía y sentir plenamente la satisfacción de las realizaciones, así como saber aceptar, con humildad y sentido de aprendizaje, los resultados inesperados y las experiencias, que nos favorecen.

Tener salud, es tener paz y saber cultivar la armonía y la alegría de la paz en el corazón, en la familia y la comunidad. La paz para nosotros hoy, en nuestra querida Nicaragua, es la Reconciliación y su poderoso mensaje de tolerancia y reencuentro; de posibilidad, porque sólo juntos podemos sacar adelante a Nicaragua.

Tener salud, es tener el espíritu y el cuerpo fortalecido por la esperanza y la fe, que también es gratitud; es ser agradecido con Dios y la vida; es poder decir ¡gracias a la vida! Somos agradecidos cuando somos fuertes y saludables, cuando nuestra conciencia despierta, ve la salud como un don y un derecho.

Somos fuertes cuando agradecemos a Dios que nos permite abrir el corazón para validar los derechos de todos; para exigir, para cada ser humano, respeto, dignidad, estimación, amor… todo lo cual ¡también es salud!

Promovemos la alimentación, la vida saludable, la educación; queremos acabar con el hambre, el analfabetismo, la enfermedad que puede prevenirse y curarse; promovemos salud y, crearemos además, un medio ambiente material y moral saludable. Un país con un pueblo que cuida su naturaleza y su entorno; un país que promueve desarrollo saludable y sostenible en el campo y la ciudad; un pueblo que trabaja con ilusión, con esperanza, pero sobre todo, con sentido de equidad, justicia y solidaridad.

Promovemos salud mental, porque venimos de décadas de rupturas, traumas, desgracias y abandonos que nos han averiado el corazón y alterado la capacidad de respuestas sanas a los desafíos de la vida. Promovemos salud física, porque venimos de décadas de injusticias flagrantes, crímenes de lesa humanidad les dicen, donde el hambre, la desnutrición, las pestes, las epidemias, han venido truncando y cercenando vidas, sin sensibilidad alguna entre los Gobiernos y con ausencia absoluta de promoción del conocimiento y protagonismo ciudadano, real y efectivo.

Promovemos salud espiritual, porque venimos de la humillación, la degradación, la desintegración, la descomposición, la carencia de valores humanos que hoy debemos recuperar y relanzar para que el avance que buscamos sea profundo, y procure trascendencia y cultura de desarrollo de todo nuestro potencial humano. Esa y no otra, es la verdadera felicidad. Promovemos salud, educación, entonces, porque queremos cultivar alegría, alma, aliento, ánimo, amor.

Los médicos, las enfermeras, los promotores de salud, los voluntarios de salud, de educación, de medio ambiente, de derecho de Poder Ciudadano, que ahora serán miles, muchos miles crecidos en conciencia y experiencia; todos los que de una u otra forma vamos a participar en la creación de una Nicaragua libre, sana, fuerte y capaz, con democracia verdadera, con participación y capacidad de decidir, vamos a escuchar con interés y compromiso, esta presentación de las Políticas Nacionales de Salud del Gobierno del Pueblo, que hará la compañera Ministra doctora Maritza Cuan.

En los Consejos Comunitarios de Ciudadanía y en los Gabinetes del Poder Ciudadano se discutirán todas estas líneas y acciones para decidir, entre todos, cómo vamos a asegurar que la fuerza y el poder de la salud, de la educación, del trabajo digno, nos haga mejores ciudadanos y nos libere de los tiempos de sometimiento. Tener salud y educación, estar libres de hambre y pobreza, es tener carta de humanidad, de ciudadanía.

Todos sabemos que la salud no es sólo ausencia de enfermedad, sino la capacidad de asumir nuestra libertad, nuestro poder y trabajar con el ánimo en alto para transformarnos y transformar nuestras vidas. La salud es un don de Dios, por eso es un derecho inalienable por el que debemos de luchar sin tregua, en una misión imprescindible para afirmar nuestra humanidad.

Los médicos, enfermeras y miles de voluntarios, que trabajarán haciendo realidad los planes de salud, que reconcilian al ser humano con su propia dignidad, serán misioneros, ¡somos misioneros¡ Hemos sido privilegiados con la oportunidad histórica de contribuir a liberar a Nicaragua del egoísmo y de la insensibilidad, creando condiciones espirituales, éticas, que faciliten la construcción de la sociedad libre de miseria, que todos queremos y que necesitamos con urgencia.

Vamos a presentar a la Doctora Maritza Cuan, para que nos exponga las Políticas de Salud del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional y el Plan y Acciones de Salud para el año 2007. Posteriormente vamos a contar con los comentarios del Asesor Social del Presidente, el Doctor Orlando Núñez; también vamos a recibir llamadas de la población que a través de la Radio Ya, van a ser recibidas aquí, en esta sesión de trabajo del Consejo Social del Poder Ciudadano.

Luego, vamos a dar un espacio para las preguntas e intervenciones, tanto de los compañeros que nos acompañan en el Consejo por parte del Gobierno, los Delegados del Poder Ciudadano en los departamentos; así como de los hermanos trabajadores de la comunicación, y para concluir la reunión, el Compañero Presidente, el Comandante Daniel, dirá las palabras de clausura.

Exposición del Plan Nacional de Salud Maritza Cuan, Ministra de Salud

Buenas tardes, compañero Presidente, Comandante Daniel; compañera Rosario, Coordinadora de la Secretaría de Comunicación; a nuestro hermano, el señor Embajador de Cuba; a nuestros colegas servidores públicos.

Quiero pedirles que me permitan presentarles rápidamente al equipo que está dirigiendo este Ministerio de Salud, institución tan compleja: Adrián, es el Secretario General; Humberto, de Recursos Humanos; Leonor, Administradora Financiera; Juan José, es el Epidemiólogo; Alcides, del Centro Nacional de Diagnóstico; Jaime, nuestro Financiero; Miguel Ángel, Asesor Legal; Roberto, Responsable de Regulación; Leana, de Servicios de Salud; Fátima, de Desarrollo Tecnológico y Maritza, que es nuestra Comunicadora.

Se unen a nosotros, todos nuestros Directores de Unidades, nuestros directores de SILAIS, y cada uno de los 25,000 trabajadores de la Salud, que tenemos el reto de llevar adelante estas políticas, que con mucho orgullo, queremos presentárselas a ustedes y a nuestro pueblo nicaragüense.

Queremos iniciar, rápidamente, de la situación de salud que encontramos… tenemos en nuestro país altas tasas de mortalidad materna e infantil, que son dos indicadores fundamentales, que miden el desarrollo social de cualquier país. Encontramos un incremento de las enfermedades transmisibles, especialmente las diarreicas, las respiratorias; las de transmisión sexual, tema muy especial en nuestra adolescencia; el VIH (SIDA), epidemia silenciosa que va avanzando en nuestro país; y las enfermedades de transmisión vectorial, particularmente el dengue; y hace poco tuvimos un pequeño brote de dengue hemorrágico.

Como bien se ha dicho en las presentaciones anteriores, nuestra niñez padece de una desnutrición crónica. En nuestros niños menores de 5 años, el 20% padece este problema; el 27.2% de nuestros niños de 6 a 9 años, y un 6.5% presenta retardo severo en su crecimiento.

Existe un aumento de recién nacidos, con bajo peso al nacer; cerca de un 4% de nuestras mujeres en edad fértil, o sea de 15 a 49 años, tenemos problemas nutricionales, sobre todo referentes a la obesidad, que está muy relacionada con estilos de vida saludable. La discapacidad en nuestro país se estima en 10.25% de nuestra población mayor de 6 años.
Algo que hemos encontrado y nos ha llamado poderosamente la atención, es el incremento de intento de suicidios y de suicidios, ligado a muchachos, nuestros jóvenes, y a plaguicidas, particularmente la fosfina. Un problema serio que tuvimos ahora en nuestra Jornada Popular Verano 2007; y obviamente la violencia intrafamiliar es un problema grave de salud pública, y un tercio de nuestras mujeres, nos informa que han sufrido algún episodio de violencia en su vida.

Pero, a la par de estos problemas, un país en vías de desarrollo, un país pobre, como se nos dice, empezamos a tener otro tipo de enfermedades que debemos ir enfrentando y que, al iniciar nuestro mandato, ha sido de gran demanda. Es lo que llamamos enfermedades crónicas, que están muy ligadas a las enfermedades de alto costo.

Es alta la incidencia de diabetes y su mortalidad es muy alta; también es alta la incidencia de hipertensión; tenemos problemas con cáncer, sobre todo el cáncer de la mujer, el cérvico-uterino y el de mamas; y ahorita, que tenemos el problema de insuficiencia renal crónica que está muy relacionada con la diabetes, la hipertensión y con los estilos de vida saludable, que como población vayamos desarrollando.

Si aquello era la situación de salud de nuestra población… ¿cuál es la situación del sector en que iniciamos? Cuando hablamos de Sector Salud, estamos hablando de las diferentes instituciones que ofrecen servicios de salud a la población. En nuestro país hablamos del Ministerio de Salud, del Ministerio de Gobernación, de los establecimientos de atención médica, de Defensa, del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social y otras instituciones privadas, lucrativas o no lucrativas; aquí incluimos las ONG`s.

Este sector se ha venido desarrollando de una forma muy desarticulada, muy competitiva; cada uno de nosotros competimos y no nos articulamos, no nos coordinamos, para llevar la salud a la mayor parte de la población. A nosotros, como Ministerio de Salud, nos corresponde atender al 64% de nuestra población nicaragüense; somos la institución rectora y encontramos un desarrollo, o un avance normativo muy pobre.

La regulación en Salud no está desarrollada, y por tanto, el Ministerio como tal, no puede desarrollar su papel de rector y regulador, por lo que cada una de las instituciones del sector aplica sus propias normativas y políticas.

El Seguro Social cubre el 11% de la población, a través de la compra de prestaciones médicas para sus asegurados y sus derechohabientes; a través de Gobernación y el Ejército, se atiende el 8% de la población; los privados y otros proveedores, están atendiendo el 17%. Si nos articuláramos un poco, si fuéramos complementarios y no competitivos, obviamente los servicios de salud podrían llegar a la mayoría de la población.

¿Pero qué pasa dentro del Ministerio de Salud? ¿Qué fue lo que encontramos? Unas instituciones públicas que se deben a la atención de la población más pobre… ¡ofertando servicios privados y como empresas médicas provisionales! Ventas de servicios de salud, con aranceles inferiores al valor del mercado; nosotros cobramos mucho menos y atendiendo patologías de alto costo, que no contempla la canasta básica del modelo de salud provisional del INSS.

¿Qué ha significado esto? Que muchos de los recursos que nuestras instituciones han tenido para ofertarlos a nuestra población más pobre… ¿adónde han ido a parar? A la atención de gente que podía pagar, que tenía más dinero; o para solventar las necesidades de pacientes de las empresas médicas provisionales, porque se suponía que era una fuente de ingreso de estas instituciones.

Otro problema que nosotros vemos, es que el modelo de atención que se estaba desarrollando, estaba más centrado en el daño. La gente acudía a nuestras unidades cuando tenía un problema grave de salud, y son modelos de atención altamente costosos, porque no vas desarrollando todos los aspectos de promoción y prevención de la salud.

Como nosotros decimos aquí, realmente había una ausencia de una cultura efectiva de promoción y prevención de los problemas de salud. En vez de que la población fuera un sujeto activo en el fomento de su salud, se fue desarrollando de una forma muy pasiva, esperando que el sistema le resolviera su problema de salud.

A pesar de que en la lámina anterior vimos una gran gama de instituciones que ofertamos servicios de salud, todavía existía un porcentaje considerable de población, que no tenía acceso a los servicios de salud.

Vimos también, y lo pudimos comprobar con nuestra Jornada Popular Verano 2007, una limitada vinculación entre la institución y las acciones que desarrolla la comunidad; el trabajo comunitario, el del brigadista, el del promotor, estaba bastante disminuido y, a través de esta jornada, ya vamos en proceso de reactivarlo.

Los servicios que se ofertaban eran sin un enfoque de calidad, que tomaran en consideración las necesidades y expectativas de la población usuaria. Las instituciones trabajaban en función de intereses y necesidades de la institución, no de las necesidades de una población usuaria que llega a nuestras unidades. Por tanto, nosotros adaptamos los horarios y organizamos los servicios, a como la institución necesita, y no como lo necesitan los usuarios. Eso coincide con lo que dijimos de que los servicios se ofertaban sin un enfoque de calidad, ni tomaban en consideración estas necesidades.

Tanto a nivel primario, el primer nivel, como a nivel hospitalario, la capacidad resolutiva de nuestras unidades es baja. Desde el punto de infraestructura y equipamiento, además de ser deficitario, son obsoletos; ya muchas de nuestras unidades dieron su vida media, sobre todo nuestros equipos.

Nos llena de satisfacción ahorita, y lo decimos, tenemos colegas médicos nicaragüenses altamente calificados, quienes ya, desde este momento, están haciendo convenios bilaterales con hospitales, con colegas, para ir fortaleciendo la capacidad tecnológica de nuestros hospitales, sobre todo de aquí de Managua; y ya uno me estuvo hablando hasta de la posibilidad de trasplante renal.

Obviamente, esta tipo de organización que existía, incidía en baja cobertura de los servicios, pero lo más triste, es que esta baja cobertura iba relacionada a la atención de la mujer en su etapa reproductiva y, algunas veces, a la niñez. Como hemos dicho, la mayor accesibilidad de los servicios está para el área del Pacífico, particularmente Managua; la Costa Caribe ha sido usualmente olvidada, lo que ha incrementado la demanda hacia Managua, y un maltrato al paciente, porque muchas veces se viene sin previa cita, y al venir aquí, no se le atendía, teniendo que deambular por cualquier lado hasta que conseguía atención.

Algo muy importante como es la formación de nuestros recursos humanos, no tenía un orden, un horizonte. Por un lado, había un modelo de atención y por otro, la formación de los recursos no era en función de darle respuesta a ese modelo. Quise ilustrarles con dos láminas, para que pudiéramos ver lo que estábamos hablando de inequidad.

Estos son los quintiles más pobres de nuestro país y, cuando vemos los gastos en salud, en un estudio que hizo el Banco, vemos que el quintil más pobre es quien estaba financiando su salud, y, obviamente estaba subsidiando a los que tienen más dinero. Lo más triste aquí es que… ¡la gente más pobre de este país, estaba gastando más en medicamentos! Porque no tenían acceso a esos recursos, en nuestras instituciones.

Esta otra lámina refleja un poco el desarrollo de los recursos humanos de nuestro sector; también es un estudio que hizo el Banco hasta el 2006, para demostrarnos el incremento que había en el pago de recursos; pero lo interesante es que, donde crecieron los recursos este año fue en personal administrativo.

Ahí es donde están las mayores barras; pero cuando observamos los recursos propios, necesarios para la atención, vemos cómo se quedan estáticos. En el caso de médicos, técnicos en salud y sobre todo, técnicos de laboratorios, ¡no crece nada! y son una mínima expresión en nuestro Sistema.

Por otra parte ¡cualquiera diría…! aquí vemos unas barritas grandes del personal de enfermería; pero el problema es que nunca creció y más bien viene descendiendo. Aquí tenemos colegas de avanzada edad, muy cansadas y próximas a jubilarse, que por su edad y enfermedades agregadas, no pueden hacer turnos en nuestras unidades; y nuestras unidades deben trabajar 24 horas para que podamos dar respuesta.

¿Cuál es el cambio que nosotros queremos hacer, ante este panorama…? Es lo que gentilmente venimos a presentar: Queremos un sistema de salud, que atienda a los nicaragüenses, según sus necesidades, es decir, que se organice en función de las necesidades de nuestros pacientes; que garantice el servicio gratuito y universal a los servicios de salud. La lámina anterior demuestra de forma muy clara, cómo la gente más pobre es la que está gastando más, para mantener su salud.

Un Sistema de Salud que promueva en la población, prácticas y estilos de vida saludables, para mejorar la calidad y la esperanza de vida; cambiar ese modelo altamente curativo y asistencialista, hacia la promoción y prevención de la salud.

Un Sistema que contribuya con los esfuerzos nacionales para mejorar el desarrollo humano sostenible y, sobre todo, que sea un sistema solidario, complementario, que fomente la participación activa de la población, que es la base del bienestar de todos. Ese es el Sistema de Salud que queremos ofertarle a nuestra población.

¿Cómo vamos a hacer este cambio? Obviamente, fue lo primero que hicimos, eliminando la privatización, los cobros, y toda forma de corrupción que exista en nuestras unidades; garantizando la gratuidad y a la par, una atención de calidad y trato humanizado al paciente.

No es de tres, cuatro, cinco, ni seis meses, ¡es un trabajo permanente! que tenemos que ir haciendo, pero que hemos comenzado muy fuerte, en nuestras unidades y sobre todo, ya se han ido resolviendo y superando algunas cosas. No negamos que pueda haber todavía rezagos de corrupción, pero mientras los declaremos, mientras nos los digan, los denuncien, podemos combatirlos mejor.

¿Qué más vamos a hacer y cómo? Desarrollando acciones de salud preventiva y articulando los esfuerzos de las instituciones del Estado, con una amplia y activa participación de la comunidad y de las diferentes expresiones de la sociedad. Un pueblo sano, es un pueblo que cuida su salud; es un pueblo que está educado en salud, que puede prevenir enfermedades y contribuir a mejorar la salud de sus vecinos.

¿De qué otra forma queremos hacerlo? Cambiando ese modelo de atención curativa, fragmentado e individualizado, hacia un modelo de atención integral. ¿Por qué pusimos esto? Porque, cada uno sabe cuando ha ido a un hospital o a un centro de salud, que para que ser atendido, tiene que pasar hasta por cinco clínicas, porque están organizados en función de los intereses de cada unidad y no viéndome a mí como una persona integral.

Además, viéndome a mí como una persona integral, y considerando a mi familia, mi comunidad, mi medio ambiente, como parte del proceso de salud-enfermedad, que yo tengo como persona. Adaptando las intervenciones de salud a las características geográficas, políticas, culturales y étnicas; rescatando la medicina popular y tradicional.

Esto va muy enfocado a la Costa Caribe; yo siempre he dicho que con la Costa Caribe no vamos a salir adelante, mientras queramos exportar un modelo del Pacífico hacia el Atlántico, allá tienen su propia cultura, sus propias creencias y eso hay que respetarlo y fomentarlo.

Lo otro, que obviamente es difícil, pero vamos adelante, es que debemos incrementar el abastecimiento de medicamentos y materiales de reposición, para superar el déficit que enfrentan nuestras unidades. Más adelante vamos a explicar qué es lo que hemos hecho y pensamos continuar haciendo en este aspecto.

Otro elemento importante es… mejorando la infraestructura de la red de servicios de salud y las condiciones básicas de los hospitales. Esto no puede ser de una forma desordenada, debe estar unido a un desarrollo perspectivo que lleva este país en su modelo de salud. Tenés que ir desarrollando hospitales, con características regionales, que puedan ir frenando un poco la demanda que está concentrada en Managua.

Desarrollar un programa amplio de formación y capacitación del personal, que haga sostenible el modelo que queremos implementar. Si estamos hablando de salud comunitaria, de salud familiar, no podemos seguir formando personal de salud con una visión eminentemente curativa y asistencialista, hay que irlo adaptando.

Luego, tenemos la regulación del funcionamiento de las empresas médicas provisionales, que permitan ofrecer servicios de calidad; pero, como Ministerio, no nos competen únicamente las empresas médicas provisionales, sino que debemos de regular a todas las instituciones prestadoras de servicios.
Lo otro, articular y armonizar la cooperación externa en función de nuestras políticas de salud. Hemos hablado casi con todos nuestros cooperantes y eso nos ha permitido sacar adelante muchas estrategias que hemos implementado en estos días. Es articulando todos los esfuerzos que podremos sacar adelante la salud. Antes estábamos cada quien, con su proyecto, cada quien con su mundo, pero ahora, estamos tratando de articularlo.

Voy a presentar sólo el año 2007. ¿Cuáles son las principales acciones que vamos a realizar y que ya estamos realizando en este año? Primero: los cobros pasaron a la historia en el Sistema Público de Salud. Esa es nuestra política, eso estamos controlando y le pedimos a nuestra población que nos ayude a controlar, a garantizar, y a consolidar.

En este aspecto, emitimos una Resolución Ministerial sobre los servicios privados, la gratuidad de la atención y la prescripción de medicamentos genéricos. Nuestra primera Resolución fue: Primero, no hay más servicios privados en instituciones públicas. Segundo, superar el problema que teníamos en las emergencias; ya que uno llegaba y lo que le decían al familiar es, vaya a la farmacia y compre la jeringa, la inyección, etc., para que nos pudieran dar la consulta. Nosotros dijimos no… ¡Toda la atención de emergencia se garantiza!

 

 

¿Qué otro problema teníamos? Fuera de los hospitales se ve el montón de gente sentada y uno decía, es porque está con su familiar; no, es que estaba esperando que le dieran una receta, para comprar medicamentos y atender a su paciente que tenía internado. Dijimos ¡no¡ Garanticemos que se de la atención de la hospitalización y hagamos accesible la consulta externa, que no teníamos.

Hicimos un comparativo entre enero y marzo del 2006 y 2007, y esta es la diferencia: En 2007, este trimestre, con la política de gratuidad incrementamos en 60% de las consultas médicas; en 62% los exámenes de laboratorio; en 55% las recetas despachadas; en 45% los exámenes de Rayos X; y, en un 34% los egresos.

A esto no tenía acceso la población; al menos ya nos sentimos satisfechos de que muchos no salieron con su receta; cuando vemos este incremento en los exámenes y laboratorios. Es una respuesta.

¿Qué hicimos después? Esto tenía que garantizarlo con abastecimiento de medicamentos y otros materiales. Nuestro análisis entre 2006 y 2007, el 2006 está hasta el 30 de abril, y el 2007 hasta el 23 de abril. En medicina el año pasado, habíamos entregado esta cantidad de dinero.

Hasta el 23 de abril, hemos entregado a todas nuestras unidades, 94 millones 652 mil 837 córdobas, en medicina. En material de laboratorio, los reactivos, que no hacíamos exámenes de laboratorios, hemos duplicado la entrega. El año pasado, sólo dos millones y un poco más se le entregaron a las unidades, este año ya vamos por cuatro millones.

En material de reposición periódica, hemos incrementado mucho, porque eso es lo que no estabas abasteciendo en el área de hospitalización; la gente iba a comprar su material, pero ahora, se les está dando.

A través de las donaciones, aquí parece que hemos tenido menos donaciones, pero lo más importante es que hemos sabido orientarla hacia donde necesitábamos; y a todo el mundo le decimos: medicamento, material, medicamento, material. Eso nos ha ayudado mucho a solventar algunas brechas.

En equipos hemos podido, también a través de donaciones y demás, asignar, entregar a nuestras unidades, 19 millones. Si usted ve, por ahí anda nuestra política de gratuidad, en tres meses.

Otras cosas que hemos hecho, y consideramos que ese es el bastión fundamental para desarrollar las acciones de salud, son nuestras Jornadas Populares de Salud, con una amplia participación plena de la población. ¿Por qué les decimos populares? Porque todos estamos inmersos y trabajando en función de nuestra salud, todo el pueblo en esto.

Nuestra primera experiencia fue la Jornada Popular Verano 2007, que le dimos, completamente, otro enfoque este año; cambiamos completamente los 16 años, y fue una experiencia maravillosa ver a la gente que se sentía satisfecha por el servicio que se estaba dando, pero sobre todo, la gran experiencia fue, la articulación que logramos todas las instituciones del Estado involucradas con la salud del pueblo, para ponernos al frente. Hablamos del MINSA, de los Bomberos, de Turismo, de la Policía, del Ejército, de las Alcaldías, y todos logramos articularnos.

Algo muy importante fue que se despertó aquel trabajo comunitario que veníamos realizando. No son todos los resultados, hay más, pero pusimos 25 puestos médicos en las playas, algunos de 24 horas, otros de 12 horas. Tuvimos menos cantidad de ahogados, dimos 20 mil atenciones en las playas; atendimos mil personas por accidentes o lesiones, y sobre todos a nivel local nos integramos para prevenir cualquier problema del Tsunami.

Esto fue mucho más, fue toda una campaña de promoción de la salud, de prevención de enfermedades, de movilización masiva de muchos brigadistas de salud, y toda la campaña que hicimos en el área de prevención.

Nuestra segunda jornada es la comenzamos ayer, del 23 abril al 6 de mayo, es nuestra Jornada Popular de Vacunación 2007. ¿Cómo vamos a hacerla? Ya lo hemos explicado bastante. En esta semana estamos trabajando fuertemente en colegios; decíamos, hagamos de la vacunación escolar, un día de fiesta, de salud escolar y estamos yéndonos a aquellas comunidades que sólo entramos a caballos, o a pie, o por mucho tiempo.

Vamos a tener dos días centrales, como dicen por aquí, y en todo este tiempo, vamos a estar trabajando con 5 mil puestos de vacunación. En los dos días centrales, queremos poner, sobre todo denle el 29, que es el área urbana, un puesto por cada 200 niños, con diez a quince brigadistas de toda la comunidad.

Todo esto totalizan 70 mil personas movilizadas, que vamos a andar trabajando en función de la salud de nuestros niños y niñas especialmente; pero también los adultos tienen acceso y responsabilidad ante esta jornada.

Invitamos a todos los que están aquí, que pasen por nuestros puestos de vacunación, y a los colegas periodistas, cuando nos estén dando cobertura, los invitamos a que participen y se vacunen.

Pretendemos aplicar, 1 millón 383 mil 900 dosis de vacunas; de antipolio, serán 693 mil, 950; de rotavirus 30 mil; de pentavalente 70 mil; de sarampión (MMR) 40 mil; de la DPT 50 mil y la de Tétano, que ahí todos tenemos que apuntarnos porque también es para los adultos, 500 mil dosis.

Vamos a aplicar 1 millón 400 mil dosis de desparasitante a niños de entre 2 y 12 años, y la administración de vitamina “A” a 570 mil niños, de seis meses a cuatro años de edad. Esta va a ser nuestra segunda Gran Jornada Popular, que en este caso, es la vacunación para el 2007.

Para junio y julio, estamos programando hacer nuestra Jornada Popular para el Control del Dengue. Es otro esquema que vamos a implementar y en este tiempo queremos proteger 500 mil viviendas de manera permanente, en sitios de población concentrada, siempre con la gran participación ciudadana y de nuestros brigadistas. Esto es de cara a la prevención del dengue y otras enfermedades transmisibles, que empiezan con el invierno. Permanentemente, ya no de jornada, vamos a realizar una intensa y permanente actividad preventiva.

Otras acciones, que la población sea garante de la calidad de atención que recibe en el sistema público; nosotros, nuestra población, como usuaria de los servicios, tiene el derecho de reclamar por la calidad de atención que les estamos brindando.

La próxima semana vamos a sacar otra Resolución Ministerial, relacionada con calidad y trato humanizado a nuestros pacientes. Vamos a normar el derecho del usuario y del familiar en nuestras instituciones, y vamos a permitir la estrategia de familiar acompañante, en todos nuestros hospitales ¡ellos y ellas tienen derecho! Vamos a definir bien derechos y deberes, la verdad es que si a mí, no me es accesible ver a mi paciente que tengo en un hospital, ahí vamos a estar todos en la puerta ¡queriendo entrar.

Si lo hacemos accesible y respetamos ese derecho, puede estar siempre un familiar del paciente, entrando y saliendo de forma ordenada. Me parece que eso es calidad, que eso es trato humanizado. Ya se está empezando con los comunicadores de las unidades, las encuestas rápidas de satisfacción, las áreas de atención al público para recepción, pero sobre todo, para solución de problemas. Equipos de dirección dialogando con la población, ¡fuera de las oficinas! Oigamos a la gente, qué le pasa.

Una comunidad participando en el control de la calidad de la atención, a través de los Consejos de salud y unos trabajadores desarrollando la Gran Jornada Nacional de Mejora de Calidad de Atención y Trato Humanizado, que estamos concluyendo su formulación.

Otra gran acción, vamos a atender a la gente en donde nos necesite. Estamos mal acostumbrados a esperar que la gente llegue a nuestros centros y llegan, sólo cuando están enfermos. Vamos a ir hacia ellos, si queremos hacer prevención en salud; esto ya lo estamos desarrollando en Managua, en algunos Silais; hemos estado en dos barrios pobres, y la gente se siente increíblemente bien, cuando llegamos. Barrios saludables, ferias de salud, vamos a dar actividades de prevención, vacunas, control prenatal y demás.

Vamos a brindar atención médica, van colegas que a veces no son del Ministerio de Salud, especialistas que nos van a dar consultas de oftalmología, ginecología y de pediatría; llevamos los medicamentos para dárselos a la población, pero ellos también, sobre todo los niños, niñas y adolescentes, hacen una fiesta, con actos culturales y todo. Es muy interesante, muy bonito.

Tenemos problemas en el área rural. Si de algo adolecen nuestros hospitales departamentales, es de especialistas. Ahorita estamos integrando nuestras brigadas móviles de salud; el sábado 28, vamos a invitar a los medios, porque va a ser muy bueno… nuestros médicos nicaragüenses, de Managua, nos desplazamos hasta Chontales, a bajar listas de esperas quirúrgicas, a hacer exámenes especiales y dar consulta especializada. Comenzamos en Juigalpa, porque ahí tenemos problemas de mortalidad materna.

Otra acción que estamos realizando… la Operación Milagro es una realidad en Nicaragua. Nuestro centro oftalmológico, se llama Centro Oftalmológico Sandino, con la solidaridad del hermano pueblo de Cuba, ya estamos a las puertas de inaugurarlo, va a estar ubicado en Ciudad Sandino, en un área del centro de salud que tenia 8 años de no utilizarse, con muy buenas condiciones. Ya nos vino el equipamiento, que es muy bueno por cierto, con un costo aproximado de 400,000 dólares, ya lo tenemos allí.

Ya tenemos aquí la Brigada Médica Especializada de hermanos cubanos, son 23; ya nos están ayudando. De Cuba vinieron todos los equipos y estamos buscando cómo instalarlos; tenemos programadas 60 cirugías por día, de cataratas y teridión; 120 consultas al día. Esta brigada es integral, tiene internistas, oftalmólogos, viene con todo el equipo. Aquí van a hacer la valoración cardiológica y todo.

Yo puse estos datos, para que veamos qué significa este apoyo: La prevalencia de ceguera se calcula en 0.06% de la población; con esto, en Nicaragua, tenemos 15,300 hermanos ciegos que necesitan, de urgencia, una cirugía de cataratas para volver a ver.

Existe otra gran cantidad de personas, que no tienen todavía problemas de ceguera, pero necesitan operarse. Y eso, es cuatro veces más que las personas que ya están ciegas. Tenemos 75,300 personas que requieren cirugía de cataratas, pero si lo multiplicamos por los dos ojos, necesitamos 150 mil cirugías. Para que sepan, el costo de esta cirugía en privado, es de U$ 400 a U$ 700, por cada cirugía; y esto, lo vamos a resolver con los hermanos cubanos.

¡Vamos a mejorar la atención en la Costa Caribe! Hemos dicho, todos han dicho desde hace muchos años… ¡es prioridad, sí, los tenemos abandonados! pues nosotros decimos, es prioridad pero ¡los vamos a atender!

¿Qué va a significar en la Costa Caribe? La extensión de la Escuela Latinoamericana de Medicina… tenemos 1,500 muchachos estudiando en Cuba, algunos ya están haciendo especialidad, y con el hermanamiento de nuestros hermanos cubanos, vamos a traernos una manga de la Escuela, para desarrollarla en la Costa Caribe.

Estos puntitos que vemos aquí, son centros de enseñanza que ya están ubicados, tanto en la RAAN como en la RAAS.

Es cierto que estamos en Puerto Cabezas, Bluefields y Corn Island, pero estos otros puntitos son más adentro, va desde Karawala a Mulukuku, Waspan, Tortuguero, Laguna de Perlas, Kukrahill. En estos centros, vamos a tener dos médicos especialistas cubanos, docentes de la Escuela Latinoamericana de Medicina.

Aquí se van a desarrollar pequeños centros docentes; cada uno de ellos va a tener compañeros nuestros, que están estudiando allá, pero que ya vienen a hacer su internado comunitario, es como un servicio social. Son muchachos que ya pasaron todos sus estudios, y en vez de hacer allá el internado comunitario, lo realizarán aquí, porque es un nuevo perfil de médicos que estamos haciendo, de acuerdo a nuestro modelo de atención.

Vamos a seguir especializando aquí, muchachos que se están especializando allá, en Medicina General Iintegral, eso lo vamos a concluir aquí con sus profesores. Si usted quiere hacer trabajo comunitario, prevención, promoción, que es lo más importante, debe de formar su perfil, de cara a la comunidad, que es lo que decíamos con la formación que tenemos.

Vamos a seguir siendo científicos, pero hay una Especialidad que se llama Atención Médico Comunitario, debemos estar orgullosos de él y empezarlo a desarrollar en nuestro país, porque así es que podemos desarrollar nuestro modelo.

Solamente con esta estrategia, de la extensión de la Escuela Latinoamericana, van a haber en la RAAS, 20 médicos docentes cubanos, de la especialidad de Ginecoobstetricia, Pediatría, Cirugía, Medicina y Medicina General Integral; 70 residentes nicaragüenses, que nos los vamos a traer para que concluyan aquí su especialidad; y 35 médicos nicaragüenses que concluyeron y van a hacer su internado comunitario.

En vez de hacer un internado hospitalario, vamos a hacer nuestro internado comunitario. Esa misma cantidad, va a estar en la RAAN, igualito, y 35 médicos jóvenes nicaragüenses que vienen a realizar su internado comunitario.

Ustedes preguntarán ¿como garantizaron a ese montón de gente y que van a hacer aquí? Porque eso es fuerte, pero bueno, aquí hemos dicho, aquí nos articulamos, nos apoyamos y hemos tenido una muy buena coordinación con el Consejo de Desarrollo, son 4 estructuras con las que hemos tenido que estar hablando… pero ¡qué interesante! cómo cada uno de ellos y los Alcaldes, se han puesto al frente y ya tienen garantizado dónde los van a hospedar, cómo se les va a dar de comer, garantizar que estén por allí, y estamos hablando de la Laguna, Kukra, por todos lados.

En el caso de estos colegas nicaragüenses; yo les decía, estamos comenzando, hagámoslo tipo Jornada Nacional de Alfabetización. En la década de los 80, yo me acuerdo, nosotros teníamos familia; nos adoptaba una familia del campo, porque íbamos a alfabetizar. Les dije, no pongamos problemas; yo te aseguro que si hablamos con una familia, nos va adoptar un muchacho, mientras concluyen, porque es en beneficio de toda la comunidad.
Esta parte, la estamos trabajando de esa forma en Costa del Caribe. Son prioridad, pero también se están poniendo al frente.

Otra estrategia… dos centros oftalmológicos van para allá también; Operación Milagro, uno en Bilwi y el otro en Bluefields, ambos donados, igualitos, nada más que un poco más pequeños; También con nuestros hermanos cubanos, vamos a poner 2 centros de oftalmología para resolver la ceguera de nuestros hermanos de la Costa Caribe.

¿Qué significa esto? Que en cada uno de estos lugares, van a haber 20 hermanos cubanos, y yo digo 20, porque tenemos desde médicos, enfermeras, asistentes de quirófanos y muy importante, personal de mantenimiento; ingenieros de mantenimiento, porque traen un equipo altamente costoso y garantizan también el mantenimiento.

Aquí tenemos 40 hermanos más que nos van ayudar, ¿quiénes los están hospedando y garantizando? El Gobierno Local de las Regiones Autónomas. Por último, dos hospitalitos de campaña, también con el apoyo del Gobierno y pueblo de Cuba, aquí estamos haciendo una intervención integral, porque las cosas hay que articularlas, porque si ponía esta cosa por aquí, esto por allá, no ibas a impactar en nada.

Vamos a poner dos hospitalitos, uno en Waspan, para que nos vea todo el problema de la ribera del río; y el otro va para Muelle de los Bueyes, porque queremos dar condiciones en Karawala, que allí es donde queremos ponerlo, pero, como vienen ya, lo más en tres semanas, y nosotros somos así, nos dicen ¡y agarramos la palabra de quien que nos quiere ayudar! lo vamos a poner allí, porque tenemos problemas de mortalidad materna, mientras damos las condiciones en Karawala.

Tenemos en El Rama y Nueva Guinea, dos buenas instituciones de nuestros ministerios. Usted va a ver ahorita, cómo vamos a resolver. Esta cantidad de recursos entra en la Costa Caribe: 344 profesionales de la salud entre la RAAS y RAAN, de los cuales 40 son médicos hermanos cubanos, docentes; 40 para Misión Milagro; 54 profesionales para los dos hospitales y 210 nicaragüenses residentes; no son estudiantes, son residentes que les falta solo un año para especializarse en Medicina General Integral.

Eso nos da que, a partir del sábado, que vamos con el primer grupo, empieza a ingresar esta cantidad de personas a Costa Caribe para dar respuestas, bajo un nuevo modelo de atención, adaptado a la realidad de Costa Caribe. No en instituciones, sino en la comunidad, que eso ya lo vimos con los colegas.

Por la parte nicaragüense, hasta ahorita en abril, ya tenemos 132 recursos ubicados en Costa Caribe, 13 médicos especialistas, 9 médicos generales, 47 servicio social, 8 personas de enfermería. Esto es histórico… ¡por primera vez en la historia! que, a Costa Caribe se le nombra, se le da plazas de los médicos que mandan a estudiar aquí especialidades. 13 salieron, 13 plazas se les dieron para que regresaran y diéramos respuestas.
Este es el plan con Costa Caribe, y este es la última lámina, que muestra lo que serían mayores inversiones en salud; pero que es un tema que no lo vamos a desarrollar mucho en este momento. Acá pueden ver lo que será nuestro futuro nuevo hospital de Boaco, el próximo mes empezamos la construcción y aquí, algunas cosas que hemos priorizado, como desarrollo de infraestructura y de equipamiento. Muchas gracias

Palabras de Rosario

Gracias doctora por esta presentación que nos llena a todos de alegría, porque estamos viendo cómo vamos avanzando en la construcción del Poder Ciudadano, porque Poder es tener salud, tener educación, vencer la pobreza, el hambre y de verdad, crear ciudadanos libres en este país.

Vamos a darle la palabra al compañero, doctor Orlando Núñez, Asesor Social del Presidente.

Palabras de Orlando Núñez

Si alguien quisiera indagar el perfil que está tomando el nuevo Gobierno, el nuevo Estado, la nueva sociedad, creo que con estas tres exposiciones podemos ya empezar a registrar este perfil, donde parece la solidaridad, particularmente de Cuba, la sensibilidad de los funcionarios; la ruta hacia la comunidad, hacia los más pobres. No es casualidad que aparezca de nuevo la Costa Caribe y los esfuerzos en los lugares más empobrecidos de Nicaragua.

Creo que hay que agradecer a los compañeros y a la compañera Ministra este esfuerzo… ¡tanta información, tanta explicación! ¡Qué lástima que los medios de comunicación no reflejan esta abundancia de información! Sería bueno pedirles a los periodistas, yo sé que no depende completamente de ustedes, pero ¡por favor, no le neguemos la información al pueblo! No mantengamos ese secretismo que estamos viendo en los medios de comunicación.

Nosotros esperábamos, con ese esfuerzo noble de los compañeros de Alfabetización, ¡que todas las páginas y todos los medios, amanecieran en alborada con esta información…! Sin embargo, parece ser que mientras más información da el Gobierno, mientras más información dan los funcionarios, ¡más secretismo encontramos en los medios de comunicación!

Entonces, les hago un llamado, y también un llamado a los compañeros del Ministerio de Educación y a los Brigadistas de Alfabetización, a los Brigadistas de vacunación, ¡que lleven este mensaje! porque son miles de miles, decenas de miles, y podemos compensar el secretismo de los medios de comunicación, con la información directa.

Les pediría a los compañeros de Salud, que entreguen esta información, de alguna manera, quizás sintetizada, ordenada, a los brigadistas para que lleven esta información al pueblo; lo mismo a los compañeros de alfabetización. Porque realmente, no podría quedarse esta información aquí… es demasiado esfuerzo, demasiadas buenas noticias para que nosotros nos quedemos con esta información.

Quisiera registrar algunas cosas de la exposición; por ejemplo, la relación entre la privatización, la corrupción y la degradación del Sistema de Salud. Creo que nuestro pueblo tiene que empezar a registrar lecciones, porque este deterioro del Sistema de Salud ¡no es casualidad! Es producto de un modelo de privatización, que hizo de la salud, un negocio.

No podemos dejar pasar esta lección, porque podríamos caer de nuevo en el error, de llevar la privatización y convertir la salud en un negocio, por estar privatizando a favor de un grupo minoritario.

También quiero señalar el avance que lleva este Gobierno, de lo privado a lo público, y lo público hacia lo comunitario. Me llama la atención la cantidad de Consejos que están haciéndose cargo de estas tareas; realmente, es una palabra que yo creo, que el pueblo nicaragüense va a tener que acostumbrarse, porque se está convirtiendo en el nuevo sujeto de resolución de problemas. En la Costa Atlántica, vemos una cantidad variada de Consejos, que están haciendo lo que otros no han podido.

No podemos dejar de señalar que en países empobrecidos como Nicaragua, los recursos son importantes; los esfuerzos de los profesionales y las instituciones son importantes, pero definitivamente, es imposible resolver estos problemas sin la participación masiva de la ciudadanía… ¿dónde conseguiríamos nosotros 70 mil funcionarios para vacunar? ¡Eso es imposible!

Creo que la movilización, que muchas veces ha sido tan vilipendiada, realmente ¡es la solución! El pueblo es el sujeto de la salud, pero también es el sujeto de la solución a los problemas de salud y esto no hay que dejarlo pasar desapercibido, porque ¡vamos a necesitar más movilización! Estamos muy empobrecidos, los recursos son muy limitados y por lo tanto, la comunidad, los Consejos y la movilización, son recursos extraordinarios y debemos echar mano de ellos para poder resolver estos problemas.

Quizás sería bueno, compañera Ministra, que explicáramos la complementariedad que existe o debe existir entre lo preventivo y lo curativo, para que no quede la impresión de que nos vamos de un lado a otro, sino que existe una lógica complementaria, y que la gente se la apropie, sobre todo, en un programa que necesita un giro cultural fuerte.

Porque en esto, no son suficientes las instituciones, no es suficiente el esfuerzo personal, no son suficientes los recursos materiales… la cultura, realmente, va a tener que ser un sujeto que apoye los esfuerzos de transformación.

Yo quiero felicitarlos de nuevo, solidarizarme con el personal y esperamos que esto no se quede aquí, ¡que le llegue al pueblo! porque en la medida que llegue, la gente también se va a entusiasmar y el entusiasmo ya sabemos, ¡es revolucionario! así como la alegría y la participación. Muchas gracias.

Palabras de Rosario

Gracias compañero Orlando Núñez, vamos dar espacio para un bloque de tres llamadas de nuestro pueblo, a través de la Nueva Radio Ya.

Preguntas de la población a través de la Nueva Radio Ya

Primera llamada de la ciudadanía

Buenas noches, habla Francisco Zúñiga; quisiera formularles la siguiente pregunta, en relación a que ustedes están tratando de combatir las epidemias y entre ellas está el dengue; pero ¿qué va a hacer la Ministro contra toda esta gente que vuela agua sucia a las calles, donde el mosquito prolifera? Esto se seguirá dando y Ministro que va pasando, siempre está ocurriendo lo mismo. ¿De qué sirve que usted gaste dinero para combatir este tipo de enfermedades, si los focos de infección permanecen siempre? Gracias.

Llamada de otro ciudadano

Todos los nicaragüenses tenemos entendido que la salud no es solamente recibir una receta, a como nos han tenido acostumbrados durante 16 años. ¿Cómo haría para que se pueda operar sin incurrir en costos económicos, un tío mío que es profesor de educación física y tiene fracturados sus dos meniscos…? ¿Sería posible? Gracias.

Respuestas de la Ministra de Salud

En relación a la primera intervención, es interesante… hemos estado hablando sobre este problema y, cuando hablamos de prevención, obviamente nos estamos refiriendo a estos aspectos que abordó el hermano que nos llamó.

Cuando hablamos de alta participación ciudadana, con responsabilidad de los problemas de salud; cuando hablamos de ser más activos y beligerantes con relación a la salud, ¡es casualmente eso…! No se puede estar haciendo esfuerzos aislados, y nuestras instituciones, nosotros como servidores públicos, debemos de unirnos, todos, en función de cómo lo resolvemos.

Lo importante en todo esto es que, nosotros como nicaragüenses, como pobladores, desarrollemos conciencia con nuestros vecinos y amigos, para que estas cosas no continúen; porque podemos tener las calles más bonitas pero, si no cambiamos cultura, hábitos, costumbres, no vamos a impactar.

Vamos a tomar en cuentas sus inquietudes, y pienso que podríamos realizar otra gran jornada popular en pro del mejoramiento ambiental, integradas todas las instituciones del Estado, que estamos involucradas.

Con la segunda pregunta, el siguiente caso, me gustaría que nos hagan llegar el nombre del señor que necesita esta cirugía, para ver qué podemos hacer aquí en nuestros hospitales; yo creo que es posible.

Palabras de Rosario

Muchas gracias doctora Cuan. A los hermanos periodistas que participan con nosotros en este Consejo, si tienen alguna pregunta o propuesta para las autoridades del Ministerio de Salud, pueden hacerlas en este momento. Les vamos a pedir que sean breves, para poder dar espacio a nuestro pueblo, hay otro bloque de llamadas, y poder después, escuchar el mensaje del Presidente.

Preguntas de los periodistas

Dos preguntas rápidas a la Ministra de Salud ¿Cuál es el nivel que se ha alcanzado en este momento en las entregas de medicamentos a la población que acude a los distintos hospitales y centros de salud?

La otra es ¿cómo lograr terminar con este sistema de competencia que se desarrolla actualmente en diferentes instituciones, para cambiarlo por el de la complementariedad del sistema de salud, y elevar el nivel de atención, de cobertura a la población, que tanto lo necesita y acude a los diferentes centros de atención?

Palabras de Rosario

Muchas gracias; vamos a recibir las llamadas que están en el aire y luego vamos con Giorgio. Adelante hermano, a través de Radio Ya.

Pregunta de un ciudadano a través de la Radio Ya

Yo soy un ciudadano asegurado; tengo 16 años de estar asegurado y cuando uno va a los hospitales, por ejemplo, yo estoy en el Bautista… allí lo atienden a uno ¡de mala gana! dicen que tienen cinco minutos para atender a un asegurado. Desde hace tiempo les estoy pidiendo, por ejemplo, que me hagan unos exámenes en el estómago, una endoscopía, pero ellos vienen y dicen: “si aquí no venís muriéndote del estómago, nada podemos hacer.”

Yo quiero saber ¿qué hay para los asegurados con este nuevo sistema y modelo que está proponiendo el nuevo Gobierno, a través del Ministerio de Salud? Muchas gracias.

Palabras de Rosario

Gracias compañero; vamos escuchar las siguientes preguntas para que después responda el compañero Director del INSS.

Llamada de otro poblador

Hablo de Sierra Maestra. Estoy escuchando estos grandes proyectos de educación y de salud; yo quería reforzar, más que todo, la intervención del Asesor Social del Presidente, en cuanto a que verdaderamente, si los medios de comunicación aportaran un granito de arena y convertirse en monitores de estos grandes proyectos, que realmente están comenzando… ¡son apenas tres meses! Y verdaderamente, con sólo presentar el proyecto hay un gran beneficio para nuestra población.

Entonces, yo me quiero solidarizar, para que realmente los medios de comunicación, cierren filas y nos limitemos a criticar… ¡y hay que aportar! Más que todo, esa es mi intervención.

Llamada de otro poblador

Buenas noches compañera Rosario Murillo, compañero Comandante Daniel Ortega Saavedra, reciban un caluroso saludo revolucionario y sandinista. Mi nombre es Francisco Javier Pineda Acevedo, les estoy hablando de las Américas Uno, en Managua.

Compañero, mi pregunta es la siguiente… ¿Hasta cuándo se va a permitir que la salud sea vista como un negocio? Me refiero a las famosas clínicas médicas provisionales, que no fue más que un invento para comerciar con la salud del pueblo. ¿Cuándo se va a abolir eso?

Quiero felicitar a la compañera Ministra de Salud e instarla a ¡que siga adelante! Gracias.

Palabras de Rosario

Muchísimas gracias compañero. Vamos a darle la palabra al compañero Roberto López, Director del INSS, para que responda al compañero; después a la doctora Cuan para que responda las cuatros preguntas, y luego, seguimos con los hermanos periodistas.

Palabras de Roberto López / Director del INSS

Hay que estar muy claros que este Gobierno está actuando en coordinación, y los elementos que ocurrían en los últimos 16 años de Gobiernos neoliberales se están eliminando. Uno de los elementos principales era la separación del Ministerio de Salud y el INSS, que actuaban como dos cosas separadas.

El día de hoy, estamos en una coordinación muy estrecha, pero que incluye también al sector privado; y a éste, no lo debemos de despreciar, porque hay una gran cantidad de clínicas que están trabajando con nosotros.

Efectivamente, como lo decía el compañero por la radio, hay problemas de calidad importantes y precisamente para resolverlos, ya estamos trasladando la función de regulación al Ministerio de Salud. Antes, lo que ocurría era que el INSS era juez y parte; médicos que estaban contratados por el INSS también estaban en las clínicas, y en realidad, no ayudaban a los pacientes para que se le resolvieran los problemas.

Estamos contratando ahora Trabajadoras Sociales que están en cada una de las clínicas de los asegurados y que, junto con el Ministerio de Salud, con el personal supervisor del Ministerio de Salud, van a estar garantizando que se cumpla con los derechos de todos los asegurados.

Vamos a tratar que la cobertura que se está dando a los asegurados, sea mayor. Las clínicas privadas están de acuerdo en aumentar la cobertura y trabajar en conjunto con el Gobierno, con Ministerio de Salud y el INSS, para brindar la mayor calidad y cantidad de servicio.

De hecho, ya tenemos acuerdos para que en el transcurso de este mes, se elimine la necesidad de la colilla para su atención. A partir del 1º de mayo, todas las personas que llegan a las clínicas provisionales, sólo necesitan presentar su carné de asegurado, ya no van a necesitar presentar su colilla. Antes teníamos el problema de que, si el empleador no pagaba, el que se veía afectado era el trabajador. ¡A partir del Primero de mayo, eso se eliminará! Es un trabajo coordinado entre Sector Privado-Ministerio de Salud-INSS para brindar más salud a los trabajadores, y llevarles más beneficios cada día.

Y no sólo en eso estamos trabajando conjuntamente, también es esencial para nosotros, trabajar una política de medicamentos y estamos haciéndolo… ¡que disminuya el precio de los medicamentos! para que de esta manera haya más medicamentos en el Ministerio de Salud y en las clínicas de los asegurados.
Estamos trabajando para que se borre del lenguaje de este país, el nombre de Empresa Médica Provisional, porque la salud, efectivamente, ¡no pude ser un negocio! Lo que vamos a tener son Clínicas para los Asegurados, unas van a ser públicas, otras privadas, y en conjunto, vamos a tratar de llevar salud a todos los nicaragüenses, a todos los asegurados y a todos sus beneficiarios. Gracias.

Palabras de Rosario

Gracias Doctor Roberto López. Continuamos con los compañeros que están aquí con nosotros.

Preguntas del compañero periodista Giorgio

Buenas noches. La semana pasada presentaron un plan específico sobre la situación en occidente de la insuficiencia renal crónica. Quería conocer un poco en detalles, ¿de qué se trata? ¿De qué recursos se dispone? ¿Cómo se va a desarrollar? Y relacionado con esto, quería saber la posición del Ministerio de Salud sobre una relación directa entre trabajo y ese tipo de enfermedad, porque hay mucha confusión.

Los afectados, extrabajadores azucareros, denuncian que la enfermedad viene directamente del trabajo que han desarrollado en los ingenios; los dueños del Ingenio San Antonio rechazan esta posición, pero paralelamente, hay una ley, la 456 que ya está definiendo que la insuficiencia renal crónica, es una enfermedad profesional. Entonces, ¿Existe o no para el Ministerio de Salud esta relación directa, trabajo y enfermedad?

Una última pregunta sobre el mismo tema, es si este plan que se va a desarrollar en Occidente, ¿tendrá un enfoque interinstitucional o se va encargar sólo el Minsa? ¿Será un enfoque que involucre a otros Ministerios en relación, por ejemplo, a los acuerdos que se firmaron por los afectados con el Gobierno anterior en el 2005? ¿Se va a dar seguimiento a ese acuerdo a nivel interinstitucional o no? Gracias

Palabras de Rosario

Gracias Giorgio. Vamos a dar tres preguntas más y luego, darle la palabra a la compañera Ministra y al compañero Daniel.

Pregunta de Darwin Galeano, 100% Noticias

Buenas noches Señor Presidente, Primera Dama, Ministra. Señora Ministra ¿qué planes tiene el Ministerio de Salud, en torno a que existen un sinnúmero de demandas de la población que llega a atenderse en los hospitales, pasan consultas, pero muchas veces se les dice que no están los medicamentos esenciales? ¿Qué planes tiene el Ministerio de Salud para el abastecimiento de sus farmacias?

Pregunta de Marta Danelia Corea, Canal 2

Buenas noches. Me interesaría, con este plan que presentó la Ministra para el 2007, si los más de 2 mil millones de córdobas que le aprobaron en el Presupuesto son suficientes, o se va a requerir de cuánto. ¿Cuánto cuesta este plan de gratuidad, de la educación, de acceso a los medicamentos?

Y con el Seguro Social, no me quedó muy claro lo que dijo el Presidente del INSS… si ya no va a ser necesaria la colilla a partir de mayo, sólo el carné; y nos van a mandar a los asegurados al sistema público… ¿qué va a pasar con nuestras cotizaciones, si nosotros estamos cotizando al Seguro Social y va a desaparecer la figura de las empresas médicas provisionales? Quisiera que me explicaran un poco, porque no sé si entendí mal.

Pregunta de Valentín Castillo, Radio Tigre

Más que una pregunta, es algo que estamos haciendo algunos actores que tenemos experiencia comunitaria.
El Departamento de Cultura de la Alcaldía de Managua, hemos juntado varios actores y actrices, del Justo Rufino Garay, del Grupo Nixtayolero, de una experiencia cultural en unos barrios, y estamos montando un trabajo, precisamente, para hacer intervención comunitaria a nivel cultural, en 21 barrios de Managua, para promover que la gente tenga un cambio de actitud hacia la salud preventiva. Es una cuestión cultural el poder resolver esto, y encontrar esos 70 mil activistas que se necesitan, es buscar una actitud cultural.

Decíamos nosotros, y en esta obra que estamos montando en el Centro Cultural Managua, que en Costa Rica no botamos basura, pero, apenas pasamos la frontera ¡por las ventanas sale el basural! Como que ya… ¡qué alegre, ya llegamos a Nicaragua! pero no debería de ser así.
Deberíamos de tener un cambio cultural, y la salud preventiva empieza por un cambio de actitud. Eso ya lo estamos haciendo, y es un granito de arena que se está realizando en este esfuerzo aquí. Muchas gracias.

Palabras de Rosario

Vamos darle la palabra, brevemente, al doctor López, para que aclare a la compañera.

Palabras de Roberto López

Tal vez Martha Danelia no logró entender. La idea es que si de casualidad, don Octavio Sacasa no paga la cotización que a ustedes les retienen, usted puede llegar a su misma clínica para los asegurados. De lo que estamos hablando es que aquí hay una alianza entre el INSS, el Ministerio de Salud y las clínicas privadas… éstas no están desapareciendo, sino que están colaborando con nosotros, para brindarles atención a todos los asegurados.

Eso va a continuar así, la diferencia es que en estos casos, que sabemos que ocurre en el 10% de los empleados… tienen problemas porque su empleador le retiene el dinero, pero no se lo entrega al INSS. Nosotros vamos a asegurar que a ustedes las atiendan, aunque su empleador se retrase en el pago.

Palabras de Daniel

Roberto, sobre lo que planteaba el compañero en cuanto a la atención en el Hospital Bautista, sería conveniente instalar un mecanismo donde ellos puedan dirigirse, quejarse.

Explicación de Roberto López, INSS

Ese es el papel de los trabajadores sociales que estamos contratando, ellos tienen que garantizar que los derechos de los asegurados se cumplan, que sean atendidos a tiempo y no haya problemas.

Como decía la Ministra, es un trabajo de todos los días, no es que solo lo vamos a realizar este mes ¡es permanente! Igual, el Ministerio de Salud está creando grupos de supervisores que estarán vigilando que todos cumplan su trabajo, además de los trabajadores sociales que vamos a tener y que ya tenemos en todas esas empresas.

Palabras de Daniel

Pero en el caso del compañero que estaba quejándose por la radio, ¿a quién se dirige él?

Palabras de Roberto

Al Trabajador Social; ellos están identificados. Hay una oficina denominada Oficina del Delegado del INSS, en cada una de estas clínicas provisionales, o clínicas de asegurados, allí está el Delegado del INSS. Además que, por obligación, cada una de estas clínicas debe tener una oficina de atención al cliente que ayude a resolver esos problemas.

Palabras de Daniel

Eso es muy importante, porque son miles de trabajadores asegurados, que están cotizando y ¡deben ser bien atendidos!

Ya saben entonces los trabajadores, lo que nos está recordando el Ministro… hay que dirigirse a la oficina que está allí. En el Hospital Bautista tiene que haber una oficina y el compañero que está haciendo esta denuncia de que lo atienden a la carrera, debe dirigirse a ella, para que se le atienda como se debe.

No es una atención regalada la del Hospital Bautista, ni la de las clínicas previsionales, sino que ¡se les está pagando! Ellos están ganando. Esa es la verdad.

Vamos a ir concluyendo, aunque luego vamos a darle oportunidad a la doctora que le responda a los periodistas, porque debemos pasar de inmediato a una sesión de trabajo con el sector social, para ver el tema del agua. De parte de la compañera Ruth Selma nos están planteando un Decreto de Estado de Emergencia, en el sector que tiene que ver con la atención del pueblo nicaragüense, en algo tan vital como es el agua.

Analizaremos la propuesta, el planteamiento, lo que significa, las instituciones que se involucran, el pueblo participando también, para garantizar que no falte el líquido vital, sobre todo en este período tan duro, que estamos enfrentando en el mes de abril, con los calores y la seca tan fuertes; el plan de emergencia que se ha venido ejecutando en el abastecimiento con las pipas, pero que no es suficiente.

Estamos comprometidos con el pueblo nicaragüense en garantizar la atención gratuita de la salud, una atención con calidad y es lo que está informando aquí la compañera Maritza, sobre su gestión al frente de la institución, cómo se viene cumpliendo con este mandato.

¡Claro que allí también debe haber supervisión del pueblo! Para que se cumpla con el mandato, porque de repente, todavía hay gente que trate de cobrar, que no preste una buena atención ¡y hay que denunciarlos! Para poder resolver esos problemas, que se pueda acabar con la corrupción que provocan esas política que privatizan la salud y la educación.

La participación de los hermanos cubanos, en un gesto, un compromiso de parte de Cuba, que tiene una enorme experiencia en materia de salud y como bien se señalaba, en esto del Médico de la Familia, donde el médico va a buscar a la gente a su casa para ver en qué condiciones se encuentran, para prevenir y no esperar que la persona se enferme y busque al médico; sino que es el médico el que va a las casas, para prevenir que las personas, los niños, los ancianos, no se enfermen.

Esto es una iniciativa que ha cobrado fuerzas y se ha hecho realidad en Cuba, gracias a la tenacidad, la visión, la creatividad del compañero Fidel, del Presidente de Cuba, nuestro hermano Fidel Castro. En Cuba, está el médico de la familia en la cuadra… aquí, tendríamos que aspirar a tener Médico de la familia en los barrios, en los asentamientos.

Es importante la atención al campo, porque en las ciudades, cuando no está la atención en el barrio, en los asentamientos, la familia debe acudir al Puesto de Salud, al Hospital, a veces a alguna distancia y a lo mejor no tiene ni para pagar el taxi, porque es una emergencia y con un paciente, si te montás en un bus ¿cuándo llegás? Y además, si el bus va repleto… ¡terminan de liquidar al paciente dentro del bus!

Lograr tener una atención lo más cercana; esto que están haciendo en los barrios, de llevar la brigada, ya es un avance. Lo ideal es que se pueda establecer de manera permanente, hacia allá debemos caminar, para establecer de forma permanente la atención a la gente en el asentamiento, el barrio.

Este debe ir acompañado, de mejorar la calidad de vida de la población, en ese asentamiento; porque como señalaba el hermano que llamó por teléfono… ¿de qué sirve estar abatizando, tomando todas estas medidas, si al final de cuentas vuelven los basureros, los charcos, donde la misma gente no ayuda? Porque allí hay dos factores, uno, la extrema pobreza; y no solamente un elemento cultural.

Indiscutiblemente que el elemento cultural está presente, pero también la extrema pobreza es un factor determinante; porque al final de cuentas, es el factor más determinante… si no tienen ni para una letrina, ¿dónde van a hacer sus necesidades? Y eso sucede en muchos lugares en nuestro país, y hay que meter letrinas en muchas viviendas, muchas casas, en las ciudades y el campo.

Combinar lo que están haciendo en el campo cultura, que expresaba Valentín, comunicando, para que la gente tome conciencia; pero también, debemos llevar al médico al lugar y llevar asimismo, la mejora de condiciones en la comunidad. Todo esto tiene que enfrentarse creando las condiciones, para que empiecen por tener una vivienda digna.

Tenemos ese compromiso… porque ¡cuánta gente todavía viviendo en champas de plástico! Y ¡ahí mismo se están incubando las condiciones para las enfermedades, con las familias hacinadas en una champa de plástico!

Agradecer al hermano pueblo cubano, que una vez más nos está brindando esta cooperación, y también queremos agradecer al pueblo de Japón; y esto no significa que nosotros vayamos a votar a favor de que se exterminen las ballenas… esta es una ayuda ¡sin condiciones! de parte del pueblo de Japón, a través de su Gobierno.

Me está comunicando el Ministro… yo le había dicho que gestionáramos, porque debemos gestionar los recursos para los vehículos para la Policía, y que en cada Municipio al menos, tengamos una buena unidad; y también ambulancias, de manera que podamos ir llevándolas a los departamentos.

El Ministro hizo gestiones con el Embajador de Japón y le confirmó que van a proveer al pueblo nicaragüense de 34 ambulancias que serán distribuidas en diferentes comunidades; serían 2 por departamentos. Son ambulancias de doble tracción para que puedan desplazarse en las zonas rurales, desde las cabeceras departamentales.

De igual forma, Japón va a apoyar en el área de nutrición; porque un niño desnutrido es vulnerable a cualquier tipo de ataques que sufra, cuando hay epidemias o cualquier enfermedad, e incluso, se vuelve mortal cuando ataca a una persona desnutrida.

Ante el Embajador de Cuba, quiero reconocer este esfuerzo que está haciendo Cuba con estos hospitales, tanto los centros oftalmológicos donde van a hacer las operaciones. Vamos a inaugurar un centro el día viernes en Ciudad Sandino y otros dos se van a instalar en Bilwi y Bluefields. Luego, los hospitales de campaña, que fue lo último que hablé con Raúl, ahora que estuvimos en Cuba… ¡y ya está la respuesta!

Raúl me dijo, voy a hablar con Fidel para que resolvamos estoy, y ya tenemos la respuesta de los hospitales de campaña; y la ubicación sería… uno en Waspán y el otro en Muelle de los Bueyes.

Los hospitales de Bilwi y Bluefields hay que reacondicionarlos, porque están ¡totalmente destruidos! Aunque realmente, habría que hacerlos nuevos, porque están en tan mal estado, que se necesitaría hacerlos nuevos; hacer una restauración.

Entonces, hermanos nicaragüenses… gracias a Dios hay medios de comunicación ¡que no nos censuran! como el Canal 4, la Radio Ya, 100% y Canal 23 que también nos transmiten; el Canal 10, el Canal 8, el 12… hay unos cuantos canales que transmiten lo que estamos realizando. Yo diría que aquí estamos rompiendo la censura. Van quedando muy pocos ¡y ya sabemos quiénes son los que nos censuran!

De repente nos encontramos con que hay bastante información y la verdad es que hay ¡suficiente información! Pero algunos medios, sencillamente, le están arrebatando la libertad de información y comunicación al pueblo nicaragüense.

Porque ¡censurar la acción del Estado con el pueblo en materia educativa, de salud… es negarle su derecho a la libertad de información! Hay que criticar, yo estoy de acuerdo en que hay que hacerlo, pero también ¡hay que divulgar lo que se está haciendo! Y hubo una censura total de algunos medios, sobre la campaña de alfabetización como lo mencionaba Orlando, y luego dicen que todo es en secreto ¡imagínense! ¡Por el contrario…! nosotros queremos que se conozcan, que se divulguen estas acciones.

Ojala estos medios de comunicación, que todavía se empeñan en mantener esa censura, atentando contra la libertad de expresión… ¡y atentando contra los periodistas! porque yo no creo que ellos vengan aquí a perder tiempo. Estoy seguro que los periodistas de estos medios que nos censuran, salen de aquí a realizar su crónica o su edición y luego les dicen… ¡no, no pasés esto! O buscá nada más cómo sacar una toma donde salgan platicando, o tomándose un pinolillo, lo que sea ¡y se acabó!

Es decir, de lo que aquí se está hablando, que es tan importante para el pueblo nicaragüense… ¡ni una palabra! Yo les pido a estos medios de comunicación que cooperen. ¡Que critiquen, están en su derecho de hacerlo! Que nos digan las barbaridades que se les puedan seguir ocurriendo, ¡no importa! Pero también… ¡que comuniquen, que no censuren! Y después, quieren que nos quedemos callados.

Así es que gracias a Dios, tenemos medios que nos están transmitiendo en directo, como el Canal 4, como muchas radios y los otros medios que también van a transmitir.

Para mañana a las cinco de la tarde, en el Olof Palme, en la Plaza de los No Alineados Omar Torrijos, tenemos el abanderamiento de los deportistas que van a Venezuela y allí mismo, nuestro hermano, el compañero Marlon Torres va a exponer la política hacia la juventud en materia deportiva, ¡en todas las disciplinas! No solamente en baseball, que aunque nos gusta tanto, no podemos quedarnos solo con él.

Y felicidades doctora Cuan, ¡muy buena la presentación que realizó! Felicidades a todo su equipo; porque no nos podemos imaginar a la institución, sin su cuerpo de dirección, sin sus trabajadores, sus enfermeras, sus auxiliares de enfermería, sus médicos. Todos son determinantes para que se vaya caminando en la dirección correcta para servirle al pueblo nicaragüense.
Doctora, respóndale entonces a los periodistas, que hicieron las preguntas…

Respuesta de la Ministra de Salud a preguntas de los periodistas

Roberto explicó algunas cosas que estamos trabajando juntos. Estas intervenciones no tienen presupuesto paralelo, son las intervenciones del Ministerio de Salud y se están realizando con el presupuesto del Ministerio; nada más que lo estamos gerenciando un poco diferente, en función de lo que estamos implementando como Ministerio. A veces, estamos financiando una cosa y haciendo otra; ahorita, definimos lo que son nuestras cinco líneas de acción y el presupuesto nuestro está sobre eso.

En cuanto a la insuficiencia renal crónica… muchísimas gracias, porque tampoco habíamos mencionado que, así como estamos haciendo intervenciones por varios lados, es responsabilidad nuestra tratar de dar respuestas en este aspecto.

En el caso de Chinandega, tratando de dar respuesta a los hermanos afectados por el Negamón pero también, viendo la insuficiencia renal como un problema de salud pública, como usted lo planteó, estamos desarrollando un servicio de diálisis peritoneal en Chinandega, en León, y también vamos a poner hemodiálisis, para frenar un poco el flujo de pacientes hacia Managua.

En Managua estamos incrementando la oferta de 12 a 20 pacientes y en León, vamos a tener tres máquinas, que me informan que serán 12; lo que ya amplía un poco más la oferta, además de que también hay atención en Estelí. Lo que queremos es integrar y ofertarlo como servicio.

Hace poco decíamos que estábamos en el problema que tenemos enfermedades de la pobreza, pero también de países desarrollados. La insuficiencia renal crónica es una enfermedad de alto costo, que estamos tratando de enfrentar.

Esto lo estamos trabajando como Comisión interinstitucional, MITRAB, INSS, la UNAN, entre otras, y también hay gente del sector privado. Con la UNAN nos interesa profundizar un poco más sobre la enfermedad y acercarnos a su determinante, porque la hemodiálisis no es el problema y, solamente el insecticida por sí, es un gran determinante.

Hay otros problemas como la diabetes, la hipertensión, que están altamente relacionados con la insuficiencia renal y si podemos hacer también, todo un programa de prevención, unido con estos dos servicios que queremos desarrollar, como les decíamos el sábado a una gente de Chinandega que viven con la insuficiencia renal… podemos pensar en futuro: lo que nos pasa ahora a nosotros, no lo queremos para nuestros hijos.

No quedarnos aquí, sino pensar en esto y, cuando hablemos de prevención, pensemos que estamos trabajando en función de que nuestros hijos no vivan con este problema. Pero sí, estamos trabajando esa área en Chinandega, aunque no lo planteamos aquí porque era un tema bastante puntual.

Palabras de Daniel

Nosotros vamos a continuar trabajando aquí, y cuando tengamos resultados sobre esta sesión de trabajo, que tiene que ser hoy mismo, informaremos al pueblo nicaragüense. Si los periodistas desean quedarse escuchando, no hay problemas, pueden hacerlo. Gracias

también te puede interesar