Nicaragua

Presidente nicaragüense a favor de producción racional de etanol

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se mostró favorable a la producción de etanol como combustible alternativo al petróleo, pero siempre que se haga de forma racional, y sin que ello implique regresar al monocultivo

Redacción Central |

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se mostró favorable a la producción de etanol como combustible alternativo al petróleo, pero siempre que se haga de forma racional, y sin que ello implique regresar al monocultivo

El problema no se puede plantear entre una lucha entre el petróleo y el etanol, explicó el mandatario, en un breve discurso pronunciado este jueves, tras recibir las cartas credenciales del nuevo embajador de Libia en Managua, Mohamed Emhame Abudah.

Ortega hizo alusión al tema, al revelar que dos días atrás conversó telefónicamente con Muammar Khadafi sobre diversos tópicos, entre ellos la reciente gira del presidente estadounidense, George W. Bush, por América Latina.

Durante su periplo por cinco países de la región, Bush invitó a invertir en la producción de etanol a base de caña de azúcar y maíz, lo que en opinión del líder sandinista podría representar la vuelta al monocultivo para algunas naciones.

La tierra debe se utilizada en primer lugar para resolver el problema del hambre, aclaró Ortega, quien refirió que en el caso de Nicaragua, la siembra de caña de azúcar para producir el biocombustible debe ser un componente más en la diversificación agrícola.

Destacó que en la nación centroamericana existe un proyecto impulsado por la empresa privada para producir etanol, el cual se realiza de manera racional, y con el apoyo de las autoridades estatales.

No se trata de convertir a Nicaragua en monoproductor, ni de llenar el país de caña, simplemente porque se puso de moda en etanol, recalcó.

El líder sandinista mencionó que incluso en Venezuela, entre los primeros productores de petróleo del mundo, se fabrica el combustible alternativo, pero de manera racional, para mezclarlo con la gasolina, y disminuir la contaminación.

Tenemos que combinar todo esto sin abandonar la producción de alimentos, para que el pueblo tenga maíz, frijoles, arroz, ganado, dijo Ortega, quien aseguró que la tierra “nos la dio Dios no para alimentar a los carros, sino para alimentar al ser humano”.

también te puede interesar