Nicaragua

Visita de Chávez marca semana en Nicaragua

La corta pero intensa visita que realizó a Nicaragua el presidente venezolano, Hugo Chávez, y que sirvió para patentizar la cooperación bilateral entre ambos países, marcó la semana noticiosa que hoy culmina

Redacción Central |

La corta pero intensa visita que realizó a Nicaragua el presidente venezolano, Hugo Chávez, y que sirvió para patentizar la cooperación bilateral entre ambos países, marcó la semana noticiosa que hoy culmina

En su estancia de menos de 12 horas en Nicaragua, Chávez proclamó la unidad de las revoluciones Bolivariana y Sandinista, y aseguró que el socialismo es el único camino para erradicar la pobreza.

El mandatario venezolano llegó a Managua a las 06:30 hora local (13:30 UTC) del domingo pasado, y fue despedido 12 horas después por su anfitrión, el presidente Daniel Ortega.

La visita de Chávez formó parte de una gira latinoamericana que incluyó también a Argentina y Bolivia, y terminó en Haití, luego de una escala en Jamaica.

“La única manera para salir de la pobreza y el atraso es tomando el camino del socialismo”, aseveró el mandatario venezolano, quien exhortó a los nicaragüenses a defender el proyecto sandinista impulsado por Ortega.

Chávez, quien habló el domingo en un acto público en la ciudad de León, 90 kilómetros al noroeste de Managua, pidió a los nicaragüenses trabajar para que las revoluciones bolivariana y sandinista “vayan encajando, y terminen en un solo proyecto socialista”.

En medio de los vítores de los miles de nicaragüenses congregados en la comunidad indígena de Subtiava, el mandatario suramericano ratificó los acuerdos de cooperación suscritos por ambos países en el marco de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA).

Confirmó además que Venezuela invertirá dos mil 500 millones de dólares en la construcción de una refinería en territorio nicaragüense.

Ortega, por su parte, puso en duda el mensaje de paz predicado por el mandatario de Estados Unidos, George W. Bush, en su reciente gira latinoamericana.

En opinión del líder sandinista, son cantos de sirenas.

Nosotros seríamos los primeros en felicitar a Bush si fuera consecuente con lo que dice, aseveró Ortega, al cerrar el acto de masas celebrado en León.

De acuerdo con el mandatario, un acto de buena fe sería que Bush ordenara el retiro de las tropas estadounidenses de Iraq y Afganistán, y Washington dedicara todos esos gastos militares millonarios a la lucha contra la pobreza.

Que retire las tropas de Iraq y de Afganistán, y que ocupe ese dinero para sacar de la pobreza al pueblo norteamericano, aconsejó Ortega, quien además exhortó al mandatario del país norteño a invertir en el desarrollo de América Latina.

Otro acto de buena voluntad sería que se honrara el veredicto emitido en 1987 por la Corte Internacional de La Haya, que ordenó a Estados Unidos pagar 17 mil millones de dólares a Nicaragua por la política terrorista desatada contra la Revolución Sandinista.

también te puede interesar