Nicaragua

Oposición impulsará reformas constitucionales en Nicaragua

Los tres principales partidos de oposición en Nicaragua buscarán reducir el aparato estatal, a través de las reformas constitucionales que comenzarán a promover la semana próxima

Redacción Central |

Los tres principales partidos de oposición en Nicaragua buscarán reducir el aparato estatal, a través de las reformas constitucionales que comenzarán a promover la semana próxima

De acuerdo con el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), la Alianza Liberal Nicaragüense (ALN) y el Movimiento Renovador Sandinista (MRS), los cambios estarían dirigidos a reducir el número de magistrados y de diputados, e impedir la reelección presidencial.

En el caso de la Corte Suprema de Justicia y del Consejo Supremo Electoral, los puestos se reducirían de 16 a ocho, y de siete a tres, respectivamente, según dijeron a la prensa local representantes de esas tres bancadas opositoras.

Del poder legislativo se eliminarían los 20 curules correspondientes a los diputados nacionales, y quedarían solamente los 72 diputados elegidos en representación de sus territorios.

Aunque en Nicaragua no está permitida la reelección inmediata, la legisladora del MRS Mónica Baltodano anunció que su partido, con tres escaños parlamentarios, buscará impedir que un ex presidente pueda volver a ocupar la primera magistratura de la nación.

El diputado Wilfredo Navarro, quien preside la comisión especial, anunció, por su parte, que su partido abogará por cambiar la ley electoral que permite a un candidato llegar a la presidencia con sólo el 35 por ciento de los votos válidos.

El PLC, que cuenta con 25 curules, promoverá también por reducir de cinco a cuatro años el mandato presidencial, y por unificar los comicios generales y municipales, agregó el legislador liberal.

Según El Nuevo Diario, el coordinador de la bancada sandinista, Edwin Castro, anunció que el partido gobernante (con 38 votos, más tres aliados en el Parlamento unicameral), no tenía hasta el momento, ninguna propuesta de reforma constitucional.

Castro aclaró, no obstante, que el mandato de la comisión especial parlamentaria encargada de estudiar los cambios a la Carta Magna se limita a realizar consultas a la población, para luego elaborar el proyecto de reformas.

Para reformar la Constitución Política de Nicaragua se necesita del voto favorable del 60 por ciento de los 92 diputados que integran la Asamblea Nacional, y que los cambios sean aprobados en dos legislaturas.

La ALN, que encabeza el disidente del PLC y ex candidato presidencial Eduardo Montealegre, cuenta con 22 escaños, mientras que el asiento 92 corresponde por ley al ex presidente Enrique Bolaños.

también te puede interesar