Internacionales

Crece tensión entre Gobierno y maestros mexicanos

Docentes en el sur del país se mantienen movilizados en protesta por la reforma educativa impulsada por el Ejecutivo

marcha-de-la-cnte_620x350
|

Redacción Central |

Las protestas de los docentes contra la reforma educativa del Gobierno en México prosiguieron este jueves con marchas masivas convocadas por la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). Esta política, indican los protestantes, ha causado miles de despidos injustos.

Las movilizaciones se mantienen con plantones en varios puntos de carreteras mexicanas, donde se presentaron los docentes, quienes permitieron de forma excepcional el paso de gasolina, productos y ambulancias en el sur del país, indicó Telesur.

En Chiapas, los profesores decidieron levantar el bloqueo para dejar pasar a los camiones con productos de abasto y autos particulares, como una muestra de buena voluntad para que el Gobierno no tenga ningún pretexto contra ellos.

Manuel Mendoza, secretario general de la sección 7 de CNTE, precisó que quieren evitar la falsa idea de que se está acabando el combustible y los productos básicos por culpa de los plantones que adelantan para exigir sus reivindicaciones.

Los maestros, sin embargo, aclararon que seguirán reteniendo los productos de las empresas transnacionales y que radicalizarán las marchas.

Este jueves se realizó una reunión entre el secretario de Gobernación de México, Miguel Ángel Osorio Chong y los familiares de las personas heridas o fallecidas en Nochixtlán (Oaxaca), el pasado 19 de junio, durante la represión de las fuerzas de seguridad.

Medios locales informaron que este viernes en Michoacán el magisterio tomará las casetas sin cobro de peaje con el fin de manifestarse ante la implementación de los módulos de pago que tiene la Secretaría de Educación del Estado.

El Gobierno y el CNTE han dialogado dos veces durante horas, pero sin alcanzar resultados. El presidente mexicano aseguró el pasado martes que la reforma educativa no tiene marcha atrás.

Esta política del Ejecutivo plantea la evaluación obligatoria para que los maestros puedan ingresar y mantenerse dentro del sistema educativo, además de acceder a mejores sueldos y aspirar a nuevos cargos. Los docentes quieren, entre otras cosas, derogar esta disposición que ha causados miles de despidos, los que consideran “injustos”.
mem/ale

también te puede interesar