Internacionales

Presidente de Cataluña llama a votar sin miedo en consulta

Gobierno de Cataluña mantiene el domingo la votación popular con la pregunta independentista

Artur Mas
Presidente del gobierno catalán, Artur Mas | EFE

Redacción Central |

El Gobierno de Cataluña decidió desafiar a Madrid y seguir adelante con la consulta alternativa sobre la independencia para este domingo 9 de noviembre, pese a la nueva suspensión dictada por el Tribunal Constitucional de España.

El presidente del gobierno catalán, Artur Mas, llamó hoy a los ciudadanos de la región del noroeste de España a votar sin miedo en la consulta soberanista simbólica que pretende celebrar el domingo.

“Estamos defendiendo nuestro derecho de participación, nuestro derecho a la libertad ideológica”, aseguró  en su primera comparecencia tras conocerse la decisión del alto tribunal, que admitió a trámite el recurso interpuesto por el gobierno de Mariano Rajoy.

Al participar en un encuentro de Nueva Economía Fórum en Barcelona, noreste de España, indicó que el domingo se realizará la consulta de participación ciudadana que aseguró no es un referéndum de independencia,  porque se acata la suspensión del Tribunal Constitucional.

La Generalitat considera que la providencia del alto tribunal tiene suficientes lagunas para poder llevar adelante la votación y, en cualquier caso, confía en que el Gobierno acabará por tolerar una jornada que, entiende, será básicamente reivindicativa.

“Mantenemos el proceso participativo y lo hacemos con todas las consecuencias”, resumió el consejero catalán de presidencia, Francesc Homs, quien además anunció una demanda que se presentó ayer mismo ante el Tribunal Supremo contra el Gobierno central de Mariano Rajoy por vulneración de derechos fundamentales como el de participación, libertad de expresión y libertad ideológica.

“Todo está a punto para el 9 de noviembre y el Gobierno de la Generalitat mantiene el proceso participativo, que es una forma de garantizar la libertad de expresión de los ciudadanos de Cataluña”, manifestó el consejero catalán de presidencia en rueda de prensa.

Además de lanzar un mensaje de firmeza ante el Gobierno, Homs también quiso tranquilizar a los funcionarios que actuarán como voluntarios el 9-N: “Nadie tiene que sufrir por nada”, dijo.

Mientras tanto,  se mantiene la  protesta ciudadana contra la suspensión de la consulta alternativa del 9 de noviembre por parte del Tribunal Constitucional, que lleva dos noches en forma de cacerolada masiva en numerosas poblaciones catalanas.

La protesta se organizó a través de las redes sociales y tuvo especial incidencia en los barrios más poblados de Barcelona. Algunos internautas propusieron mantener la misma protesta cada noche hasta el próximo domingo, día previsto para la votación sobre la independencia.

Por su parte, el ministro español de Interior, Jorge Fernández Díaz,  echó más fuego a las tensiones cuando aseguró que la policía de Cataluña cumplirá y hará cumplir la ley si el domingo se celebra la consulta vetada por el TC.

“Cuando alguien inicia un camino que está fuera de la ley, ya sabe a lo que se arriesga”, advirtió  en alusión al presidente catalán Artur Mas.

El presidente catalán defiende haber actuado con “pulcritud democrática y respeto legal”. Con la consulta simbólica, su gobierno pretende recoger el sentimiento independentista en la región de 7,5 millones de habitantes aunque no sea de un modo oficial.

Mas anunció que enviará una carta a Rajoy el lunes, un día después de la votación, instándole a negociar un referéndum definitivo similar al que tuvo lugar en Escocia hace unas semanas.

también te puede interesar