Internacionales

Denuncia Rusia empleo de fósforo blanco en este de Ucrania

Fuerzas antiaéreas de Kiev realizaban maniobras cuando cayó el avión de Malaysia Airlines

Redacción Central |

Rusia aseguró contar con pruebas de que Ucrania ha empleado bombas de fósforo blanco, prohibidas por el derecho internacional, contra objetivos civiles en el este del país, mientras surge una nueva versión del derribo del avión de Malaysia Airlines por parte de los servicios de defensa antiaérea de Kiev.

El comandante adjunto del Estado Mayor ruso, Viktor Poznijir, fue enfático al expresar que Moscú tiene pruebas fehacientes de que en las localidades de Slaviansk, Semiónovka, Kramatorsk, Lisichansk y Donetsk se utilizaron municiones que contenían fósforo blanco para neutralizar a las milicias armadas opuestas al gobierno de Piotr Poroshenko.

En su opinión, la alta velocidad de la caída de las municiones, la dispersión de elementos ardientes sobre gran superficie, los incendios y la alta temperatura del fuego provocado por su impacto sobresalen entre los elementos que refuerzan la denuncia de Rusia.

Poznijir indicó que tales aseveraciones tienen respaldo en testimonios de los refugiados procedentes de la región, con signos característicos en las heridas, así como en vídeos y fotografías de periodistas en las regiones de Donetsk y Lugansk.

El fósforo blanco es un elemento químico que causa graves quemaduras al arder en su contacto con el oxigeno y su empleo en armamentos está prohibido por tratados internacionales desde 1979.

Mientras tanto, la oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) reveló en Ginebra que el conflicto en el este de Ucrania dejó hasta el momento unos 230 mil desplazados tanto en el interior del país como hacia Rusia.

De acuerdo con la ACNUR,  casi 100 mil personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares y a trasladarse hacia otras zonas del país, mientras otros 130 mil son consideradas refugiadas en las regiones limítrofes del vecino país.

Al mismo tiempo, un nuevo elemento de tensión causó la denuncia del alto mando castrense sobre la eventual responsabilidad de la defensa antiaérea de Ucrania en la caída del avión malasio con 298 personas a bordo.

Las unidades de Kiev realizaron entrenamientos con los sistemas de lanzamiento de misiles el día de la catástrofe del Boeing 777 en Donetsk a partir de indicaciones recibidas por el jefe del regimiento coheteril 156, indicaron fuentes citadas por la agencia Ria Novosti.

De acuerdo con la versión, el regimiento efectuó simulacros para cumplir todo el algoritmo hasta la destrucción hipotética de un objetivo por un misil disparado desde el sistema Buk-M1, con el apoyo de dos aviones de combate Su-25 enviados desde Dniepropetrovsk para la supuesta vigilancia y detección de objetivos.

La denuncia proveniente de militares ucranianos ratifica el pronunciamiento ruso sobre la existencia de pruebas por medio de registros de radares y satélites sobre el vuelo de un Su-25 muy próximo al Boeing de Malaysia Airlines antes de la tragedia.

Los registros de control demostraron que junto al avión comercial voló un caza bombardero de la Fuerza Aérea de Ucrania y que el vuelo MH17 se desvió del corredor inicial unos 14 kilómetros, con la negativa por parte de Kiev de revelar las grabaciones de la conversación entre los controladores aéreos de Dniepropetrovsk y la tripulación de la nave malasia.

también te puede interesar