Internacionales

Continúa en aumento la mortalidad materno-infantil

En su informe sobre el Estado Mundial de las Madres, la organización no gubernamental (ONG) Save the Children denunció recientemente que más de 800 madres y 18.000 niños mueren cada día por causas evitables, cifras que van en aumento. Según la ONG, el 56 por ciento de estas muertes se producen en países en desarrollo […]

Save the Children
Save the Children es una organización no gubernamental, fundada en 1919, para ayudar a los millones de niños refugiados y desplazados diseminados por Europa después de la Primera Guerra Mundial |

Redacción Central |

En su informe sobre el Estado Mundial de las Madres, la organización no gubernamental (ONG) Save the Children denunció recientemente que más de 800 madres y 18.000 niños mueren cada día por causas evitables, cifras que van en aumento.

Según la ONG, el 56 por ciento de estas muertes se producen en países en desarrollo y afectados por conflictos armados.

El responsable de Programas Internacionales y Ayuda Humanitaria de la organización, David del Campo, señaló que “todos los niños y niñas tienen derecho a sobrevivir, independientemente de donde hayan nacido. Muchas de estas muertes son evitables con los planes y las inversiones adecuadas”.

Del Campo insistió en la necesidad de “aumentar el acceso a la asistencia sanitaria en los lugares donde la capacidad del Estado es débil y los conflictos y la inseguridad están generalizados”, en referencia a la inversión en sanidad.

Gran parte de las defunciones infantiles y maternas se podrían evitar, ya que su origen radica en enfermedades tratables como la malaria, la diarrea, la neumonía u otras causas como las complicaciones en el parto o la desnutrición, señala el informe de esa ONG.

El texto analiza la situación de 178 países a partir de cinco factores: el riesgo de mortalidad materna, la tasa de mortalidad de niños menores de cinco años, la participación de mujeres en el Parlamento, los años previstos de educación formal y el Producto Interno Bruto per cápita.

Save the Children recuerda en este documento que “invertir en las madres significa garantizar la protección de los niños, una obligación legal de los Estados que será la base de una sociedad más próspera y cohesionada”.

La ONG de atención a la infancia también aborda el tema de la urgente necesidad de diseñar estrategias a largo plazo que cuenten con el compromiso político, en pos de revertir e intentar disminuir las alarmantes cifras.

también te puede interesar