Internacionales

Registran enfrentamientos en Colombia entre el Ejército y las FARC

Los enfrentamientos se registran desde este sábado, empleando artillería pesada y bombardeos aéreos en la zona de conflicto

Ejército colombiano combate a las FARC
En situación de emergencia viven los habitantes del municipio Toribío del departamento del Cauca (oeste), como consecuencia de intensos enfrentamientos que mantienen el Ejército colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) desde este sábado. | EFE

Redacción Central |

Los enfrentamientos se registran desde este sábado, empleando artillería pesada y bombardeos aéreos en la zona de conflicto

En situación de emergencia viven los habitantes del municipio Toribío del departamento del Cauca (oeste), como consecuencia de intensos enfrentamientos que mantienen el Ejército colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) desde este sábado.

Los enfrentamientos se registran en las poblaciones de Miranda, Toribío, Jambaló y en el sector del Mango, en el municipio de Argelia del Cauca.

La televisora subrayó que la Policía destacada en la región se mantiene bajo orden de acuartelamiento.

El vocero de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (ACIN), Feliciano Valencia, informó que los enfrentamientos se registran desde este sábado, empleando artillería pesada y bombardeos aéreos en la zona de conflicto.

La situación ha obligado el desplazamiento de la población de Toribío, de unos 30 000 habitantes, que se han movilizado hacia zonas cercanas para refugiarse.

“Estamos caminando entre las balas y las minas”, expresó el vocero, quien precisó que han habilitado escuelas de comunidades cercanas para albergar a esta población.

Sin embargo, algunos han debido pernoctar a la intemperie, en tanto que la dotación de alimentos es escasa.

Valencia expuso que las comunidades indígenas acordaron crear un grupo de mil personas para ejercer “acciones de resistencia”. Estos se encuentran caminando entre las veredas en la búsqueda de los insurgentes, a fin de exigirles el cese de los enfrentamientos y que abandonen la zona.

“No queremos guerra”, enfatizó el dirigente indígena.

Expuso que en el primer día de estos nuevos enfrentamientos se registró un total de tres uniformados heridos y este domingo suman cuatro personas heridas, entre ellas, personal que brinda servicios de salud en esa localidad. Puntualizó que estos fueron alcanzados por la explosión de una mina.

Feliciano Valencia expuso que están en crisis y demandan ayuda humanitaria de inmediato. Sin embargo, explicó que la Cruz Roja ni el Gobierno entrará en la zona para brindarles asistencia hasta que terminen los enfrentamientos.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Telesur)

también te puede interesar