Internacionales

Ratifican observadores en Siria acciones violentas de grupos armados

Los gobiernos de Arabia Saudita y Catar rechazaron el informe pues no responde a la campaña antisiria que azuzan

Observadores en Siria
El informe presentado a la Liga Árabe (LA) por sus observadores en Siria aseveró que la realización de actos violentos por grupos armados de oposición al gobierno de Bashar Al-Assad ha tenido como objetivo instituciones militares, orden público, dependencias estatales y la población civil. | PL

Redacción Central |

Los gobiernos de Arabia Saudita y Catar rechazaron el informe pues no responde a la campaña antisiria que azuzan

El informe presentado a la Liga Árabe (LA) por sus observadores en Siria aseveró que la realización de actos violentos por grupos armados de oposición al gobierno de Bashar Al-Assad ha tenido como objetivo instituciones militares, orden público, dependencias estatales y la población civil.

La agencia de noticias SANA mostró partes de ese documento, el que fue entregado al gobierno de Damasco, así como a los demás estados miembros de la LA, quienes lo analizaron este domingo en El Cairo, Egipto, y propusieron prorrogar la misión de los observadores y que se le brinde cobertura periodística y política.

Todavía el gobierno sirio no se ha pronunciado respecto a esa decisión de la LA de extender la inspección, aunque algunas fuentes dicen que no lo rechazaría.

SANA cita al secretario general de la LA, Nibal al-Arabi, quien admitió que el informe del general sudanés Mohammad al-Dabi, jefe de la misión observadora, confirmó la presencia de bandas armadas, elemento ignorado en el protocolo firmado entre Damasco y la LA.

Esos grupos, sobre los que el gobierno sirio insiste tener evidencias que son pertrechados y financiados desde el exterior lo cual avalan investigaciones periodísticas, han usado bombas térmicas, y misiles antitanques en sus ataques contra sedes gubernamentales, ciudadanos, autobuses de pasajeros e instalaciones económicas y de servicio, reconoció al-Arabi.

Los veedores también detectaron ataques violentos contra las fuerzas militares y seguridad, y sedes gubernamentales, agrega el informe.

El reporte del general al-Dabi advierte que la misión de observadores fue objeto de una feroz campaña mediática, en el que algunos medios de información procedieron a exagerar los sucesos y distorsionar la verdad, indica SANA.

Esas noticias fabricadas dificultaron y perjudicaron la labor de los observadores, e incluso algunos medios difundieron declaraciones infundadas y las atribuyeron al jefe de la misión, denuncia el informe que es citado por SANA.

Señala, además, que los equipos de monitores recibieron el apoyo apropiado por parte del gobierno sirio para lograr el éxito de su labor y no les impuso restricción alguna en las reuniones y visitas realizadas.

Añade que las manifestaciones pacíficas no fueron interferidas por parte de las autoridades sirias.

Las autoridades concedieron -indica- licencias de trabajo a periodistas de 36 medios durante el mes de trabajo de la misión observadora y que estos pudieron realizar su labor sin restricciones.

SANA subraya que el reporte de los observadores responsabiliza a los grupos armados alentados por una oposición en el exterior por la muerte del periodista francés Gilles Jacquier, en la ciudad de Homs.

Igualmente, en el informe consta que el Gobierno retiró del interior de las ciudades y barriadas las unidades militares desplegadas en ellas para preservar la seguridad ciudadana ante los ataques de los grupos armados, y que fueron excarcelados cientos de detenidos en virtud de una nueva amnistía.

En total, han sido liberadas cinco mil 225 personas arrestadas por su implicación en los acontecimientos durante el pasado año.

Al-Dabi criticó en su informe a los miembros de la misión que se retiraron por razones personales y pretextos fingidos los cuales no encontró aceptables, y advirtió que algunos de ellos tienen agendas privadas y otros no se remitieron al juramento.

Disgustados porque el contenido del reporte no responde a la campaña antisiria que azuzan, los gobiernos Arabia Saudita y Catar lo rechazaron. El primero advirtió que retirará los observadores sauditas de la misión y el segundo reiteró de nuevo su llamado a enviar tropas árabes a Siria y llevar el caso al Consejo de Seguridad de la ONU.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Prensa Latina)

también te puede interesar