Internacionales

Protestas en España se extienden a varias ciudades del país

Los manifestantes ocuparon prácticamente toda la plaza en la Puerta del Sol, en Madrid, durante la jornada del sábado

Protestas en Madrid
Miles de personas durmieron en tiendas de campaña en la Puerta del Sol, de Madrid, en una nueva jornada de protestas en víspera de las elecciones municipales de mañana. | Internet

Redacción Central |

Los manifestantes ocuparon prácticamente toda la plaza en la Puerta del Sol, en Madrid, durante la jornada del sábado

Miles de personas durmieron en tiendas de campaña en la Puerta del Sol, de Madrid, en una nueva jornada de protestas en víspera de las elecciones municipales de mañana.

Los manifestantes ocupaban prácticamente toda la plaza tras pasar una noche tranquila, según responsables de la denominada comisión de respeto del Movimiento 15-M, citados por el diario El País.

Las movilizaciones se realizan pese a la prohibición de la Junta Electoral Central de realizar concentraciones para sábado y domingo, día de elecciones municipales. El gobierno ordenó a la policía que evite desalojar la protesta en la Puerta del Sol, epicentro de las movilizaciones. En la Puerta del Sol se prevén para hoy un concierto y talleres de clown.

Una asamblea estaba en curso desde el mediodía local, en la que ya se acordó prescindir de consignas políticas partidistas.

Las protestas, según los organizadores, se extendieron a varias ciudades del país y se realizan en rechazo a los partidos políticos por su postura ante la crisis económica, especialmente la del Socialismo de José Luis Rodríguez Zapatero, que aplicó medidas de ajustes que hicieron más difícil la situación de los sectores más frágiles de la población.

Entre las reivindicaciones de algunos manifestantes están la reforma de la ley electoral, la nacionalización de los bancos y tener un sistema judicial eficaz e independiente.

Uno de los voceros del llamado Movimiento 15-M, por el 15 de mayo, la fecha de inicio de las protestas, dijo que están dispuestos a permanecer en la Puerta del Sol más allá de las elecciones.

Los protestantes decidieron adoptar el color amarillo como señal identificatoria, y portaban camisetas de ese color.

Además, los acampantes extendieron una manta sobre un quiosco de periódicos de la zona para mostrar la situación de la protesta en las plazas de otras ciudades españolas.

En Valencia, centro-este del país, cientos de personas formaron una cadena humana ante el ayuntamiento de la capital regional.

El movimiento no tiene intención de hablar de votos ni de nada que distraiga el día de reflexión electoral, prometió uno de sus voceros.

también te puede interesar