Internacionales

Costa Rica no quiere que Ramsar vea sus tropas en la frontera

Es para que no comprueben que viola la resoluciòn de la CIJ

Tropas disfrazadas de policías - Costa Rica
Costa Rica ha mantenido sus tropas disfrazadas de policías en las cercanías del área que la Corte Internacional de Justicia determinó debe quedar libre de la presencia de fuerzas militares como prevención tras el incidente provocado por ese país con Nicaragua en su afán de evitar la limpieza del Río San Juan. | ND

Redacción Central |

Es para que no comprueben que viola la resoluciòn de la CIJ

Costa Rica ha mantenido sus tropas disfrazadas de policías en las cercanías del área que la Corte Internacional de Justicia determinò debe quedar libre de la presencia de fuerzas militares como prevención tras el incidente provocado por ese país con Nicaragua en su afán de evitar la limpieza del Río San Juan.  

Los efectivos situados en la zona  se replegaron, al menos momentáneamente, segùn señala el diario costarricense La Republica ante la llegada este domingo de la misión de  la Convención Internacional de Humedales (Ramsar), para inspeccionar y determinar la supuesta  afectación ambiental de los humedales de la zona.

El repliegue de las inmediaciones del “canal Pastora” como le llaman al Caño abierto por Nicaragua, busca evitar que  se compruebe lo informado por el Gobierno de Nicaragua sobre la presencia armada costarricenses que podría obstaculizar la visita de los expertos ambientalistas a Harbour Head

“Como ya viene Ramsar, nosotros prudentemente y para evitar darle pretextos al Gobierno de Nicaragua, ordenamos replegarse hasta que vengan estos señores. No queremos dar pie a ningún incidente que vaya a postergar la visita”, dijo en forma de justificación José María Tijerino, Ministro de Seguridad

Costa Rica agregó que los oficiales de Seguridad permanecerán solo en los puestos que se instalaron en Barra del Colorado, Delta, Costa Dulce, comando que se encuentra a un día a pie del “caño Pastora” y por ende de la zona en disputa.

A pesar de ese repliegue estratégico, lo cierto es que la visita de la Ramsar podrá comprobar, por lo menos, que es falso que  Nicaragua dañe los humedales de la parte tica.

(La Voz Del Sandinismo-Informe Pastrán)

también te puede interesar