Internacionales

Gobiernos sudamericanos apoyan a Venezuela

El canciller bolivariano Nicolás Maduro reconoció la extraordinaria recepción que le dispensaron los jefes de Estado de Brasil, Paraguay, Uruguay y Argentina en las últimas 48 horas

Canciller Nicolás Maduro
Canciller bolivariano Nicolás Maduro | Internet

Redacción Central |

El canciller bolivariano Nicolás Maduro reconoció la extraordinaria recepción que le dispensaron los jefes de Estado de Brasil, Paraguay, Uruguay y Argentina en las últimas 48 horas

El ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Nicolás Maduro, destacó la gran receptividad que encontró en gobiernos de Suramérica durante su gira para tratar el contencioso con Colombia.

En una entrevista a Venezolana de Televisión desde Buenos Aires, Maduro celebró la extraordinaria recepción que le dispensaron los jefes de Estado de Brasil, Paraguay, Uruguay y Argentina en las últimas 48 horas.

Acotó que tuvo la víspera una extensa e intensa reunión con la cancillería de Brasil, y luego con el presidente Luiz Inácio Lula da Silva, con quienes compartió criterios sobre los recientes ataques de Colombia a Venezuela.

Según el titular, por la noche estuvo con el canciller y el equipo de gobierno de Fernando Lugo en Paraguay, y coincidió con ellos en la necesidad de avanzar por los caminos de la paz en las relaciones del continente.

Agregó que en la mañana de este martes se reunió con el presidente uruguayo, José Mujica, con su ministro de Relaciones Exteriores, Luis Almagro, y con la mesa directiva del gobernante Frente Amplio, la cual envió un mensaje de solidaridad y apoyo a la defensa de la soberanía venezolana.

Luego, revisó con la mandataria de Argentina, Cristina Fernández, y el secretario general de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), Néstor Kirchner, la propuesta de un plan de paz para Colombia que llevará este jueves a la reunión del organismo regional en Quito.

De acuerdo con el canciller, sus contrapartes comparten la opinión de que su país es víctima de la violencia en Colombia, y coincidieron en que existe una agresión política y diplomática a Venezuela.

Caracas rompió hace menos de una semana relaciones con Bogotá, ante las acusaciones del estado vecino de que el presidente Hugo Chávez y su gabinete permitían la presencia de guerrilleros en el país.

Para normalizar los nexos bilaterales, Venezuela exige a Colombia respetar su proceso político, a su jefe de Estado e instituciones, así como no inmiscuirse en sus asuntos internos y cesar los ataques contra la nación.

también te puede interesar