Internacionales

Greenpeace evaluará daño ecológico en Golfo de México

Uno de sus barcos, el Arctic Sunrise, participará en una expedición de tres meses para documentar las afectaciones por el escape de petróleo

Daños ecológicos Golfo de Mexico
El grupo ambientalista Greenpeace determinará el alcance de los daños ecológicos por el derrame de petróleo de BP. | Internet

Redacción Central |

Uno de sus barcos, el Arctic Sunrise, participará en una expedición de tres meses para documentar las afectaciones por el escape de petróleo

La organización ecologista Greenpeace anunció que uno de sus barcos, el Arctic Sunrise, participará en una expedición de tres meses para documentar el impacto del derrame del Golfo de México en la vida marina de la zona.

Necesitamos saber el verdadero impacto y naturaleza de esta catástrofe petrolífera, así como los verdaderos motivos por los que ocurrió para asegurarnos que no vuelve a suceder, dijo en un comunicado el director ejecutivo de Greenpeace en EE.UU., Philip Radford.

Está previsto que el barco salga el 9 de agosto de Tampa (Florida) y que visite los cayos de Florida y la reserva ecológica de los islotes de Dry Tortugas, el más lejano arrecife coralino de los cayos de Florida y hábitat natural de más de 300 especies de peces.

A continuación el Arctic Sunrise se dirigirá al área donde está el pozo averiado Macondo y analizará desde el plancton en la superficie marina, hasta los corales en las profundidades del Golfo de México.

La organización insistió en que el hecho de que la petrolera BP haya logrado finalmente sellar el pozo que empezó a verter crudo tras la explosión el 20 de abril de la plataforma que operaba en el Golfo no es el final de la historia.

No olvidemos que el taponado del pozo no es la solución completa, afirmó Radford, quien insistió que se han vertido al Golfo cientos de miles de litros de crudo, que han puesto en peligro la vida salvaje y los ecosistemas de la zona.

El responsable de Greenpeace en EE.UU. acusó a la petrolera de haber cometido incontables errores, de no haber destinado los recursos necesarios y de haberse guardado información y negado el acceso a periodistas y a la ciudadanía.

Ahora Greenpeace se dirige al lugar de los hechos para realizar nuestra propia evaluación independiente del impacto del derrame y comenzar a decir la verdad a EE.UU. y el mundo, dijo Radford.

BP logró detener el jueves por primera desde el inicio de la catástrofe el flujo de crudo a las aguas del Golfo al instalar una enorme campana contenedora que mantiene taponado el pozo.

también te puede interesar