Internacionales

Duelo nacional por tres días en Chile

Se esfuman esperanzas de hallar más sobrevivientes del terremoto

Sismo en Chile
Duelo nacional por tres días en Chile. | Reuters

Redacción Central |

Se esfuman esperanzas de hallar más sobrevivientes del terremoto

El gobierno chileno decretó  duelo nacional de tres días a regir desde este domingo por las víctimas fatales del terremoto del sábado último..

Igualmente, autorizó izar a media asta  la bandera de Chile “como testimonio de solidaridad” hacia los damnificados, según el subsecretario del Interior, Patricio Rosende, quien también anunció la postergación del horario de invierno, cuyo inicio quedó fijado para el sábado 3 de abril.

Por otro lado, el ejecutivo contabilizó 802 víctimas fatales por el sismo de 8,8 grados Richter, pero solo pudo confirmar la identidad de 279 de ellas.

La maquinaria pesada comenzó a retirar este  jueves los escombros tras esfumarse las esperanzas de hallar sobrevivientes del terremoto y tsunami que arrasaron Chile, iniciando una lenta reconstrucción que, según la presidenta Michelle Bachelet, tomará hasta cuatro años.

Las retroexcavadoras se convirtieron en un símbolo del inicio de la reconstrucción tras la tragedia que deja 802 muertos, mientras el país cumplirá desde el domingo tres días de duelo, con banderas izadas a media asta, en homenaje a las víctimas.

Bachelet se refirió al gran desafío que le espera a su país. La reconstrucción demorará “prácticamente todo el Gobierno próximo o por lo menos 3 años”, dijo en una entrevista radial en que indicó que la magnitud de los daños “es enorme”.

“Chile tiene recursos para una cantidad de acciones, pero vamos a tener que pedir crédito al Banco Mundial u otras entidades”, agregó.

Por lo pronto, las autoridades harán un nuevo recuento de víctimas tras reconocer que una región daba por muertos a desaparecidos, lo que podría reducir en unos 200 el número de fallecidos.

“Si hay menos muertos, mejor. Había unos 200 desaparecidos (en la región de Maule) y ese es el número que genera discrepancia. Haremos todas las investigaciones”, dijo la presidenta.

Como reacción a estas dudas más tarde el subsecretario del Interior, Patricio Rosende, leyó una lista de 279 personas fallecidas que han sido plenamente identificadas, aunque no informó cuántas restan sin identificar.

Mientras las grandes ciudades afectadas, Concepción y Talca, empezaban a mostrar señales de normalización con la llegada de alimentos y la reapertura de supermercados, en muchos poblados, especialmente los de la costa, los socorristas seguían buscando desesperadamente a los desaparecidos.

La víspera, un rescatista español miraba con desolación toda la tarea que había por delante en el destruido balneario de Constitución y pedía más equipos de búsqueda.

“Que el gobierno se decida de una puñetera vez a permitir la ayuda internacional”, decía con frustración a la televisión chilena. “Mi perro es bueno pero no alcanza para tanta destrucción”, agregó.

Una demanda satisfecha en parte con la llegada este jueves a Chile de equipos de rescate con perros de Argentina y México.

“Hay zonas rurales donde está todo en el suelo , hay destrucción de infraestructura. Miles de chilenos han perdido no sólo a sus seres queridos sino sus casas y pertenencias”, escribió Bachelet.

En Concepción, 500 km al sur y donde rige aún un toque de queda de 18 horas debido a los saqueos y el vandalismo de los primeros días, las personas siguieron montando guardia en las puertas de sus casas y haciendo fogatas.

Fuerzas militares mantienen un férreo resguardo de la ciudad y continúa el reparto de víveres, que se realiza de forma ordenada casa por casa mientras que en las zonas costeras, buzos tácticos y canes de rescate buscan los cadáveres que comenzó a expulsar el mar.

Concepción huele a quemado, mientras que en la costa el olor es a podrido. En medio de esto los habitantes se acostumbraron a las réplicas. “Tembló de noche pero a veces ya ni se sienten, después del terremoto tan fuerte que tuvimos”, dice Gabriela, una señora mayor.

Mientras se anuncia para el viernes la visita del secretario de la ONU Ban ki-Moon el Papa Benedicto XVI envió un mensaje al pueblo chileno declarándose “hondamente apenado por la dolorosa noticia” del terremoto del sábado y ofreciendo “sufragios por el eterno descanso de los fallecidos”, en mensaje difundido este jueves por la Conferencia Episcopal.

El movimiento chileno de solidaridad con Cuba agradeció hoy la presencia en la ciudad de Rancagua de una brigada de 27 profesionales cubanos de la salud, especializados en situaciones de desastres.

Al destacar que los médicos, enfermeras y técnicos llegaron con un moderno hospital de campaña para atender a víctimas del terremoto del sábado pasado, reiteró su agradecimiento al pueblo y al gobierno de Cuba por su generosidad.

Cuba es el país del mundo que tiene el más alto per cápita de médicos por habitante, lo que le ha permitido no tan solo prestar una adecuada atención a su población, sino que también tender su mano generosa a otros países que lo necesiten, agrega.

Más adelante, apunta que estos son los logros de una sociedad basada en el humanismo y en el respeto a la dignidad de los hombres .

Recuerda asimismo que Cuba padece de un brutal bloqueo económico que asfixia su economía, no le sobran los recursos, pero gracias a estos principios que inspiran a su nación la solidaridad de Cuba nunca ha estado ausente de las grandes tragedias de la humanidad .

La brigada médica cubana, que llegó  tras el devastador terremoto del sábado, instaló  un moderno hospital de campaña en la ciudad de Rancagua y comenzó a atender a los damnificados chilenos.

El conjunto de carpas de emergencia, que albergan los equipos médicos y a 27 profesionales de Cuba, denominado Hospital No. 16 Henry Reeve , fue visitado por el ministro de Salud, Álvaro Erazo, el alcalde Eduardo Soto, la embajadora de la isla, Ileana Díaz Arguelles, y otras autoridades.

Erazo agradeció el apoyo al esfuerzo nacional por enfrentar los efectos del sismo de 8,8 grados Richter y explicó que el número 16 se debe a que en la región de O Higgins, cuya capital es Rancagua, 90 kilómetros al sur de Santiago, existen 15 hospitales y ahora el cubano también quedó incorporado a su red asistencial.

Varias de esas instalaciones, incluido el Hospital Regional de Rancagua, sufrieron daños de distintos grados durante el sismo, por lo que este y otros hospitales de campaña contribuirán a la atención médica de los lesionados y enfermos, dijo a Prensa Latina el doctor Marcelo Yévenes, director del Servicio Regional de Salud.

Según las más recientes informaciones, 60 mil personas quedaron damnificadas en Rancagua.

El ministro agradeció la disposición técnica y humana de los cubanos desde el primer minuto, con plena solidaridad y espíritu de cuerpo, que es lo que necesitamos ahora para darle tranquilidad a la población .

Un especial reconocimiento a la solidaridad y a la labor del gobierno y de los profesionales de Cuba, agregó.

Otra autoridad presente en la inauguración del hospital cubano, instalado en el Complejo Deportivo Patricio Mekis de Rancagua, fue Rubén Torres, directivo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), quien destacó la solidaridad entre los pueblos de las Américas y, como siempre, puntualizó, Cuba está entre los primeros que hace su aporte en este caso .

Al resaltar el rápido apoyo para enfrentar la catástrofe, Torres dijo a Prensa Latina que la calidez humana de los equipos de trabajo son tan o más importantes que el propio equipamiento que los hospitales puedan tener .

El hospital, con un potencial de 20 camas, cuenta con 11 médicos especialistas en medicina general integral, terapia intensiva, cirugía, ortopedia, medicina interna y anestesia, así como con enfermeras intensivistas, instrumentistas, circulantes, técnicos de rayos X, farmacia, electromedicina y banco de sangre.

también te puede interesar