Internacionales

Admiten difícil situación de OTAN en Afganistan

Alto responsable de esa alianza militar reveló el avance de las fuerzas del Talibán a pesar de la presencia de 110 mil soldados de Estados Unidos y sus aliados en ese país

Soldados de Estados Unidos
Soldados de Estados Unidos. | Internet

Redacción Central |

Alto responsable de esa alianza militar reveló el avance de las fuerzas del Talibán a pesar de la presencia de 110 mil soldados de Estados Unidos y sus aliados en ese país

Un cable de la agencia británica Reuters difundió declaraciones de un alto responsable de inteligencia de la OTAN que explica por sí solo la difícil situación que enfrentan los soldados de Estados Unidos y sus aliados en una guerra que muchos consideran perdida. A continuación reproducimos la información de Reuters:

“Las fuerzas extranjeras desplegadas en Afganistán tienen un año de plazo para dar la vuelta a la situación de guerra en el país ante los progresos de los talibán, que cuentan ya con gobernadores “paralelos” en todas menos una de las provincias afganas, según reveló un alto responsable de la inteligencia dela OTAN en declaraciones bajo condición de anonimato en declaraciones a un pequeño grupo de periodistas.

“El tiempo se agota. Tenemos aproximadamente un año para demostrar que nuestra estrategia puede funcionar. Los talibán tienen gobernadores paralelos en 33 de las 34 provincias”, afirmó la fuente, que destacó la “insurgencia a gran escala” que están desarrollando los islamistas. Los talibán “tienen un gobierno preparado”. “Tienen ministros”, advirtió.

El plan de refuerzo del contingente militar anunciado por Estados Unidos prevé el comienzo de la retirada de las tropas para 2011, aunque reconoce que la presencia extranjera será necesaria en el país por lo menos hasta dentro de ocho ó nueve años. Los talibán, afirmó el responsable dela OTAN, están dispuestos a esperar.

“La insurgencia está confiada y espera a un Afganistán posterior a la ISAF”, indicó en referencia a la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (ISAF). “Si queremos tener éxito, esto debe verse como un esfuerzo internacional, casi como una lucha, y es una lucha, para detener o desalentar esta noción de extremismo islámico”, dijo.

En la actualidad hay unos 110.000 militares extranjeros en Afganistán, pero no logran desplazar a los talibán y su influencia, principalmente en el sur y el este del país y ambas partes están virtualmente empatadas. Con los artefactos explosivos improvisados (IED) y las bombas de carretera los talibán han encontrado sus armas preferidas contra las tropas extranjeras. Estos incidentes “cinéticos” se han incrementado en un 300 por ciento desde 2007.

En 2003 se registraron 81 incidentes con IED y tropas extranjeras, mientras que en 2009 la cifra fue de 7.200, según indicó este mando de la inteligencia aliada. Esta cifra incluye los artefactos que explosionaron y también los que fueron detectados y eliminados.

“Esto no pretende ser una gracia, pero sean quienes sean sus responsables de logística, tenemos que aprender de ellos. Que una fuerza enemiga insurgente tenga esa clase de capacidad (…) tienen que ser muy buenos”, afirmó.

(Visited 9 times, 1 visits today)

también te puede interesar