Internacionales

Gases tóxicos fueron proporcionados por Israel, denunció canciller hondureña

Son los que lanzaron contra la embajada brasileña en Tegucigalpa y entraron al país en un vuelo privado, puntualizó Patricia Rodas, quien identificó a las empresas intermediarias

Redacción Central |

Son los que lanzaron contra la embajada brasileña en Tegucigalpa y entraron al país en un vuelo privado, puntualizó Patricia Rodas, quien identificó a las empresas intermediarias

La canciller del gobierno legítimo de Honduras, Patricia Rodas denunció que el gobierno de  facto  lanzó gases tóxicos contra la embajada de Brasil en Tegucigalpa,  donde se refugia el  presidente Manuel Zelaya, y dio los nombres de las empresas que los vendieron.

“Fuentes de la inteligencia militar leales a Zelaya nos han filtrado que los químicos y armas de asedio han sido proporcionadas por las empresas Alfacom e Intercom”, dijo  Rodas durante una conferencia de prensa en Nueva York.

La ministra de Relaciones Exteriores hondureña asiste a los debates de la 64 Asamblea General de la ONU, ante la que su país aún no ha intervenido y está  a la espera de hacerlo la próxima semana.

Esas dos empresas se ubican en Tegucigalpa, y serían propiedad del ciudadano israelí Yehuda Leitner, que “sirvió de intermediario con Israel. Ingresaron (en el país) en un vuelo privado en los últimos días”, explicó Rodas.

En Tegucigalpa, Zelaya denunció el lanzamiento de “gases tóxicos” contra la legación diplomática, donde se encuentra junto a familiares y un grupo de seguidores desde el lunes.

La ministra  indicó que el especialista en salud pública Mauricio Castellanos “tomó resultados de ambiente desde las afueras de la embajada de Brasil en Honduras, aproximadamente a unos 300 metros del edificio debido a que los militares tienen bloqueado el acceso a la embajada”.

Según Rodas, el especialista utilizó un equipo aprobado por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA, por su sigla en inglés) estadounidense y dijo que los resultados muestran una concentración arriba de lo normal de amoniaco, que se usa como gas pimienta.

De acuerdo con esos análisis, había una alta concentración de ácido cianhídrico, del que señaló produce “una reacción rápida al inhalarlo, y al contacto con el hierro de la sangre provoca vértigo, náuseas, vómitos, cefaleas y dificultades respiratorias”.

También denunció que los ocupantes de la embajada son objeto de lanzamiento de elementos químicas desde helicópteros y aviones y del uso por las tropas de aparatos sofisticados de radiaciones sónicas y electromagnéticas que les han causado diversos trastornos.

Rodas urgió a que haya una misión médica internacional de la ONU, y expresó que su país se encuentra ante una guerra irregular.

Asimismo, denunció que las fuerzas armadas del Gobierno de facto no dejan entrar a la legación diplomática brasileña a médicos ni a personal de la Cruz Roja Internacional.

también te puede interesar