Internacionales

Asesinato a sangre fría en las calles de Honduras

El joven de apenas 18 años, Elvis Jacobo Euceda Perdomo, murió por disparos de fusil sólo por gritar golpistas al paso de una patrulla policíaca y se convirtió en una de las 10 víctimas fatales cuya muerte denunció el presidente Manuel Zelaya

Elvis Jacobo Euceda Perdomo
Elvis Jacobo Euceda Perdomo. | Diario El Tiempo

Redacción Central |

El joven de apenas 18 años, Elvis Jacobo Euceda Perdomo, murió por disparos de fusil sólo por gritar golpistas al paso de una patrulla policíaca y se convirtió en una de las 10 víctimas fatales cuya muerte denunció el presidente Manuel Zelaya

Un adolescente fue asesinado a sangre fría luego que gritara “golpistas” a un grupo de policías que se transportaban en la patrulla 4-10 de la policía hondureña, informaron familiares y vecinos que presenciaron el crimen.

La víctima fue identificada como Elvis Jacobo Euceda Perdomo, de 18 años, quien murió en la colonia Las Colinas, de la aldea del Carmen de dos disparos de fusil y quedó tendido en el pavimento como muestra la foto.

El joven, que se dedicaba a cortar leña de un cerro cercano a la colonia para agenciarse algún dinero, en el momento del percance iba montado en una bicicleta color rojo. El se dirigía a jugar al campo de fútbol.

El personal que hizo el levantamiento encontró  casquillos de Galil, el arma oficial de la policía.

Según testigos, el crimen sucedió cuando el adolescente pasó cerca de la patrulla y gritó “golpistas”. En ese momento uno de los policías  se bajó del vehículo y disparó el fusil que portaba contra la humanidad del muchacho, quien iba a unos 70 metros de distancia.

Los disparos impactaron en la cabeza y espalda. El joven al derrumbarse de su bicicleta, cayó al pavimento.   Fue otra muestra fehaciente de la cruel represión desatada por los golpistas contra el pueblo.

también te puede interesar