Internacionales

Denuncian recrudecimiento de la represión en Honduras

Activistas de Derechos Humanos informaron en San José de detenciones arbitrarias, ataques a medios de difusión independientes y reclutamiento forzoso de jóvenes por las fuerzas armadas

Honduras
Denuncian recrudecimiento de la represión en Honduras | Reuters

Redacción Central |

Activistas de Derechos Humanos informaron en San José de detenciones arbitrarias, ataques a medios de difusión independientes y reclutamiento forzoso de jóvenes por las fuerzas armadas

Detenciones arbitrarias, reclutamiento militar forzoso y represión contra medios independientes son algunos atropellos que está cometiendo el Ejército hondureño tras el golpe de Estado, denunciaron  en San José activistas de derechos humanos de Honduras.

“Se está secuestrando nuevamente a los jóvenes para un servicio compulsivo porque ya el Ejército no puede contener las protestas populares”, aseguró el director del Centro para la Prevención y Tratamiento de Víctimas de Tortura, Juan Almendáres, en una conferencia de prensa por teléfono desde Honduras.

El activista aseguró que los militares se están llevando incluso a menores de edad para incorporarlos al Ejército en poblados rurales de los departamentos de Olancho, El Progreso y Colón.

Por su parte, el sacerdote Ismael Moreno denunció que varios medios de comunicación han sido allanados e intervenidos por las tropas.

A la Radio Progreso de Yoro, dirigida por sacerdotes jesuitas, ingresaron 25 soldados, “nos obligaron a salir y nos amenazaron con que si seguíamos transmitiendo nos iban a destruir los equipos”, dijo Moreno desde Honduras vía telefónica a periodistas en Costa Rica.

Reina Rivera, directora del Centro de Investigación y Promoción en Derechos Humanos, aseguró que las autoridades judiciales emitieron orden de captura contra el alcalde de la ciudad de San Pedro Sula (240 km al norte de la capital), Roberto Padilla, seguidor del depuesto presidente Manuel Zelaya.

Otros alcaldes también son víctimas de persecución y varios de ellos se encuentran escondidos, aseguró Rivera.

Los tres activistas participaron en una conferencia telefónica organizada por el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) en San José.

Mientras tanto, la embajada de Estados Unidos en Honduras desmintió este miércoles haber cancelado la visa a Roberto Micheletti, mandatario en funciones desde el domingo, cuando el presidente Manuel Zelaya fue derrocado por los militares.

“No es cierto. Es totalmente falso. Ha habido muchas llamadas en ese sentido pero no hay nada de eso”, dijo a la AFP la portavoz de la misión diplomática, Ledy Pacheco.

En diferentes medios de Tegucigalpa circularon versiones según las cuales Estados Unidos había cancelado la visa a Micheletti y a cercanos colaboradores, por asumir las funciones que, de acuerdo con Washington, la ONU y la OEA, corresponden a Zelaya.

El portavoz del Pentágono, Bryan Whitman, anunció este miércoles que Estados Unidos suspendió todas sus actividades militares con Honduras hasta nuevo aviso.

“Hemos suspendido nuestras actividades militares con las fuerzas armadas de Honduras el tiempo necesario para estudiar la situación”, dijo

Unos 600 militares estadounidenses están estacionados en Honduras en la base aérea de Palmerola o Enrique Soto Cano, 80 km al norte de la capital Tegucigalpa

también te puede interesar