Internacionales

Alertan sobre efectos para Bolivia del cambio climático

El Informe de Desarrollo Humano 2007-2008 sitúa a este país entre los ocho más vulnerables a los efectos del cambio climático en Latinoamérica

Redacción Central |

El Informe de Desarrollo Humano 2007-2008 sitúa a este país entre los ocho más vulnerables a los efectos del cambio climático en Latinoamérica

Debido al cambio climático y la elevación de las temperaturas en el planeta, las poblaciones de las ciudades bolivianas de La Paz y El Alto enfrentarán en 2009 problemas para acceder al agua, revela aquí un estudio oficial.

De acuerdo con el Informe de Desarrollo Humano 2007-2008, esta previsión es sólo una de las consecuencias negativas que el país experimenta, de manera silenciosa y casi inadvertida.

La información es parte de la evaluación anual que realiza el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Bolivia, para medir el Índice de Desarrollo Humano (IDH).

El documento sitúa a este país entre los ocho más vulnerables a los efectos del cambio climático en Latinoamérica.

Andrea Urioste, responsable del informe temático de Medio Ambiente del IDH Nacional, aclara que los efectos del cambio climático en el país no se han medido científicamente todavía.

Recuerda que el inusual comportamiento del clima ya incidió negativamente en la forma de vida de grandes poblaciones que sufren por la escasez de agua y alimentos, el incremento de enfermedades tropicales y sequías e inundaciones, entre otros problemas.

El texto La lucha contra el cambio climático establece cinco mecanismos a través de los cuales esa situación puede paralizar y revertir el desarrollo humano.

Estos son producción agrícola y seguridad alimentaria, estrés por falta e inseguridad de agua, aumento en el nivel del mar y exposición a desastres meteorológicos, transformación de los ecosistemas y la biodiversidad, y alteración de la salud humana.

Al respecto, Urioste explica que en los últimos años las poblaciones afectadas por fenómenos climatológicos extremos, como lluvias y sequías prolongadas, tienen problemas para acceder a los alimentos y al agua de calidad (no contaminada).

Asimismo, en zonas altas del país, como es el caso del lago Titicaca, se detectó la presencia del vector que transmite la malaria, enfermedad característica de las áreas tropicales, que se presume llegó al altiplano debido al incremento de las temperaturas.

Como ejemplo cita que el próximo año El Alto y La Paz sufrirán estrés hídrico, es decir, la demanda de agua será mayor a la oferta.

Ese es un problema asociado al deshielo del Tuni Condoriri, cuya cuenca desaparecerá en un periodo de 17 a 37 años, a velocidades superiores a las de nevados como los de la cordillera asiática del Himalaya.

En Latinoamérica, Bolivia está entre los países más vulnerables a los efectos del cambio climático. La lista incluye además a Haití, Honduras, Paraguay, Nicaragua, Belice, Guyana y El Salvador, agrega la experta.

también te puede interesar