Internacionales

Al menos 45 muertos en Irak, mientras sigue búsqueda de 3 soldados de EEUU

Bagdad – Al menos 45 personas murieron el miércoles en Irak, 32 de ellas en un atentado suicida en un mercado del norte de Bagdad, mientras el ejército estadounidense continuaba buscando a tres de sus soldados, desaparecidos hace cinco días en una emboscada

Violencia en Irak
Un coche destrozado por la explosión de una bomba en el distrito bagdadí de Karrada el 14 de mayo de 2007. Al menos 45 personas murieron el 16 de mayo en Irak, 32 de ellas en un atentado suicida en un mercado del norte de Bagdad. | AFP

Redacción Central |

Bagdad – Al menos 45 personas murieron el miércoles en Irak, 32 de ellas en un atentado suicida en un mercado del norte de Bagdad, mientras el ejército estadounidense continuaba buscando a tres de sus soldados, desaparecidos hace cinco días en una emboscada

“Un coche bomba cargado de explosivos y de cloro, conducido por un terrorista, estalló el martes en la noche en un mercado, provocando 32 muertos y 65 heridos en Abu Saida, en la provincia de Diyala”, indicó un policía que pidió mantener el anonimato.

La explosión del coche fue acompañada de dos disparos de mortero, señaló por su parte el general Abdel Karim Jalaf, portavoz del ministerio del Interior, quien no precisó el número de víctimas.

El ejército estadounidense, que acudió al lugar de los hechos para investigar, indicó que no había hallado ningún rastro de cloro.

Por otro lado, más de 4.000 soldados estadounidenses continuaban el miércoles la búsqueda de tres compañeros desaparecidos en la región de Mahmudiyah, a 30 km al sur de Bagdad, tras una emboscada que unos insurgentes tendieron a su patrulla el pasado 12 de mayo.

Cuatro soldados estadounidenses y un iraquí murieron en el ataque, reivindicado por la rama iraquí de Al Qaida, que además asegura tener a los tres soldados restantes, dados por desaparecidos.

De los cuatro militares muertos, uno de ellos no pudo ser identificado.

La búsqueda de los desaparecidos continúa pese a las advertencias de Al Qaida, que exigió el cese de las operaciones en la zona.

Los siete soldados de la patrulla formaban parte del “4o batallón, 31o regimiento de infantería, 2a brigada de combate, 10a división de montaña de Fort Drum, estado de Nueva York”.

Asimismo, las fuerzas de seguridad iraquíes se enfrentaron durante dos días con los milicianos chiitas del ejército del Mahdi del líder radical Moqtada Sadr, provocando 12 muertos.

El miércoles por la tarde se acordó un alto el fuego y la instauración del toque de queda en Nasiriyah, a 375 km al sur de Bagdad, según las autoridades locales.

“Dos soldados iraquíes, un importante oficial de policía y nueve civiles murieron en los enfrentamientos, que dejaron 91 heridos”, declaró Hadi Badr, responsable del ministerio de Sanidad en Nasiriyah.

El rechazo de liberar a dos miembros de la poderosa milicia chiita, detenidos por la policía local, que los acusa de haber participado en atentados y de haber disparado con morteros contra las fuerzas estadounidenses e iraquíes, provocó los combates, según esta fuente.

Por otra parte, 13 iraquíes murieron en diversos ataques en el norte de Irak, entre ellos seis civiles, cerca de Kirkuk, y seis policías y un soldado en la región de Mosul.

En Bagdad fueron hallados los cadáveres de 30 personas asesinadas.

De lado de la justicia, un responsable de la rama iraquí de Al Qaida, capturado en diciembre de 2006 y sospechoso de haber organizado más de 800 atentados en la región de Bagdad, será juzgado próximamente ante un tribunal iraquí, anunció el ejército estadounidense. Se trata de Omar Waadallah, también conocido como “Abu Nur” y “la araña”.

también te puede interesar