Internacionales

95 iraquíes, 8 soldados de EEUU muertos al crecer violencia

Bagdad – Un total de 95 iraquíes fueron hallados muertos el domingo, 30 de ellos al explotar una bomba, además ocho soldados estadounidenses murieron en diversos ataques

Iraq
niños juegan en bloques de concreto en Bagdad. | AP

Redacción Central |

Bagdad – Un total de 95 iraquíes fueron hallados muertos el domingo, 30 de ellos al explotar una bomba, además ocho soldados estadounidenses murieron en diversos ataques

En Samarra, un ataque de insurgentes suníes provocó la muerte del jefe de policía de la ciudad y 11 agentes.

Las fuerzas estadounidenses sufrieron su ataque más mortífero en Diyala, donde seis soldados y un periodista europeo murieron al destruir una potente bomba el vehículo en que viajaban, informó el mando militar. Dos soldados resultaron heridos.

Otros dos soldados murieron en incidentes distintos en Bagdad.

El mando reportó otras tres muertes: las de dos infantes de marina en la provincia de Anbar y la de un soldado en un incidente en el norte de Irak.

Con éstas suman por lo menos 3.373 las muertes de militares estadounidenses desde el comienzo de la guerra en marzo de 2003, según un recuento de The Associated Press.

Alrededor del mediodía, una bomba en el distrito Baiyaa, en el occidente de Bagdad, destrozó vehículos, arrancó los techos de edificios cercanos y destrozó las fachas de comercios. La policía dijo que unas 80 personas resultaron heridas, aparte de los 30 muertos.

La tremenda explosión dejó charcos de sangre en las calles. Dos camionetas cargadas de trozos de cuerpos llegaron a la morgue, según fuentes del hospital.

Ningún grupo se hizo responsable del ataque, que se produjo después que políticos suníes dijeron que milicias chiítas han reanudado su campaña para expulsar a los suníes de Baiyaa.

La mayoría de los comercios del mercado aparentemente pertenecen a chiítas, lo cual dio lugar a conjeturas de que se trató de una represalia de suníes intransigentes a las presuntas expulsiones, que se creía habían disminuido en la capital desde que se tomaron nuevas medidas de seguridad el 14 de febrero.

Los ataques en Samarra, una ciudad suní 95 kilómetros al norte de Bagdad, comenzaron cuando un coche bomba explotó frente al cuartel de policía. A continuación, decenas de insurgentes _algunos enmascarados y provistos de cámaras de video_ abrieron fuego sobre el edificio y un retén.

Comandos del ejército estadounidense acudieron al lugar y fueron atacados con armas cortas y lanzagranadas. Dos soldados resultaron heridos.

El jefe de policía, coronel Jalil Nahi Hassoun, y 11 agentes murieron, dijeron fuentes oficiales.

también te puede interesar