Internacionales

Comienzan consultas sobre proyecto contra Irán

Naciones Unidas – Los 15 miembros del Consejo de Seguridad comienzan hoy una compleja etapa de consultas privadas sobre un proyecto contra Irán, con la intención de Sudáfrica de borrar de ese texto propuestas de sanciones severas

Redacción Central |

Naciones Unidas – Los 15 miembros del Consejo de Seguridad comienzan hoy una compleja etapa de consultas privadas sobre un proyecto contra Irán, con la intención de Sudáfrica de borrar de ese texto propuestas de sanciones severas

Los cinco miembros permanentes de ese organismo de la ONU, Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia, Rusia y China, presentaron la semana pasada junto con Alemania una propuesta de nuevos castigos a Irán por continuar su programa de enriquecimiento de uranio.

Estados Unidos y sus aliados de la Unión Europea alegan que ese combustible radiactivo está dirigido a un programa oculto de armas atómicas, pero las autoridades de Teherán aseguran que es para producir energía electronuclear.

Hasta el momento, las presiones para lograr una rápida aprobación de ese proyecto han tropezado con la renuencia el presidente del Consejo, el embajador sudafricano Dumisani Kulamo, a permitir una “votacion mecánica”.

“Los miembros no permanentes también deben pronunciarse sobre ese proyecto y no deben ser tratados simplemente para refrendar lo que acuerden los cinco miembros permanentes”, dijo el Embajador Kumalo, quien conduce durante este mes las labores del Consejo.

De acuerdo con las regulaciones del organismo, la adopción de cualquier resolución requiere por lo menos nueve votos a favor y ningún veto de alguno de sus miembros permanentes.

Además de Sudáfrica, los otros nueve miembros del Consejo elegidos por un período de dos años son República del Congo, Ghana, Perú, Qatar, Eslovaquia, Bélgica, Indonesia, Italia y Panamá.

“Creo que debemos ser respetuosos con los miembros no permanentes y ofrecerles la oportunidad de que se conozcan sus puntos de vistas sobre el proyecto y discutirlo con ellos”, estimó el embajador de Rusia Vitaly Churkin.

Durante los últimos días, negociadores diplomáticos sudafricanos han trabajado junto con otros Estados miembros no permanentes para impedir la expansión de las sanciones más allá de lo referido a materiales y tecnología nuclear.

Sudáfrica propone borrar del proyecto negociado entre las grandes potencias las propuestas de embargos de armas, prohibiciones financieras y comerciales, congelamientos de bienes y restricciones de movimiento a funcionarios.

También incluye un llamado a suspender durante 90 días las sanciones que queden en pie a fin de propiciar durante ese tiempo una nueva ronda de negociaciones políticas con Teherán, según un documento que circula entre los miembros del Consejo.

A juicio de funcionarios diplomáticos, la intención sudafricana de enmendar el proyecto contra Irán pudiera ser un indicio de la irritación de los 10 miembros no permanentes por su marginación de esas negociaciones por las grandes potencias.

Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia y Alemania han expresado su inconformidad con el gesto de Sudafrica, sobre todo por sus potencialidades para demorar hasta la semana próxima la votación de ese documento.

“Esta es una resolución regular y no está redactada por Dios. Lo que estamos haciendo, como miembros electos del Consejo de Seguridad, es lo que se supone que hagamos”, dijo el Embajador Kumalo.

también te puede interesar