Internacionales

Protestas contra Bush arrecian en segundo día de su gira por Latinoamérica

Sao Paulo – Las protestas contra la gira por Latinoamérica del presidente George W. Bush arreciaron el viernes: miles marcharon en Sao Paulo, en Montevideo la manifestación provocó daños en locales de McDonald`s, mientras en Buenos Aires hubo choques entre policías y grupos radicales

Manifestación en Brasil
Miles de personas se manifiestan el 8 de marzo de 2007 por la principal avenida de Sao Paulo en una marcha por el Día Internacional de la Mujer que se convirtió en una protesta por la llegada del presidente estadounidense, George W. Bush. Tras su visita a Brasil, el mandatario norteamericano irá a Uruguay, Colombia, Guatemala y México. | AFP

Redacción Central |

Sao Paulo – Las protestas contra la gira por Latinoamérica del presidente George W. Bush arreciaron el viernes: miles marcharon en Sao Paulo, en Montevideo la manifestación provocó daños en locales de McDonald`s, mientras en Buenos Aires hubo choques entre policías y grupos radicales

Asimismo, en Colombia, Guatemala y Bolivia se preparaban diversos actos de repudio.

En Sao Paulo, por segundo día consecutivo movimientos sociales y de izquierda se lanzaron a las calles “A la caza de (George W.) Bush”, lema de las protestas en la metrópoli de Brasil, donde el jueves el mandatario inicio su gira, que lo llevará también a Uruguay, Colombia, Guatemala y México.

Unos mil jóvenes, convocados por la Unión Nacional de Estudiantes (UNE), se concentraron a unas tres cuadras del hotel Hilton de Sao Paulo, hasta donde la barrera policial les permitió acercarse, para manifestar su repudio, mientras Bush se entrevistaba con el presidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva.

“Estamos haciendo pintadas con tinta roja, que simboliza la sangre derramada por las personas asesinadas por Bush en Irak y otros puntos del planeta”, declaró a la AFP Gustavo Peta, presidente de la UNE. Ya el jueves miles de personas habían manifestado en Sao Paulo, en medio de un estricto esquema de seguridad.

En Uruguay, país donde Bush será huésped de viernes a domingo, las protestas se produjeron en la capital Montevideo, y a 200 km al oeste, en Colonia, donde se ubica la hacienda presidencial de Anchorena, lugar que utilizará el presidente Tabaré Vásquez para entrevistarse con su par estadounidense.

Al menos seis mil manifestantes marcharon en Montevideo, donde se generaron hechos violentos: las vidrieras de dos restaurantes McDonald s fueron destruidas, así como las de una Iglesia, y dos periodistas resultaron heridos en medio del caos.

En Colonia, con el lema “Fuera genocida de América Latina”, grupos radicales llegaron hasta donde las autoridades se lo permitieron, portando banderas palestinas, venezolanas, cubanas y uruguayas.

Al otro lado del Río de la Plata, en Buenos Aires, grupos radicalizados del movimiento de piqueteros (pobres y desocupados) se enfrentaron con policías y quemaron banderas de Estados Unidos.

Y el plato fuerte de las protestas en la capital argentina tuvo lugar en la noche del viernes, cuando el presidente venezolano Hugo Chávez, de visita en este país, encabezó un acto antiimperialista y anti-Bush en un estadio de fútbol, al que asistieron miles de personas.

Consignas y cánticos alertando contra el imperialismo que avanza en América latina , se escuchaban entre los manifestantes, mientras en el escenario se leían frases del Che Guevara y Evita.

El domingo, el mandatario venezolano tiene previsto encabezar en la ciudad indígena boliviana de El Alto, en el extremo andino del país, un acto de protesta contra Bush, en medio de un mitin popular.

Ese mismo día en Bogotá, ciudad en la que Bush permanecerá por 6 horas, los estudiantes -que ya han escenificado varias jornadas de protestas y enfrentamientos con la policía antimotines-, se preparaban para recibirlo con actos en su contra.

Las centrales obreras y la coalición de izquierda Polo Democrático también programaron una manifestación, aunque los efectivos de seguridad los mantendrán a dos km de distancia de la presidencial Casa de Nariño, donde Bush se entrevistará con el mandatario Alvaro Uribe.

En la capital guatemalteca, organizaciones sociales guatemaltecas tenían previsto realizar el sábado una “gran manifestación de rechazo a la llegada de Bush a Guatemala”, donde permanecerá de domingo a lunes.

Del 12 al 14 de marzo, Bush visitará la ciudad mexicana de Mérida, el punto de encuentro con el presidente Felipe Calderón, que ya fue escenario del despliegue de cientos de policías y soldados encargados de la seguridad.

también te puede interesar