Internacionales

Una nueva ola de atentados frustra el plan de seguridad de Bagdad

Bagdad – Las acciones terroristas volvieron a frustrar este domingo el plan de seguridad de Bagdad con al menos 42 muertos en pocas horas

Violencia en Irak
Trabajadores de un hospital iraquí transportan un cuerpo a la morgue de un sanatario en el convulso distrito bagdadí de Sadr City, el 25 de febrero de 2007. La víctima y otras 40 personas murieron en un atentado suicida frente a la Facultad de Economía en el este de la ciudad. | AFP

Redacción Central |

Bagdad – Las acciones terroristas volvieron a frustrar este domingo el plan de seguridad de Bagdad con al menos 42 muertos en pocas horas

Por lo menos 40 personas murieron y más de 30 resultaron heridas cuando un kamikaze accionó un cinturón de explosivos en la entrada de la facultad de Economía, en el este de Bagdad, según un balance del ministerio del Interior.

La mayoría de las víctimas eran estudiantes y la mitad de ellas, mujeres, dijo un portavoz del hospital Iman Ali. En este centro se recibieron 22 cuerpos y se atendían a otras 30 personas heridas.

Un fotógrafo de la AFP relató que, tras el atentado, se mezclaban en el suelo sangre, restos humanos, papeles esparcidos y retazos de libros. Algunas personas buscaban a los suyos entre los escombros.

La facultad afectada forma parte del campus universitario de Mustansariya, muy próximo al barrio de Sadr City, el gran bastión chiita de Bagdad, por lo que es frecuentada en especial por estudiantes de esa comunidad.

“¡Nos han vendido!”, gritaba un hombre conmocionado, que denunciaba a su manera la ineficacia del plan de seguridad iraquí-estadounidense.

Otras dos personas murieron y ocho quedaron heridas al estallar una furgoneta bomba cerca de la embajada iraní, en un atentado que aumenta la tensión entre Teherán y su vecino iraquí.

Todavía no se ha determinado si este ataque estaba dirigido contra la legación iraní, situada en una de las calles del centro, frecuentadas habitualmente por los convoyes militares.

La explosión se produjo hacia las 08H45 locales (05H45 GMT) en la acera de enfrente de la embajada, a unos 30 metros, en el distrito de Karrada Miriam, un barrio donde conviven chiitas y sunitas.

“La policía nos dijo que el vehículo usado es una pequeña furgoneta Kia y que murieron dos personas. Fue cerca de la embajada, pero no éramos el objetivo”, declaró a la AFP el diplomático iraní destacado en Bagdad, Jalil Saadati.

Los asesinatos sectarios y atentados habían descendido en las últimas semanas coincidiendo con el nuevo plan de seguridad para la capital, anunciado oficialmente el 14 de febrero. El proyecto prevé el despliegue de 90.000 hombres, entre militares estadounidenses y fuerzas iraquíes.

Sin embargo, ante esta nueva ola de violencia, las autoridades intentan defender su estrategia. El portavoz del mando militar del plan, Qassim al Mussawi, declaró este mismo domingo a la televisión pública Al Iraqia que, en 24 horas, “se habían matado a doce terroristas y habían sido detenidos otros 75”.

El portavoz también avanzó que se prohibiría el estacionamiento en los grandes ejes de la capital para “evitar que los terroristas puedan llevar a cabo actos criminales en los mercados y zonas muy transitadas”.

Poco antes de estas declaraciones, un mensaje del jefe chiita radical Moqtada Sadr avecinaba nuevas dificultades.

Sadr, de quien se desconoce actualmente su paradero, hizo leer un comunicado en Sadr City en el que llama a las fuerzas iraquíes a no cooperar con el ejército estadounidense.

“El plan de seguridad bajo mando de nuestro enemigo no tiene nada de bueno para los iraquíes”, según el texto leído por un religioso ante una multitud enfervorizada. “Manténganse lejos de ellos, hagan su propio plan independiente iraquí y no un plan sectario y dictatorial”, lanzó el religioso.

A principios de enero, la corriente política de Sadr, no obstante, había hecho público su apoyo al plan iraquí-estadounidense.

Por otra parte, el primer ministro, Nuri al Maliki, acusó a la red terrorista Al Qaida de ser responsable del atentado el sábado contra una mezquita sunita en Habbaniya (oeste), cuyo balance aumentó de 40 a 56 muertos según una fuente médica.

también te puede interesar

Bandera del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN)

CIRCULAR / JEFATURA NACIONAL DE CAMPAÑA

Como [email protected], como Gran Familia, como Familia Sandinista, Vamos Adelante, EN AMORANICARAGUA, y Siempre Más Allá!